Navegación

Enlaces para saltar navegación

Principales funcionalidades

"Somos artesanos de sueños"

Los puros Gérard se elaboran en la República Dominicana con tabaco centroamericano. 

(Vahé Gérard)

Desde hace cuatro décadas, la casa 'Gérard Père & Fils', de Ginebra, es toda una institución en el universo de los puros. Aquí compran o añejan sus vitolas grandes personalidades del mundo.

Al frente del negocio familiar está hoy Vahé Gérard, distinguido en febrero pasado con el premio 'Hombre Habano del Año', el Oscar de los cigarros.

Ginebra es hoy una meca del puro, gracias a la capacidad visionaria e infatigable labor de dos hombres que, con su afición y pasión, marcaron el mundo del cigarro en el siglo XX y lo convirtieron en un pujante negocio.

La ciudad a orillas del Lago Leman es la cuna del imperio Davidoff, una de las marcas de cigarros más apreciadas del mundo, fruto del trabajo de toda una vida de quien ha pasado a los anales de la Historia como 'el rey de los puros'.

Nacido en Kiev (Ucrania), Zino Davidoff emigró (1911) siendo niño a Ginebra, donde su padre abrió una tabaquería cuya fama llegaría a trascender las fronteras suizas cuando, años más tarde, Zino tomó las riendas.

En los años 1980, antes de que el venerado Zino Davidoff dejara de fabricar en Cuba los puros que llevan su nombre para trasladar la producción a la República Dominicana, otro hombre sentaba las bases de un establecimiento que hoy goza de prestigio mundial: la casa 'Gérard Père & Fils'.

Templo del habano

Su fundador, Gérard, de origen armenio y considerado como uno de los tabaqueros más conocidos y respetados del siglo XX, convirtió el pequeño negocio, situado en el número 19 del Quai du Mont-Blanc, en un auténtico templo del habano.

'Gérard Père & Fils', en el hotel Noga Hilton, de Ginebra, fue la primera tienda en el mundo especializada exclusivamente en puros premium (confeccionados a mano).

Al frente del negocio familiar está hoy el hijo y heredero de Gérard, Vahé Gérard, galardonado con el Oscar de los puros, en la categoría de venta al detalle, en el VII Festival del Habano, el evento más importante del mundo de los cigarros cubanos.

"El mundo del puro se construyó gracias al trabajo de hombres, como Davidoff y mi padre, que supieron transmitir un placer y comunicar muy bien la pasión que tenían (...), y nuestra tarea ahora es conservar ese jardín", explica a swissinfo este experto.

"Hoy tenemos gente del mundo entero que viene a comprar sus habanos a Ginebra", un liderazgo que le "envidian muchas capitales del mundo" y que Gérard no está dispuesto a ceder, "mientras nos esforcemos por hacer bien nuestro trabajo y tengamos una línea de conducta impecable y respetuosa del producto".

Además de vender habanos, 'Gérard Père & Fils' ha desarrollado una línea de puros, elaborados en la República Dominicana, que llevan el nombre de la casa. La clientela del prestigioso establecimiento ginebrino es de lo más selecta e internacional:

Jeques árabes, diplomáticos, políticos, estrellas del cine y del espectáculo, intelectuales... un sinfín de personalidades entre las que figura, dicen, el rey Juan Carlos de España. "No comment", responde el patrón, fiel a la discreción que le caracteriza.

Asimismo la casa Gérard recibe cada año a los amos del 'Club des parlementaires amateurs de Havane', a los miembros de la Asamblea Francesa amantes de los habanos, un encuentro tradicional que se ha convertido en una de las reuniones, en torno al puro habano, más interesantes que se celebran en Europa.

Al servicio del cliente

Lejos de 'padecer' la sombra de un padre legendario, Vahé Gérard ha demostrado ser un digno sucesor. "Creo que cada generación – y no me refiero únicamente a mi familia – tiene que aportar su piedra al edificio. Uno no puede conformarse únicamente con apoyarse en la piedra que sentó la generación precedente".

Él, desde luego, entregado en cuerpo y alma a la vocación que heredó de su padre – el amor por los puros - no se ha dormido en los laureles. Una de las "piedras" aportadas al negocio familiar es el 'Private Cigar Banking', una especie de caja fuerte destinada a conservar en perfectas condiciones de temperatura y humedad las mejores vitolas de la clientela.

"Hay gente que guarda aquí los puros cuatro, ocho o diez años antes de fumarlos, porque le gusta un tabaco específico, un tabaco que tiene un aroma de 'vintage' (añejamiento), que es más redondo, más dulce, que tiene un sabor diferente. Y esta es la razón de ser de este banco", anota Vahé Gérard.

