Contenido externo

El siguiente contenido proviene de socios externos. No podemos garantizar al usuario el acceso a todos los contenidos.

Un miembro de la Guardia Nacional Bolivariana apunta un arma a través de una reja de una base de la Fuerza Aérea contra David José Vallenilla, quien fue mortalmente herido durante enfrentamientos en una protesta contra el Gobierno del presidente de Venezuela, Nicolás Maduro, en Caracas, Venezuela. 22 de junio, 2017. Durante meses de protestas en Venezuela, Carlos García Rawlins ha estado casi a diario en las calles documentando los cada vez más violentos enfrentamientos entre manifestantes y fuerzas de seguridad, trabajo que le permitió captar cuando un soldado disparó a corta distancia a un joven de 22 años que murió por las heridas. REUTERS/Carlos Garcia Rawlins

(reuters_tickers)

(Para ver la fotografías que acompañan el Wider Image, hace clic en http://reut.rs/2t39gdD)

CARACAS (Reuters) - Durante meses de protestas en Venezuela, Carlos García Rawlins ha estado casi a diario en las calles documentando los cada vez más violentos enfrentamientos entre manifestantes y fuerzas de seguridad, trabajo que le permitió captar cuando un soldado disparó a corta distancia a un joven de 22 años que murió por las heridas.

Cientos de miles de venezolanos han salido a las calles en todo el país petrolero sudamericano desde abril para exigir elecciones generales, soluciones a la escasez de alimentos y medicinas y protestar en contra del plan del presidente Nicolás Maduro de reformar la Constitución.

Una marcha el jueves de miles de opositores que intentó llegar a la oficina de la Fiscal General en el centro de Caracas fue reprimida por fuerzas de seguridad con gases lacrimógenos y perdigones. Algunos manifestantes quemaron un camión antes de dispersarse en un ancho empalme de una autopista en el este de la ciudad, escenario de los más rudos enfrentamientos recientes.

La autopista circunda la base aérea militar La Carlota. Desde su interior, soldados y guardias nacionales dispararon gases lacrimógenos. Unos cien manifestantes les respondieron arrojando piedras e intentaron derribar una parte de la cerca perimetral del área.

En medio de la refriega, García, quien ha captado imágenes en el mismo lugar muchas veces, usó como protección una barrera de concreto en la vía y fotografió la escena con un lente de larga distancia.

"Hay varios puntos, uno es arriba en la parte alta (un puente) donde mucha gente se pone para ver qué pasa en la parte baja de la vía. Otras veces nos ponemos en la parte baja, siempre tratando de mantenernos cubiertos con la barrera de concreto que divide el autopista", dijo García, de 38 años.

"Ayer los manifestantes rompieron la reja de la base militar", agregó.

En cuestión de segundos, un joven se acercó a la cerca cuando desde la base militar salió un grupo de militares con armas largas.

David José Vallenilla, de 22 años, estaba agachado junto a la reja en la autopista. En ese momento se levantó, protegido sólo por una pequeña mochila colgada en su pecho, cuando un soldado comenzó a dispararle muy cerca.

García capturó el momento en una serie de fotos, mientras Vallenilla cae al suelo, luego con esfuerzo se pone de pie para escapar, pero vuelve a caer y recibe otros disparos. Otro activista envuelto con una bandera de Venezuela y con un escudo artesanal de madera trata de protegerlo y también queda bajo el fuego.

El reportero gráfico corrió hasta donde un grupo de manifestantes rodeó a Vallenilla para arrastrarlo lejos de la línea de fuego, y capturó otra imagen del joven con un rostro rígido mientras los paramédicos lo subían a una moto para trasladarlo a un centro asistencial.

"En ese momento ya se veía muy mal, mal herido", contó García.

Vallenilla ingresó a una clínica privada en el este de la capital donde falleció minutos después por el impacto de tres disparos en el tórax, según información de la Fiscalía.

Al menos 75 personas han muerto desde que comenzaron las protestas en abril. La manifestación en la base aérea continúo después de que resultara mortalmente herido Vallenilla.

Esta fue la segunda vez en la misma semana en que los medios de comunicación capturaron imágenes de militares accionando armas de fuego contra manifestantes, resultando en muertes. En respuesta, el Gobierno ha detenido a varios miembros de las fuerzas de seguridad acusados de disparar.

García, que fue dueño de una pequeña tienda de telefonía, ha estado cubriendo Venezuela para Reuters desde hace más de una década. Su hija nació dos semanas antes de que iniciaran las protestas en abril.

Él ha dicho que la actual ola de protestas es diferente a las que vivió el país hace tres años.

"Esta vez la gente ha perdido su miedo a la autoridad, tiene rabia", afirmó García. "Antes, muchos manifestantes se iban corriendo cuando olían el gas lacrimógeno, ahora se quedan, no corren".

Además dijo que desde mayo las protestas contra Maduro se han vuelto más intensas y menos organizadas, lo que obliga a los fotógrafos a moverse de acuerdo a la dirección que decidan en su momento los manifestantes. Su equipo intenta colocarse en lugares diferentes, en sitios altos, en algún lugar a media distancia y en otro más cerca de los manifestantes.

"Las protestas de la oposición se han vuelto más complicadas a medida que pasan los días, más desorganizadas, ahora no se trata de dos grupos luchando entre sí", dijo García al describir el reto de seguir las protestas cuando se fracturan en pequeños grupos.

"Cada día es diferente", agregó.

(Escrito por Frank Jack Daniel; Traducido por Deisy Buitrago; Editado en español por Silene Ramírez)

Neuer Inhalt

Horizontal Line


subscription form

Formulario para abonarse al Newsletter de swissinfo

Regístrese para recibir en su correo electrónico nuestro boletín semanal con una selección de los artículos más interesantes

Formulario para abonarse al Newsletter de swissinfo

swissinfo en español en Facebook

Únete a la nueva página de SWISSINFO EN ESPAÑOL en Facebook

Únete a la nueva página de SWISSINFO EN ESPAÑOL en Facebook

Reuters