Navigation

Ese suizo encargado de las pesquisas sobre la CIA

Dick Marty no teme a la soledad, menos aún cuando lucha por los derechos humanos. Keystone

El senador Dick Marty se encuentra bajo los reflectores desde que, como relator del Consejo de Europa, investiga sobre las prisiones secretas de la CIA.

Este contenido fue publicado el 22 diciembre 2005 - 16:32

Ese mandato marca un hito en la carrera del libre-pensador solitario. En una entrevista con swissinfo, desvela su personalidad.

Dick Marty, 60 años, apareció de manera reciente y notable en París, delante de la comisión de la Asamblea parlamentaria del Consejo de Europa.

Declaró que se hacían más precisos los indicios sobre el papel de la CIA en el "transporte" clandestino y la tortura de presuntos terroristas en los centros de detención clandestinos de Europa del Este.

Desde que aceptó la delicada misión de investigar sobre las actividades de los servicios secretos estadounidenses, el senador tesinés se encuentra en el centro de la atención mediática internacional.

Perodistas del mundo entero intentan establecer contacto con él. "Mi teléfono no deja de sonar", comenta Dick Marty.

Un solitario

La cadena de televisión de Katar, 'Al Jazira', lo invitó a sus estudios. Aquellas de Estados Unidos (CNN) y de la Suiza de expresión alemana (DRS) pretenden hacerle un reportaje.

Sin embargo, ha rechazado todas esas propuestas. "no me gusta ser objeto de una atención semejante, explica Dick Marty. En el fondo, soy un solitario".

Al otrora procurador del cantón del Tesino le gusta evocar su compromiso en favor de la lucha por los derechos humanos. Una misión muy importante para él.

"Cuando seres humanos son desplazados y torturados sin fudamento legal, el honor de nustro continente está en juego".

Nada de medias tintas

"Se necesitaron siglos de lucha para deshacernos de tales prácticas en Europa. No hay que permitir o tolerar que vuelvan por la puerta de servicio".

Dick Marty no conoce medias tintes cuando los derechos del hombre están en juego. Es por ello que, a escala federal, se opuso recientemente al endurecimiento de las reglas de asilo.

De igual manera, se muestre escéptico en cuanto a las nuevas disposiciones con respecto a los hooligans en Suiza.

"Un Estado de derecho debe recurrir a sus medios de derecho para luchar contra el terrorismo y la violencia", insiste el jurista.

En el Parlamento, se reconoce en Dick Marty a un orador de talento. Sin embargo, en el seno de su propio partido, aparece a veces como un disidente.

Un diario de la Suiza de habla francesa lo caracterizó recientemente como alguien "no conformista". En su cantón es conocido como un "liberal social".

Niñez difícil

Dick Marty inició el duro aprendizaje de la vida desde su más tierna infancia. Casi ciego a la edad de seis años, recuperó el 50% de la vista en un instituto escolar especializado.

Hijo de una familia protestante de la Suiza de expresión francesa, creció en el Tesino, un cantón católico. Esas circunstancias los mantuvieron siempre un poco al margen del grupo social. "La vida en el corazón de la diáspora nos hace más fuerte", bromea.

En el curso de sus estudios universitarios en Neuchâtel, Dick Marty no se integró completamente. Cuando obtuvo su licencia en derecho, viajó a Friburgo-en Breisgau, para seguir sus estudios en el Instituto Max Plank.

Desde 1975, trabaja en el seno de la justicia tesinesa en donde se perfila como un investigador de altos vuelos. Sus instrucciones durante el caso de tráfico de drogas de la 'Libanon Connection' le abren las puertas de la política.

Exitos y fracasos

Entre sus éxitos: el registro obligatorio de identidad de los poseedores de teléfonos portátiles con carta de pre-pago, para luchar contra el terrorismo.

En 1999, sucede a Carla del Ponte, que deja el ministerio Público de la Confederación para asumir las riendas del Tribunal Penal Internacional de La Haya.

En su trayectoria, también algunos reveses: su compromiso en favor de la despenalización del consumo de drogas concluyó en un fracaso.

En el seno del Consejo de Europa, fue objeto de presiones cuando se manifestó en favor de la eutanasia activa (bajo ciertas condiciones).

No permite que lo desestabilicen

Pero, en política, Dick Marty, no permite que lo desestabilicen mediante inconvenientes o aislamiento. "No temo a la soledad, se lo he dicho, soy un solitario por naturaleza".

Una apreciada soledad que encuentra en su casa de la ciudad tesinesa de Malcantone, cerca de Lugano, a donde el legislador radical se mudó hace unas semanas.

"Ese mundo conviene perfetamente a mi carácter", concluye Dick Marty.

swissinfo, Gerhard Lob
(Traducción, Marcela Águila Rubín

Datos clave

7 de enero de 1945: nacimiento de Dick Marty en Lugano.
1975: Licenciatura en Derecho de la Universidad de Neuchâtel.
1975-1989: Procurador del Ministerio Público del Tesino.
1989-1995 Integrante del Consejo de Estados del Tesino.
1995: Integrante del Consejo de Estados.
Noviembre del 2005: Dick Marty es designado relator especial del Consejo de Estados, a la cabeza de la comisión encargada de las investigaciones sobre las "prisiones ambulantes" de la CIA.
Dick Marty está casado y es padre de tres hijos.

End of insertion

Este artículo ha sido importado automáticamente del antiguo sito web al nuevo. Si observa algún problema de visualización, le pedimos disculpas y le rogamos que nos lo indique a esta dirección: community-feedback@swissinfo.ch

Los comentarios de este artículo han sido desactivados. Puede encontrar una visión general de los debates en curso con nuestros periodistas aquí. Por favor, únase a nosotros!

Si quiere iniciar una conversación sobre un tema planteado en este artículo o quiere informar de errores factuales, envíenos un correo electrónico a spanish@swissinfo.ch.

Compartir este artículo

Únase a la conversación

Con una cuenta de SWI, tiene la oportunidad de contribuir con comentarios en nuestro sitio web.

Conéctese o regístrese aquí.