Navegación

Enlaces para saltar navegación

Principales funcionalidades

"Somos responsables de lo que pasa en el Tercer Mundo"

Röbi Koller, entre el glamour de la TV y la supervivencia de los desposeídos.

(swissinfo.ch)

Röbi Koller, moderador de dos programas en la televisión suiza, es un 'ciudadano de a pie'. Ha renunciado al auto e intenta vivir con modestia y en consecuencia con su rol de embajador de la Misión Belén Immensee (MBI).

Aprovecha su condición de personaje público para sensibilizar, en la próspera Suiza, sobre la pobreza en América Latina y África, aun cuando está consciente de que cualquier ayuda es sólo una gota en el océano.

"Sólo habrá desarrollo si en los países industrializados cambiamos nuestras conductas de consumo y comercio radicalmente, si pagamos mucho más por el cacao o la piña. Pero seamos sinceros, estamos lejos de ello, sólo combatimos los síntomas", dice el periodista.

Después de moderar discusiones polarizadas sobre la ayuda al desarrollo y comprobar que ésta tiene muchas facetas, Koller optó por la ayuda a los proyectos de la MBI. Esta organización envía, a su nombre, cartas a la población suiza solicitando donaciones, informando y sensibilizando.

Como embajador también visita sus proyectos de la MBI. "Sólo así puedo garantizar su calidad y sostenibilidad, puedo ver cómo funcionan, su idoneidad y la motivación de los involucrados".

Hace cuatro años partió a Bolivia para evaluar proyectos con adolescentes embarazadas. En La Paz y Santa Cruz la MBI da prioridad a la salud de las madres, sus bebés, y a la prevención de un segundo embarazo. "Las adolescentes ignoraban conceptos elementales de educación sexual. Sólo cuando salían embarazadas tenían la apertura para hablar del tema", indica.

Fortalecimiento de la población indígena

Hace dos años, el periodista viajó a la convulsionada región del Chocó colombiano. "Estuvimos en una zona habitada por indígenas, rica en madera y plantaciones de palma. Las multinacionales quieren explotar estos valiosos recursos naturales y expulsan a la población con la venia de los gobiernos, interesados en obtener impuestos y divisas".

Koller no habla a medias tintas. "Las causas del problema son económicas. Tenemos que aprender a cuestionarnos. Nuestro nivel de vida tiene mucho que ver con la pobreza en el Tercer Mundo".

"Es inconcebible que a espaldas de la opinión pública se explote a otros seres humanos. Mientras compremos productos de multinacionales no podremos quitarnos la responsabilidad. Suiza y otros países de Europa, Estados Unidos, Canadá, dictan tales condiciones. Ese modo de actuar debe ser sancionado".

Los indígenas casi no tienen derechos, critica Koller. "Se les dice 'el territorio les pertenece, pero no los recursos del subsuelo'. Ante este maltrato, el teólogo y pedagogo Norbert Spiegler, voluntario de la MBI en la región desde 2005, les enseña a hacer respetar sus derechos, oponer resistencia y hacerse escuchar".

Impresionado por el altruismo de un tesinés

Perú fue el destino de Koller en mayo de este año. En la sureña provincia de Espinar, lo que más le impresionó fue "el compromiso altruista de un suizo que según sus propias palabras, viajó a Perú para volverse rico. Rico, pero no material, sino social y emocionalmente, rico en experiencias, vivencias..."

El tesinés Luciano Re realiza proyectos con energía solar con comunidades andinas. Ofrece soluciones acordes a los escasos recursos de los campesinos y a veces algo de alta tecnología, un panel solar, una rueda o una batería de auto para fabricar una máquina trasquiladora.

"No es casualidad que Luciano trabaje con energía solar. El mismo es un sol radiante, es un hombre con mucha fuerza, energía y positivismo que motiva a mucha gente a participar en su proyecto. Enseña cosas técnicas, a cambio recibe de la gente mucha calidez y gratitud".

Luciano, prosigue Koller, es como una mariposa, se mueve por todos lados. "Su esposa es el polo tranquilizador. Contrariamente a los estereotipos, ella, una peruana, aporta las estructuras al suizo" (ríe).

