Piden mejor preparación en hogares para mayores

Los establecimientos para personas de la tercera edad son supervisados ​​por autoridades cantonales. © Keystone / Gaetan Bally

Expertos han pedido una mejor coordinación nacional para proteger a los residentes de hogares para personas mayores de futuras pandemias. Un periódico informa que más de la mitad de las muertes por COVID-19 se originaron por infecciones dentro de tales establecimientos.

Este contenido fue publicado el 19 mayo 2020 - 13:58
swissinfo.ch/mga

Una encuesta del Tages Anzeiger encontró que el 53% de todas las personas que murieron por el coronavirus eran residentes de hogares para mayores. Los resultados variaron de un cantón a otro: Zúrich, Basilea Ciudad y Vaud registraron tasas de mortalidad de al menos 60% y Ginebra de 41%.

Contenido externo

Algunos cantones registraron fallecimientos de residentes tras su traslado al hospital y no en los hogares, con lo que la proporción puede ser mayor, concluye el informe.

Con base en las estadísticas disponibles, el periódico informa que la tasa de muertes en hogares suizos para mayores es comparable a la de Suecia y Gran Bretaña, donde el tema ha generado muchas críticas. De las 4 065 infecciones reportadas en el grupo de edad de más de 80 años en todo el país, más de una cuarta parte sucumbió a la enfermedad, particularmente letal entre los ancianos.

Curaviva, la asociación nacional de hogares para mayores, se quejó de escasez de materiales de protección esenciales para esos establecimientos.

“Considerando la posibilidad de una segunda oleada, se necesita un concepto de protección nacional que se aplique a todos los hogares y establezca reglas claras”, señaló Andreas Stuck, presidente de la Sociedad Suiza de Geriatría. Esto debe incluir pautas sobre cómo aislar a los residentes infectados, capacitar al personal y establecer líneas claras de responsabilidad en el manejo de epidemias.

Rudolf Hauri, presidente de la Asociación de Médicos Cantonales, señaló por su parte que las autoridades adoptaron medidas para proteger al grupo de mayor edad y que la COVID-19 podría no haber sido la única causa de muerte para aquellos que ya tenían enfermedades crónicas o terminales.

Este artículo ha sido importado automáticamente del antiguo sito web al nuevo. Si observa algún problema de visualización, le pedimos disculpas y le rogamos que nos lo indique a esta dirección: community-feedback@swissinfo.ch

Compartir este artículo