Contenido externo

El siguiente contenido proviene de socios externos. No podemos garantizar al usuario el acceso a todos los contenidos.

Foto de archivo. El presidente iraní Hassan Rouhani hace gestos durante una conferencia de prensa en Teherán, Irán . 22 de mayo de 2017. TIMA via REUTERS ATTENTION EDITORS - THIS IMAGE WAS PROVIDED BY A THIRD PARTY. FOR EDITORIAL USE ONLY. - RTX372F9

(reuters_tickers)

Por Parisa Hafezi

ANKARA (Reuters) - Hassan Rouhani recibió el jueves el apoyo del líder supremo iraní para su segundo período como presidente tras un fácil triunfo electoral, prometiendo abrir la república islámica al comercio exterior y a las inversiones pese a resistencias internas y a un renovado antagonismo de Estados Unidos.

El ayatolá Ali Jamenei, que tiene la última palabra en todos los asuntos de mayor importancia del Estado, apoyó formalmente a Rouhani como presidente en una ceremonia transmitida en vivo por la televisión estatal.

Dirigiéndose a líderes religiosos, militares y políticos, Jamenei oró por "el éxito de una persona valiosa". Rouhani fue reelegido cómodamente en los comicios del 19 de mayo.

Bajo el mandato de Rouhani, Irán emergió de su aislamiento internacional en 2015 cuando selló un acuerdo con seis potencias mundiales para frenar su programa nuclear a cambio de que se levantaran unas sanciones financieras y económicas en vigor desde hace una década.

Pero su intento de frenar la frágil distensión con Occidente sobre cuestiones financieras para reconstruir la economía petrolera de Irán ha sido frenada por los temores de los inversionistas a las sanciones preexistentes de Estados Unidos y a las sospechas en círculos cercanos al líder supremo sobre una creciente influencia occidental.

Las nuevas sanciones de Estados Unidos podrían envalentonar a los rivales conservadores de Rouhani, que sostienen que el acuerdo nuclear fue una forma de rendición.

Un miembro de la elite que ha ocupado altos cargos políticos y militares desde la Revolución Islámica de 1979, Rouhani es un líder pragmático al contrario de Jamenei y sus aliados. Analistas han planteado dudas sobre su capacidad de equilibrar demandas de esos grupos con las expectativas de sus seguidores, a menudo más jóvenes y liberales.

Rouhani jurará el sábado como presidente y después tendrá dos semanas para presentar su gabinete al parlamento para un voto de confianza.

(Editado en español por Natalia Ramos)

subscription form

Formulario para abonarse al Newsletter de swissinfo

Regístrese para recibir en su correo electrónico nuestro boletín semanal con una selección de los artículos más interesantes

Formulario para abonarse al Newsletter de swissinfo

Reuters