Navigation

"Me quedé en México, porque me siento mexicano"

Willy Toedtli, presidente del Grupo Trafimar y de la Asociación Empresarial Mexicano Suiza. swissinfo.ch

Procedente de Colombia, Willy Toedtli llegó a México, por primera vez y para siempre, hace 27 años.

Este contenido fue publicado el 20 diciembre 2002 - 20:40

El joven emprendedor san galés no imaginaría entonces lo lejos que iba a llegar en México y lo hondo que México iba a llegarle.

"Cuando llegué a México me inicié con mi negocio propio dedicado a la representación de líneas navieras...".

El presidente del Grupo Trafimar nos habla de su devenir de empresario, de su dedicación al negocio de los buques contenedores, de la manera en que se convirtió en el primero del país en ofrecer un servicio multimodal y en pionero del negocio en los puertos nacionales.

A casi tres décadas, sigue en el rubro y sus actividades cubren las aguas de ambos litorales de la República Mexicana. Pero su empeño lo llevó por nuevos derroteros. Hace 20 años se inició en la reexpedición de cargas y cinco más tarde, en las mudanzas internacionales (un cliente, la ONU).

El portafolio del también presidente de la Asociación Empresarial Mexicano Suiza incluye asimismo actividades de mensajería internacional amén de asesorías a hombres de negocio que llegan al país y organización de exposiciones.

Una actividad tan completa genera empleos para unas 500 personas en logística internacional y está expuesta a los caprichos de los mercados propios y externos. "Ahora hay una crisis mundial, con consecuencias negativas para el comercio exterior mexicano".

"México es México"

Pero después de tantos años sus negocios han mantenido finanzas saludables, lo que explica por su actitud "poquito" conservadora. Porque, como dice, el suyo es "un negocio que no permite trabajar con dinero ajeno, financiamiento de bancos, sino con reinversiones de las propias ganancias".

Y esa experiencia positiva fue la que transmitió a la delegación de empresarios suizos que vinieron a estudiar las posibilidades de inversión en el mercado local. "Pienso que se quedaron sorprendidos de las posibilidades que tiene México".

Y es que, explica, "desafortunadamente lo que ha sucedido es que comparan a México con América Latina y creen que es lo mismo, pero México no es América Latina, México es México, y es un mercado muy particular en todos los sentidos. Es un país solito. Hay mucha más estabilidad económica. De ninguna manera es comparable con Brasil o Argentina".

Amante del "cotorreo" y de las posibilidades que ofrece el país a quienes laboran con empeño, Willy Toedtli no tiene reparos en confesar su aprecio por la gente de México y por esa tierra que le era ajena y que acabó haciéndolo suyo, en la que nacieron sus hijos, y de la que se hizo ciudadano. "Me quedé en México, concluye, porque me siento mexicano".

Marcela Águila Rubín, México

Este artículo ha sido importado automáticamente del antiguo sito web al nuevo. Si observa algún problema de visualización, le pedimos disculpas y le rogamos que nos lo indique a esta dirección: community-feedback@swissinfo.ch

Los comentarios de este artículo han sido desactivados. Puede encontrar una visión general de los debates en curso con nuestros periodistas aquí. Por favor, únase a nosotros!

Si quiere iniciar una conversación sobre un tema planteado en este artículo o quiere informar de errores factuales, envíenos un correo electrónico a spanish@swissinfo.ch.

Compartir este artículo

Únase a la conversación

Con una cuenta de SWI, tiene la oportunidad de contribuir con comentarios en nuestro sitio web.

Conéctese o regístrese aquí.