Contenido externo

El siguiente contenido proviene de socios externos. No podemos garantizar al usuario el acceso a todos los contenidos.

Una mujer espera que su familia llegue al Aeropuerto Internacional John F. Kennedy en Queens, Nueva York, Estados Unidos.28 de enero 2017. La decisión del Gobierno del presidente Donald Trump de prohibirle la entrada a Estados Unidos a refugiados e inmigrantes de siete países de mayoría musulmana causaba pánico y confusión entre viajeros el sábado, y muchos desistían de subir a vuelos con dirección al país norteamericano. REUTERS/Andrew Kelly

(reuters_tickers)

Por Eric Knecht y Maher Chmaytelli

EL CAIRO/BAGDAD (Reuters) - Ciudadanos de países árabes e iraníes que tenían previstos viajes a Estados Unidos reaccionaron con furia el sábado a las medidas sobre cancelación de visas del Gobierno de Donald Trump, al calificarlas como insultantes y discriminatorias.

A cinco pasajeros iraquíes y a uno yemení se les impidió el sábado abordar un vuelo de EgyptAir desde El Cairo a Nueva York, un día después de que Trump prohibió la entrada de ciudadanos de siete países con población mayoritariamente musulmana.

Una portavoz del Departamento de Seguridad Nacional de Estados Unidos dijo que las medidas adoptadas incluían a personas que cuentan con la residencia permanente. Otro funcionario del Gobierno sostuvo que los viajeros con la "green card" quedarían sujetos a una revisión caso por caso.

Irán, uno de los siete países impactados, dijo que aplicaría medidas similares en represalia contra estadounidenses, y describió la decisión del mandatario republicano como una "afrenta contra el mundo musulmán y la nación iraní".

"No es correcto calificar a enormes grupos de árabes y musulmanes como posibles terroristas", dijo Najeeb Haidari, un ejecutivo de seguridad yemení-estadounidense, un día después de que Trump impusiera una prohibición de cuatro meses sobre los arribos de refugiados y vetara temporalmente a los viajeros de naciones en conflicto, como Siria.

En las naciones sujetas a las restricciones de viaje estadounidenses, los viajeros que preparaban visitas familiares o de trabajo o intentaban escapar de la guerra dijeron que el cambio de planes los hundía en el caos. Algunos dijeron que se sentían humillados.

"Esta es una decisión estúpida y terrible que perjudicará al pueblo estadounidense más que a nadie porque demuestra que el presidente no puede gestionar asuntos de relaciones entre personas, ni temas políticos y ni globales", añadió Haidari.

Sudán dijo que la decisión de vetar el ingreso a Estados Unidos de sus ciudadanos era desafortunada, en vista de los "pasos históricos tomados" apenas hace unas semanas para que Washington levantara sanciones contra el país por su cooperación para combatir el terrorismo.

Abogados de numerosas organizaciones de inmigración y la Unión Civil de Libertades Americanas presentaron una demanda en una corte federal de Brooklyn en representación de dos de los hombres iraquíes. Uno de ellos es un ex empleado del Gobierno estadounidense y el otro el esposo de una ex contratista de Seguridad del país.

(Reporte adicional de Brendan O'Brien en Milwaukee, David Ingram en Nueva York y Roberta Rampton en Washington. Escrito por Doina Chiacu. Editado en español por Marion Giraldo)

Neuer Inhalt

Horizontal Line


subscription form

Formulario para abonarse al Newsletter de swissinfo

Regístrese para recibir en su correo electrónico nuestro boletín semanal con una selección de los artículos más interesantes

Formulario para abonarse al Newsletter de swissinfo

swissinfo en español en Facebook

Únete a la nueva página de SWISSINFO EN ESPAÑOL en Facebook

Únete a la nueva página de SWISSINFO EN ESPAÑOL en Facebook

Reuters