Navegación

Enlaces para saltar navegación

Principales funcionalidades

Suiza descontenta con Alemania y la OCDE

Suiza se defiende ante reacciones, calificadas de inadecuadas, en medio de las presiones al secreto bancario.

(Keystone)

La ministra suiza de Economía, Doris Leuthard, envió una carta de protesta a la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico (OCDE) por incluir al país alpino en el borrador de una lista de paraísos fiscales, sin informarle al respecto.

Por su parte, el Ministerio de Asuntos Exteriores convocó al embajador alemán en Berna, tras los recientes comentarios del ministro germano de Finanzas sobre Suiza y su secreto bancario.

Suiza no acepta que, sin comunicárselo, la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico (OCDE) la haya incluido en una lista preparativa de países poco cooperativos en materia fiscal.

Por ese motivo, este miércoles (18.03), la ministra Doris Leuthard envío una carta al secretario general de la OCDE, el mexicano José Ángel Gurría.

"En la carta, manifiesto el desacuerdo de Suiza sobre el modo de proceder inaceptable de la OCDE", declaró Leuthard durante una entrevista a la radio pública de expresión alemana DRS.

"No se puede tratar así a un estado miembro", añadió.

Malestar también con Alemania

Un día antes (17.03), Suiza convocó al embajador de Alemania en Berna, Alex Berg, para protestar por las recientes declaraciones del ministro alemán de Finanzas, Peer Steinbrück, sobre el secreto bancario vigente en el sistema financiero helvético.

Steinbrück instó a los países que manifestaron el viernes pasado su disposición a modificar su legislación sobre el secreto bancario -Suiza entre ellos- a "mostrar hechos concretos" y no sólo intenciones, y pidió que se mantenga la presión sobre ellos.

El lunes pasado (16.03) el ministro alemán reiteró que hay razones para dudar de la voluntad de Suiza y de Austria para aplicar completamente las normativas de la OCDE en términos de transparencia fiscal.

Segunda vez en cinco meses

El embajador Alex Berg, que se reunió con el secretario de Estado para Asuntos Exteriores, Michael Ambühl, dijo comprender la importancia del secreto bancario para Suiza.

"Hemos recibido reacciones de la población, algunas de ellas van muy lejos", declaró el diplomático, al término de su conversación con Ambühl, que calificó de "muy abierta".

El embajador indicó haber recordado a sus interlocutores que Alemania no es la única en "seguir sus objetivos políticos" y que otros Estados, incluidos miembros de la Unión Europea, también resultan aludidos.

Esta fue la segunda vez en cinco meses que el embajador Berg fue convocado por Berna. En octubre pasado, el gobierno suizo ya le había manifestado su descontento por otros comentarios realizados también por Steinbrück, criticando las prácticas de la banca suiza.

Visitas a varias capitales europeas

También en la capital suiza, la ministra de Asuntos Exteriores, Micheline Calmy-Rey y su homóloga de Liechtenstein, Rita Kieber-Beck, discutieron el tema del secreto bancario tras sus sendos anuncios de cooperación con la OCDE para evitar el fraude fiscal.

La jefa de la diplomacia helvética indicó que, al aceptar los estándares de la OCDE, Berna y Vaduz han emprendido medidas parecidas, y que ambos países están de acuerdo en que "el secreto bancario no puede encubrir delitos fiscales".

Suiza deberá renegociar sus 74 acuerdos bilaterales de doble imposición y probablemente su acuerdo con la Unión Europea en materia de fiscalidad del ahorro.

Micheline Calmy-Rey´inició este miércoles una gira que la llevará a varias capitales europeas: primero a París, luego a Roma y el 1º de abril a Berlín.

Entre tanto, la cámara baja del Parlamento helvético, en su debate urgente sobre el secreto bancario de este miércoles, exhortó a que Suiza se defienda con determinación ante los ataques del extranjero.

swissinfo y agencias

PARAÍSOS FISCALES Y 'NO COOPERADORES'

En el año 2000, la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico (OCDE) delineó una lista de países y/o territorios que, por sus características, debían ser considerados paraísos fiscales.

Les exhortó a hacer transparente su información financiera y fiscal, y les dio como plazo el 28 de febrero de 2002 para emprender acciones concretas.

En 2003, la OCDE definió qué siete países del grupo no manifestaron voluntad alguna de transparencia y constituyó la llamada lista de paraísos fiscales 'no cooperadores'.

En 2005 la lista se redujo a tres países, los Principados de Andorra, Liechtenstein y Mónaco (vigentes hasta 2009 como 'no cooperadotes').

Pero la OCDE mantiene la supervisión sobre el resto de los paraísos fiscales originales y puede actualizar la categoría de 'no cooperadores' en cualquier momento.

Alemania y Francia piden que Suiza sea incluida en este apartado.

Fin del recuadro


Enlaces

Neuer Inhalt

Horizontal Line


swissinfo en español en Facebook

Únete a la nueva página de SWISSINFO EN ESPAÑOL en Facebook

Únete a la nueva página de SWISSINFO EN ESPAÑOL en Facebook

subscription form

Formulario para abonarse al Newsletter de swissinfo

Regístrese para recibir en su correo electrónico nuestro boletín semanal con una selección de los artículos más interesantes