Día tras día, dos empleados controlan, caja por caja y con el máximo cuidado, "que el tabaco esté bien, que no se seque, que no tenga mucha humedad", porque "es más fácil guardar vino en su casa que puros, los puros son más frágiles que los vinos". A través del sitio Internet (www.gerard.ch), el cliente puede acceder a su cofre personal y verificar "cuántos puros tiene, cuándo los compró, cuándo están buenos para ser fumados, ...".

Son unos 750 cofres, distribuidos en unos escasos metros cuadrados, porque "yo no quiero que la gente pague este servicio, es un servicio de la compañía". Y es que en 'Gérard Père & Fils' el cliente es el rey. "Si nos limitáramos únicamente a vender cigarros, creo que no estaríamos haciendo nuestro trabajo como es debido", puntualiza el propietario.

Artesanos de sueños

"No somos escritores y, sin embargo, hemos escrito tres libros que se han vendido en el mundo entero", el primero, cuando apenas tenía 21 años: 'La Guía del Habano', un clásico en la bibliografía de los puros cubanos. "Hemos tratado de aportar, a través de esos libros, una visión diferente de nuestra profesión".

Y es que los miembros de esta saga familiar no se consideran ni empresarios ni vendedores, sino 'embajadores' al servicio de un rito ancestral, de un producto artesanal que un día trajera de Cuba Cristóbal Colón. Su misión consiste en asesorar a quienes buscan en un buen puro el mayor de los deleites y desean comprobar si "el tabaco" - como decía Victor Hugo – "es la planta que convierte los pensamientos en sueños".

Vivimos en un mundo cada vez más complejo, donde "las cosas no son precisamente fáciles desde el punto de vista económico o social" y el individuo necesita momentos de evasión para olvidar los problemas cotidianos, las prisas, las angustias... Muchos lo consiguen degustando un buen puro en un ambiente de calma y sosiego.

"La gente viene a nuestra tienda para soñar con un producto que les proporciona placer y que disfrutan, de la misma manera que disfrutan yendo al teatro o a un concierto", apunta Vahé Gérard. "Si la obra es buena, si el concierto es bueno, lograrán desconectarse de la realidad y entregarse al placer que les proporciona ese momento". Y lo mismo se aplica al mundo del puro.

"Por ello digo que somos artesanos de sueños. No estamos aquí para vender algo, sino para hacer soñar", concluye este discípulo de la filosofía epicúrea. Ahí reside la clave del éxito de 'Gérard Père & Fils' que, cuarenta años después de su fundación, es una referencia ineludible para los amantes de los habanos, los mejores puros del mundo, que José Martí definió como "el deleite de los soñadores".

Datos clave

Fundada en los años 1960, 'Gérard Père & Fils' es una tienda especializada en habanos de prestigio mundial.

Dispone de unas treinta marcas de habanos y ha desarrollado una línea de puros que llevan el nombre de la casa.

Su actual propietario, Vahé Gérard, ha recibido el premio 'Hombre Habano 2004' en la categoría de venta al detalle.

Está considerado como uno de los mayores conocedores del puro y es autor de tres libros:

'Guía del fumador de Habanos'; 'El universo del Habano' y 'Le Cigare'.

Fin del recuadro

Keyfacts

Fundada en los años 1960, 'Gérard Père & Fils' es una tienda especializada en habanos de prestigio mundial.

Dispone de unas treinta marcas de habanos y ha desarrollado una línea de puros que llevan el nombre de la casa.

Su actual propietario, Vahé Gérard, ha recibido el premio 'Hombre Habano 2004' en la categoría de venta al detalle.

Está considerado como uno de los mayores conocedores del puro en el mundo y es autor de tres libros: 'Guía del fumador de Habanos'; 'El universo del habano'; 'El universo del Habano' y 'Le Cigare'.

Fin del recuadro

Contexto

Fin del recuadro

Contexto

La denominación de origen 'habano' se otorga a los puros elaborados exclusivamente con tabaco cultivado en Cuba.

El país exporta anualmente 150 millones de unidades y las mejores provienen de la región de Vuelta Abajo.

La empresa Habanos S.A., líder mundial en la comercialización de puros premium (torcidos a mano), distribuye 34 marcas.

Cohiba, Partagás, Trinidad, Romeo y Julieta, Montecristo y Hoyo de Monterrey son algunas de las marcas de mayor prestigio.

España, Francia, Reino Unido, Suiza y Alemania son los principales mercados de los cigarros cubanos.

Fin del recuadro

swissinfo.ch


Enlaces

Neuer Inhalt

Horizontal Line


subscription form

Formulario para abonarse al Newsletter de swissinfo

Regístrese para recibir en su correo electrónico nuestro boletín semanal con una selección de los artículos más interesantes

Formulario para abonarse al Newsletter de swissinfo

swissinfo en español en Facebook

Únete a la nueva página de SWISSINFO EN ESPAÑOL en Facebook

Únete a la nueva página de SWISSINFO EN ESPAÑOL en Facebook

×