¿Cuánta basura se tira y se recicla en Suiza?

Los contenedores para el reciclaje se desbordan en Ginebra después de un ajetreado fin de semana. Keystone / Salvatore Di Nolfi

Cada persona que vive en Suiza tira un promedio de más de 700 kg de desechos por año, mucho más que la mayoría de las personas en otros países del mundo. Sin embargo, aquí se recicla más de la mitad de la basura.

Este contenido fue publicado el 11 junio 2020 - 13:43

En Suiza, la población tira el doble de residuos que las de la República Checa, Japón, Polonia o Costa Rica. Según la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico (OCDE), el ciudadano medio de la OCDE produjo 525 kg de basura en 2018. En esa comparación, solo los neozelandeses (781), los daneses (771) y los noruegos (736) llenaron más contenedores que los suizos (705)*. Colombia, el último en la comparación, registró un promedio de 240 kg de desechos per cápita.

Con una pequeña superficie y montañas de basura que tratar, no es sorprendente que Suiza tenga amplios sistemas de reciclaje. En los últimos 50 años, el volumen de basura doméstica suiza se ha más que duplicado. Al mismo tiempo, la cantidad de residuos domésticos separados y recogidos para su reciclado ha aumentado más de siete veces, hasta el 52% en 2018. Suiza dejó de enterrar la basura en los vertederos en 2000, lo que significa que lo que no se recicla se incinera para generar energía.

Contenido externo

En los años 90, los cantones suizos comenzaron a cobrar a los residentes un impuesto por las bolsas de basura. Si bien esto ha alentado a la gente a ahorrar dinero separando sus residuos, siempre hay personas que tratan de ahorrar aún más tirando su basura doméstica en contenedores públicos, arrojándola a la naturaleza o incluso al otro lado de la frontera. El cantón del Tesino - fronterizo con Italia - esperó hasta 2017 para introducir un impuesto sobre la basura, y Ginebra - colindante con Francia - no tiene planes de hacerlo.

No se cobra por depositar los residuos en instalaciones públicas. La mayoría de los municipios tienen puntos de recogida de botellas de plástico y vidrio, latas, papel y cartón. Otros ofrecen servicio de recolección de ciertos artículos - incluyendo residuos orgánicos - en determinados días. Los supermercados generalmente aceptan botellas de plástico, así como baterías, filtros de agua y bombillas. En las estaciones de ferrocarril hay contenedores para desechos de papel y botellas de plástico PET. Algunas tiendas recogen los cartones de bebidas, y cualquier vendedor de productos electrónicos aceptará los residuos electrónicos para su reciclaje. Las organizaciones benéficas recolectan ropa y zapatos viejos en buen estado y destinan los textiles más deteriorados para su uso industrial.

Contenido externo

La participación de la población en los sistemas de reciclaje suele ser bastante buena. Sin embargo, hay que distinguir entre las tasas de recogida y las tasas reales de reciclaje - o recuperación . Por ejemplo, en 2019, los ciudadanos reservaron el 82% de su papel y cartón para el reciclado, pero solamente el 68% se convirtió realmente en nuevos productos, según la Asociación para el Reciclado de Papel y Cartón.

En el caso de los envases de bebidas, las tasas son más altas, en parte porque las autoridades federales podrían imponer un depósito a las latas y botellas si la tasa de recuperación cayera por debajo del 75%. En 2018, los consumidores reciclaron el 94% de sus latas y botellas de vidrio, y el 82% de sus botellas de plástico PET, que algunas empresas embotelladores de bebidas están convirtiendo en nuevas botellas etiquetadas R(ecycled)-PET.

Tendencias de recolección

La ciudad de Berna ha introducido recientemente un sistema en el que los residentes pueden depositar sus materiales reciclables en varias bolsas y hacer que se recojan en sus casas.

En Berna, 1 300 hogares han probado el nuevo sistema antes de que se convierta en una práctica en toda la ciudad. Keystone / Lukas Lehmann

También hay servicios privados que por un determinado costo recogen y clasifican bolsas de reciclaje mixto. Otros se centran estrictamente en el plástico y aceptan cualquier tipo de ese material incluidos los que no se aceptan generalmente en las tiendas o en las instalaciones municipales.

Compartir este artículo