Contenido externo

El siguiente contenido proviene de socios externos. No podemos garantizar al usuario el acceso a todos los contenidos.

El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, anunciando su estrategia para la guerra en Afganistan durante un discurso en Fort Myer en Virginia, el 21 de agosto de 2017. REUTERS/Joshua Roberts - RTS1CQTX

(reuters_tickers)

Por Ayesha Rascoe

WASHINGTON (Reuters) - El presidente estadounidense, Donald Trump, podría encontrarse el martes con protestas multitudinarias cuando visite Arizona para su primera aparición en el estado desde que causó indignación con sus declaraciones sobre una manifestación de supremacistas blancos en Virginia.

Será el primer viaje de Trump a Arizona, un estado que votó por él como presidente en las elecciones del 2016. El mandatario también acudirá a una instalación de protección fronteriza situada en la localidad de Yuma, junto a la frontera con México, en momentos en que busca financiamiento para construir el muro que prometió en la zona limítrofe.

El alcalde de Phoenix, Greg Stanton, un demócrata, pidió al presidente republicano que aplazara un evento previsto para las 19.00 hora del este (0200 GMT del miércoles), en vista de su respuesta a los disturbios surgidos previamente este mes tras una protesta contra la remoción de un monumento de los confederados en Charlottesville.

Trump fue duramente criticado por culpar tanto a los supremacistas blancos como a los activistas anti racismo por la violencia surgida tras la manifestación convocada por grupos neo-nazis y nacionalistas.

"Estados Unidos está lastimado. Y está lastimado en gran medida porque Trump roció las tensiones raciales con gasolina", escribió Stanton en el diario Washington Post. "Con su prevista visita el martes, temo que el presidente podría estar a punto de encender la cerilla", añadió.

Varias protestas en contra de la gestión de Trump están programadas en Phoenix, de acuerdo a publicaciones en redes sociales realizadas por activistas locales.

Algunos funcionarios de la Casa Blanca expresaron el lunes preocupación en privado por la aparición de Trump en Phoenix, ante el temor de que pueda volver a hablar sobre la polémica de Charlottesville, generando aún más controversia con sus comentarios mientras es aplaudido por miles de sus seguidores.

Trump ha denostado a los medios estadounidenses por la forma en que reportaron sus comentarios y dijo en su cuenta de Twitter que la prensa "tergiversó por completo lo que he dicho sobre el odio y el fanatismo".

(Reporte adicional de Steve Holland. Editado en español por Marion Giraldo)

Neuer Inhalt

Horizontal Line


subscription form

Formulario para abonarse al Newsletter de swissinfo

Regístrese para recibir en su correo electrónico nuestro boletín semanal con una selección de los artículos más interesantes

Formulario para abonarse al Newsletter de swissinfo

swissinfo en español en Facebook

Únete a la nueva página de SWISSINFO EN ESPAÑOL en Facebook

Únete a la nueva página de SWISSINFO EN ESPAÑOL en Facebook

Reuters