Koller también quedó impactado por la vida simple de los campesinos, que a pesar de tantas privaciones se veían felices. "Son humildes ante la Naturaleza. Allá arriba no hay mucho que discutir, el aire escaso, las temperaturas bajas, el suelo árido dictan el ritmo de la vida; lo importante es la sobrevivencia".

Viajes que cambiaron su visión del mundo

Koller también visitó Zambia. "Cerca a Lusaka trabajaba una suiza con enfermos de Sida. Ella iba a pie, durante varias horas, a cada uno de los lugares, una vez por semana. La gente decía 'el martes viene la hermana'. Ella les daba primeros auxilios, medicamentos o propinas. La situación era desbordante".

Koller reconoce que estos viajes han cambiado su visión del mundo. "Antes, la ayuda al desarrollo era para mí sobre todo una cuestión teórica. Pero cuando uno la vive personalmente, 'in situ', tiene un efecto mucho más profundo".

Sin embargo, agrega, "estoy consciente de que vivo en otra realidad y debo reprimir algunos recuerdos, no puedo ocuparme todo el día de ellos. Pero es cierto que uno se compromete más, reflexiona más seriamente".

Tras cada viaje, Koller 'digiere' sus vivencias, graba un show de fotos y sonido para la MBI y sigue con su rol de embajador. "Lo que hago con mi presencia en los medios es poco pero importante: informar y sensibilizar. Puedo emplear mi popularidad con sentido y cumplir una función ejemplar".

¿Por qué apoya justamente a la MBI? "Originalmente era una organización que iba al Tercer Mundo a promover el Cristianismo como la verdadera religión. Hoy hace muy buen trabajo técnico, médico, social, sin descuidar el amor al prójimo", responde.

A propósito, Koller recuerda una anécdota: "en Colombia temía que nos topáramos con rebeldes o paramilitares. Me dijeron que teníamos una carta de protección del Obispo. Repliqué que un papel no nos servía. En realidad, la Iglesia Católica goza de estima y tiene poder, nadie quiere enemistarse con ella".

Rosa Amelia Fierro, swissinfo.ch

Röbi Koller

Es moderador de dos emisiones en la televisión suiza, en el canal SF1.

'Club': es una plataforma de discusión sobre temas de actualidad y de fondo. Se transmite cada martes desde hace 20 años.

'Happy Day': espectáculo de entretenimiento que se transmite los sábados por la noche y hace realidad los sueños de la gente.

Koller nació en 1957 en Lucerna.

Fue al colegio primario en Lausana, Ginebra, Neuenburg y Cham; hizo la secundaria en Zug.

En la Universidad de Zúrich estudió germanística, anglística y romanística.

Se inició en el periodismo moderando programas de radio y luego pasó a hacer reportajes para la televisión.

Posteriormente condujo varios programas en la televisión.

Desde 2007 conduce 'Happy Day' y desde este año 'Club'.

Desde 2004 es Embajador de la MBI.

Habla alemán, francés, inglés e italiano.

Está casado con Esther Della Pietra y tiene dos hijas, Stefanía y Carla.

Fin del recuadro

La Misión Belén Immensee

Tiene proyectos de cooperación para el desarrollo en América Latina, África y Asia.

Trabaja en el intercambio cultural y el diálogo interreligioso para lograr la solidaridad mundial y un mundo justo y pacífico.

60 especialistas trabajan en proyectos con otras organizaciones de la iglesia y de la sociedad civil en temas centrales: la paz, la defensa del medioambiente, promoción de la salud, educación, ingresos y el trabajo pastoral.

Con la convicción de que un mundo justo necesita de una Suiza solidaria, se ha comprometido con la formación e información en Suiza y Alemania.

En este contexto edita la revista Wendekreis, se encarga del centro de formación "La Casa Romero" en Lucerna, realiza campañas, entre otras actividades.

Fin del recuadro


Enlaces

Neuer Inhalt

Horizontal Line


swissinfo en español en Facebook

Únete a la nueva página de SWISSINFO EN ESPAÑOL en Facebook

Únete a la nueva página de SWISSINFO EN ESPAÑOL en Facebook

subscription form

Formulario para abonarse al Newsletter de swissinfo

Regístrese para recibir en su correo electrónico nuestro boletín semanal con una selección de los artículos más interesantes