Navegación

Enlaces para saltar navegación

Principales funcionalidades

Un Gólgota sanguinolento en los cines suizos

La cinta lleva a extremos los pasajes del Evangelio.

(Keystone)

Este jueves comienza en Suiza la proyección del polémico film de Mel Gibson "La Pasión de Cristo".

swissinfo ha recogido reacciones de las iglesias Católica y Protestante.

El filme que ya ha batido récords de taquilla y de polémica en Estados Unidos se proyecta simultáneamente, desde este jueves, en Alemania y en la Suiza de expresión germana. Las otras regiones lingüísticas del país tendrán que aguardar algunas semanas, tal como lo harán en Italia y Francia.

Pero,¿cuáles son las expectativas y los temores en Suiza con respecto al filme que ya ha suscitado tanta animosidad? El semanario judío Tachles publica un comentario que no deja dudas: "El filme desencadena una dinámica incontrolada a la cual se expone inconscientemente la masa de personas".

La discusión está directamente relacionada con los valores que proclama la Iglesia. Por esta razón swissinfo se ha dirigido a Charles Martig, responsable de asuntos cinematográficos en la Conferencia Episcopal de Suiza, y a Christine Starck, homóloga de Martig en las Iglesias protestantes.

Ambos ven la cinta con cierta distancia. "Se inserta (el filme) en una larga tradición si atañe a la representación de la historia sagrada. Pero, de Scorsese a Pasolini, las imágenes sacadas de las Escrituras difieren mucho y traicionan a las motivaciones de los diferentes realizadores".

"Tradición miedieval"

"La Pasión de Cristo" es un filme profundamente católico, estima Charles Martig. Pero el realizador Mel Gibson está claramente vinculado a una secta que recurre a una visión teológica anterior al Concilio Vaticano II".

Christine Starck es más determinada: "Yo diría que las imágenes propuestas son típicas de la Iglesia anterior a la reforma protestante".

Esta exhibición cinematográfica no es un tema original. "El filme se inspira visiblemente en la tradición medieval de las representaciones de la Pasión, e incluso las supera en brutalidad", afirma Charles Martig.

"Todo gira en torno al sufrimiento y sacrificio de la Pasión, añade Christine Starck. Al final, no queda un centímetro del cuerpo de Cristo sin llagas. El sufrimiento infligido llega a niveles inauditos; yo no he logrado ver todo".

A pesar de ello, los dos expertos reconocen que la obra testimonia un conocimiento profundo del arte de la cinematografía. Además, el haber elegido las lenguas originales - latín para los romanos y el arameo para los judíos -, incita a recrear una atmósfera misteriosa.

Sanguinario y antisemita

A juicio de los dos expertos, los dos reproches principales a la película: su violencia y su antisemitismo, son justificados. "El filme es demasiado violento, tanta sangre no corresponde a la visión del cristianismo moderno. La Resurección es tratada en apenas un minuto, al final del filme", sentencia Christine Starck.

Por otra parte, la cinta lleva a extremos algunos pasajes del Evangelio (el sufrimiento de Cristo) es de hecho el mensaje central.

La acusación de antisemitismo es también cofirmada por los dos expertos, aun cuando la relativicen. "El problema de fondo es la falta de reflexión crítica frente a la verdad histórica", señala Charles Martig. "Se refiere a visiones teológicas antiguas y no al texto en sí, como pretenden sus autores".

Las Iglesias mantienen silencio

Al igual que en Alemania, ni los protestantes ni los católicos suizos han emitido una postura oficial. "De ahí es de donde se nutre ciertamente el éxito del filme", subraya Christine Starck.

Tachles renuncia por su parte a un análisis de las consecuencias. Como en Estados Unidos, el semanario judío considera que el filome "ha roto la alianza aparente y oportunista entre lops judíos conservadores y los cristianos" y que ha influido en el debatet político. Pero en Europa no se aguarda este tipo de reacción.

Christine Starck recuerda que como ocurrió con otros filmes polémicos, "la opinión pública en Europa reacciona con más calma que la de Estados Unidos, donde el mismo presidente hizo un llamado en favor de los valores de conservadurismo religioso".

Los dos especialistas suizos no condenan ni elogian el filme. Pero conciden enafirmar que la obra de Mel Gibson no tiene valor didáctico, aun cuando en Suiza como en Estados Unidos, algunas agrupaciones religiosas fundamentalistas estén intenado alquilar salas de cine para su propio público.

"Yo sugiero que los catequistas sean abiertos y debatan el filme con los jóvenes que irán a verlo", afirma Christine Starck. No es cuestión de tomar un postura pública, para no hacer publicidad gratuita a un filme que contiene imágenes fuertes y contenidos dudosos.

swissinfo, Daniele Papacella
(traducción: Juan Espinoza)

Datos clave

En Estados Unidos, el filme ya ha dejado 264 millones de dólares en taquilla.
Su producción ha costado 25 millones de dólares.
Esa suma fue pagada por Mel Gibson.

Fin del recuadro

Contexto

- El filme de Mel Gibson, "La Pasión de Cristo" es proyectada desde este jueves en la Suiza alemana. En las otras regiones lingüísticas (francesa, italiana y romanche) será a partir del 7 de abril.

- El actor y realizador estadounidense da su versión de las últimas doce horas de Cristo.

- A pesar de las polémicas suscitadas por el filme, su distribución en Europa ha sido facilitada por el éxito que ha logrado en Estados Unidos.

- Ascot Elite, el distribuidor suizo más importante consiguió los derechos para la Confederación Helvética. Pondrá en circulación más de 60 copias de la cinta.

Fin del recuadro


Enlaces

Neuer Inhalt

Horizontal Line


swissinfo en español en Facebook

Únete a la nueva página de SWISSINFO EN ESPAÑOL en Facebook

Únete a la nueva página de SWISSINFO EN ESPAÑOL en Facebook

subscription form

Formulario para abonarse al Newsletter de swissinfo

Regístrese para recibir en su correo electrónico nuestro boletín semanal con una selección de los artículos más interesantes