Navegación

Enlaces para saltar navegación

Principales funcionalidades

"Pirata", la mitad de los fármacos de venta en Internet

La mitad de los medicamentos que se comercializan vía Internet son falsos.

(Keystone)

Suiza forma parte de una creciente red de consumo de medicamentos falsos. Un problema cuya magnitud puso a trabajar a 26 gobiernos y a la Interpol.

De acuerdo con Swissmedic y la Administración Federal de Aduanas unos 50.000 envíos de medicamentos dudosos llegan a Suiza cada año. La UE estima que los helvéticos también son responsables, no siempre víctimas.

La Organización Mundial de la Salud (OMS) expone sin rodeos la magnitud del problema: el 50% de los medicamentos que se comercializan actualmente vía Internet son falsos.

Y Suiza no se escapa al problema.

En 2009, los helvéticos habrán realizado alrededor de 50.000 pedidos al extranjero de productos como tratamientos para adelgazar, anabólicos o pastillas para corregir la disfunción eréctil que no pueden consumir en casa sino media una receta médica.

Pero no todos los consumidores tienen claro que el grueso de ellos serán imitaciones del producto original.

Y la economía helvética también vive el reverso de la moneda del problema. Cada día son más los laboratorios hechizos que producen, sin respeto de las normas sanitarias, "medicamentos" falsos que terminan por comercializarse en países emergentes.

El problema acapara la atención internacional y llevó a 26 países, Suiza incluida, a echar a andar este mes una redada para detectar mercancía farmacéutica "pirata" en los cinco continentes.

El operativo, Pangea II, estuvo a cargo en Suiza de la Administración Federal de Aduanas (AFD) y Swissmedic, autoridad sanitaria del país, quienes actuaron de forma colegiada con la Interpol y el Grupo Especial Internacional para la Lucha de Falsificación de Productos Médicos (IMPACT).

Pangea II

La Administración Federal de Aduanas (AFD) confirma que Suiza, en particular, realizó un operativo de detección los días 17 y 18 de noviembre en el aeropuerto de Ginebra.

Se revisó una muestra de 261 paquetes de los cuales un 13% contenía medicinas. Se encontraron hormonas, psicotrópicos y medicamentos para perder peso. En todos los casos se tomaron las medidas pertinentes para frenar la importación de dichas medicinas.

Swissmedic estima que sólo por el aeropuerto de Ginebra pasan unos 1.400 paquetes con productos farmacéuticos ilegales al año, pero el despacho de medicinas fuera de norma supera los 50.000 envíos anuales, razón por la que las medidas de detección serán cada vez más estrictas.

De acuerdo con Ronald K. Noble, secretario general de Interpol, el objetivo principal de Panguea II, en Suiza y en el resto del mundo, ha sido proteger al público retirando del mercado medicamentos falsos y cerrar los sitios de Internet que comercializaban dichos productos, al tiempo que se iniciaron demandas penales contra ellos, ya que ponen en riesgo la salud, e incluso, la vida de sus consumidores.

Concienciar al consumidor

Ruth Mosimman, Directora del Area de Control de Medicinas Ilegales de Swissmedic, confirma que el problema del comercio de medicamentos falsos gana cada vez más terreno.

Consultada por swissinfo.ch refiere que los consumidores helvéticos acceden a dicha mercancía falsa casi siempre vía compras en Internet, y no a través de la distribución de establecimientos basados en el país.

Y enfatiza que con frecuencia, los compradores desconocen el grado de riesgo que asumen al consumir dichos productos.

Realizar operaciones como Pangea II permite a la población darse cuenta cuán riesgoso es adquirir productos por Internet, pero se requieren cada vez más campañas para concienciar a la población.

Abatir esta industria ilegal no será fácil porque cada vez hay más gente que intentará ganar dinero fácil a través de la venta de medicamentos falsos. Muchos de ellos vienen de Asia, y hay que seguir trabajando para reducir el problema, explicó.

También origen, no sólo destino...

Cuando se habla de falsificación Suiza suele colocarse siempre en la lista de los afectados. Una realidad que afecta a la industria relojera, joyera, de la maquinaria, en incluso, de los alimentos.

En materia farmacéutica, con frecuencia la posición se invierte.

