Reuters internacional

El embajador de la Unión Europea ante China, Hans Dietmar Schweisgut, asiste a una conferencia de prensa en Pekín, China. 9 de mayo 2017. Europa espera que China cumpla sus promesas a favor de la globalización al aumentar el acceso de extranjeros a sus propios mercados, dijo el martes el embajador de la Unión Europea en China antes de una cumbre para discutir el plan de desarrollo de la Ruta de la Seda de Pekín. REUTERS/Thomas Peter

(reuters_tickers)

PEKÍN, 9 mayo (Reuters) - Europa espera que China cumpla sus promesas a favor de la globalización al aumentar el acceso de extranjeros a sus propios mercados, dijo el martes el embajador de la Unión Europea en China antes de una cumbre para discutir el plan de desarrollo de la Ruta de la Seda de Pekín.

El discurso del presidente chino, Xi Jinping, en el Foro Económico Mundial de Davos en enero presentó un panorama de China con una economía completamente abierta, en contraste con una creciente ola de proteccionismo.

Sin embargo, el Gobierno chino enfrenta críticas cada vez más duras tanto de grupos empresariales extranjeros como de gobiernos, que afirman que Pekín ha hecho poco por retirar políticas discriminatorias y barreras en los mercados que favorecen a compañías chinas.

El embajador de la Unión Europea ante China, Hans Dietmar Schweisgut, dijo que Europa quedó impresionada por la defensa de la globalización y la apertura de mercados que resaltó Xi en Davos, y los calificó como mensajes importantes.

"Son importantes también porque han elevado las expectativas", comentó Schweisgut en una conferencia de prensa. "Obviamente, también esperamos que China implemente a nivel interno lo que ha estado pregonando globalmente", agregó.

Los comentarios de Schweisgut son formulados días antes del foro "Un Cinturón, Un Camino" de la próxima semana, que llevará a jefes de Estado a Pekín para discutir sobre el plan de Xi de expandir los vínculos comerciales entre Asia, África y Europa a través de inversiones en infraestructura por miles de millones de dólares.

China ha rechazado en reiteradas oportunidades las preocupaciones de que el plan sea parte de una gran estrategia para expandir sus intereses económicos y buscar el dominio global y ha dicho que aunque se trata de un plan chino, cualquiera puede unirse para impulsar la prosperidad común.

(Reporte de Michael Martina. Editado en español por Patricio Abusleme)

Reuters

 Reuters internacional