Contenido externo

El siguiente contenido proviene de socios externos. No podemos garantizar al usuario el acceso a todos los contenidos.

Un manifestante palestino reza durante los enfrentamientos con las tropas israelíes en una protesta contra la decisión del presidente estadounidense Donald Trump de reconocer a Jerusalén como la capital de Israel, cerca de la ciudad cisjordana de Ramallah el 7 de diciembre de 2017. REUTERS / Mohamad Torokman

(reuters_tickers)

GAZA (Reuters) - Al menos 31 personas resultaron heridas el jueves por disparos del Ejército israelí con munición real y balas de goma, dijeron médicos, durante protestas palestinas en la Cisjordana ocupada y en la Franja de Gaza después de que Estados Unidos reconoció a Jerusalén como capital de Israel.

En las ciudades cisjordanas de Hebrón y Al-Bireh, miles de manifestantes marcharon con cánticos como "Jerusalén es la capital del Estado de Palestina", dijeron testigos. Algunos palestinos arrojaron piedras a soldados.

Once manifestantes fueron alcanzados por munición real y otros 20 por balas de goma, afirmaron médicos. Una portavoz militar indicó que los soldados habían utilizado "equipamiento antidisturbios" contra cientos de personas que arrojaban piedras.

En la Franja de Gaza, decenas de manifestantes se congregaron cerca de la valla fronteriza con Israel y lanzaron piedras a los soldados que estaban al otro lado. Siete manifestantes resultaron heridos por los disparos, uno de los cuales está en estado crítico, dijo el Ministerio de Salud.

Cuatro personas resultaron heridas por armas de fuego en Cisjordania y otras 20 por balas de goma, dijeron funcionarios de salud.

Una portavoz del Ejército israelí no realizó comentarios inmediatamente.

Las autoridades palestinas convocaron a una huelga general en protesta por la declaración del presidente de Estados Unidos, Donald Trump, sobre Jerusalén el miércoles.

     Israel considera a Jerusalén su capital eterna e indivisible. Los palestinos quieren que la capital de un Estado independiente palestino esté en el sector oriental de la ciudad, que Israel capturó en la guerra de Medio Oriente de 1967 y se anexó en una medida que nunca fue reconocida internacionalmente.

Miembros de grupos armados, incluyendo algunos de la facción Fatah del presidente palestino Mahmoud Abbas, aparecieron en una conferencia de prensa en Gaza, con sus rostros tapados por máscaras, y llamaron a la reanudación de la resistencia armada en Cisjordania.

Abbas viajó a la capital jordana, Amán, para reunirse con el rey Abdullah, donde le informó sobre los últimos hechos, según la agencia de noticias Wafa.

(Reporte de Nidal al-Mughrabi y Ali Sawafta en Ramallah; escrito por Ori Lewis. Traducido por Irene Powers en la Redacción en Madrid. Editado por Lucila Sigal)

Neuer Inhalt

Horizontal Line


subscription form

Formulario para abonarse al Newsletter de swissinfo

Regístrese para recibir en su correo electrónico nuestro boletín semanal con una selección de los artículos más interesantes

Formulario para abonarse al Newsletter de swissinfo

swissinfo en español en Facebook

Únete a la nueva página de SWISSINFO EN ESPAÑOL en Facebook

Únete a la nueva página de SWISSINFO EN ESPAÑOL en Facebook

Reuters