La Comisión Europea (CE) denunció a Suiza como el principal país de origen de medicamentos "pirata" detectados en la Unión Europea (UE) en 2007, un deshonroso liderazgo que se debió a que ese año, 39% de los medicamentos falsificados detectados en las aduanas europeas provenían de Suiza, lo que le colocó al frente de India (34%) o la propia China (4%).

Este dato, incluido en la edición 2007 del "Reporte de actividades de las aduanas de la Unión Europea contra la falsificación y la piratería", le mereció a Suiza el juicio de "un desempeño decepcionante", por parte de Laszlo Kovacs, comisario de Fiscalidad y Unión Aduanera dentro de la Europa de los 27.

Ese año se habían incautado 1,6 millones de analgésicos fabricados en Suiza a base de morfina que tenían por destino el mercado alemán, pero que fueron interceptados antes en las aduanas germanas.

Laboratorios hechizos y sobre todo, la participación de algún intermediario suizo en la cadena de venta, es decir, un mayorista helvético que había servido como intermediario de un proveedor de Oriente para acceder al mercado europeo, eran parte de la explicación.

Y aunque en 2008 la situación se corrigió, Suiza no está libre de culpas. El problema sigue latente y debe corregirse, lo que sólo sucederá hasta que, opina la CE, la Confederación Helvética eche a andar una nueva Ley de Trazabilidad, es decir, reglas para que sea posible seguir cada una de las etapas de fabricación de un producto, desde la compra de insumos hasta su venta al consumidor.

Andrea Ornelas, swissinfo.ch

Contexto

Swissmedic es la agencia helvética, con sede en Berna, encargada de supervisar todo tema vinculado a la salud y los medicamentos que se comercializan en el territorio helvético.

Pangea es el supercontinente que se presume conformaron todos los continentes actuales durante las eras Paleozoica y Mesozoica, antes de que el movimiento de placas tectónicas los separara.

Pangea II es, en consecuencia, el nombre que lleva la operación conjunta realizada por 26 gobiernos entre el 16 y el 20 de noviembre del 2009.Guiados por la Interpol (el servicio policiaco internacional más importante del mundo), la OMS y el grupo Internacional contra la Falsificación de Medicamentos (Impact), trabajaron en la detección de medicamentos pirata en el mundo.

Fin del recuadro

Datos clave

Además de Suiza, participaron en el operativo Pangea II: Sudáfrica, Alemania, Australia, Austria, Bélgica, Canadá, Dinamarca, España, Estados Unidos, Francia, Irlanda, Israel, Italia, Liechtenstein, Noruega, Nueva Zelanda, Países Bajos, Portugal, Reino Unido, Singapur, Suecia, la República Checa y Tailandia.

En Suiza son Swissmedic y la Administración Federal de Aduanas los responsables de detectar medicamentos falsificados a partir de la revisión de: tiendas en línea, tráfico de mercancía en aduanas y formas de pago.

Fin del recuadro

CRIMEN ORGANIZADO DE LA PIRATERÍA

Actualmente es más fácil producir imitaciones que hace dos o tres décadas, ya que los soportes electrónicos facilitan la reproducción de imágenes, obras, etcétera, en fracciones de segundo y con una calidad casi cercana a los originales.

Internet ha abierto un nuevo y masivo canal de distribución, que es ideal porque lleva implícito el anonimato: todo mundo puede pedir productos desde la comodidad de su hogar y recibirlos también a domicilio.

La falsificación es un comercio muy rentable y los riesgos para quien lo practica son mínimos ya que es difícil detectar a los autores, y cuando esto sucede, las penas suelen corresponder a delitos menores.

La OMS afirma que la piratería forma ya parte del crimen organizado y detalla que con frecuencia es manejada por las mismas mafias que conducen redes de prostitución y narcotráfico.

Fin del recuadro


Enlaces

Neuer Inhalt

Horizontal Line


subscription form

Formulario para abonarse al Newsletter de swissinfo

Regístrese para recibir en su correo electrónico nuestro boletín semanal con una selección de los artículos más interesantes









swissinfo en español en Facebook

Únete a la nueva página de SWISSINFO EN ESPAÑOL en Facebook

Únete a la nueva página de SWISSINFO EN ESPAÑOL en Facebook

×