Navigation

Líbano: "Hacemos todo lo que podemos"

Micheline Calmy-Rey expuso este jueves la posición de Suiza frente a la crisis en Líbano. Keystone

Evacuaciones, ayuda humanitaria, contactos diplomáticos: todo el Ministerio suizo de Exteriores se ha volcado en el trabajo para afrontar la crisis, asegura Micheline Calmy-Rey.

Este contenido fue publicado el 20 julio 2006 - 20:25

La jefa de la diplomacia helvética califica de "dramática" la situación en el Líbano y de "extremadamente difícil" el contexto político.

La ministra suiza de Asuntos Exteriores está convencida de que la estrategia de disuasión por la fuerza conduce a un callejón sin salida. Suiza seguirá trabajando en la búsqueda de una solución negociada en Oriente Medio y como preámbulo propone un canje de prisioneros entre Israel y Hezbolá.

swissinfo, ¿Qué prioridades se ha fijado Suiza con respecto a la crisis en Líbano?

Micheline Calmy-Rey: En primer lugar, evacuar a los ciudadanos suizos. Hasta ahora hemos evacuado a unas 500 personas. Es difícil dar cifras exactas, porque la gente se va inscribiendo poco a poco en nuestra embajada. Pero calculamos que quedan otras tantas por evacuar.

Otra prioridad es de índole humanitaria. Es muy importante que las hostilidades cesen inmediatamente. Hay que decretar un alto el fuego.

Y es que la situación es dramática. Hay cerca de 500.000 desplazados en el interior de Líbano, de los cuales unos 40.000 solamente en la ciudad de Beirut. El acceso a medicamentos y víveres es prácticamente imposible.

Además del cese el fuego, trabajamos para que se creen corredores humanitarios, tanto por vía marítima como hacia el sur de Líbano. Y hemos hecho reiterados llamamientos para que se respeten las Convenciones de Ginebra.

En el ámbito diplomático, Suiza está también utilizando todos sus contactos con un objetivo: privilegiar una salida negociada que, en nuestra opinión, es la única para poner fin al conflicto en Oriente Medio.

swissinfo: ¿Va a tener Suiza un papel de mediador en este conflicto?

M.C.-R.: Por el momento no podemos asumir un papel de mediación. Suiza no figura entre los actores que participan en las discusiones estratégicas.

Pero vuelvo a repetir, en calidad de país depositario de las Convenciones de Ginebra, tenemos un lugar en la comunidad internacional. Ese lugar y nuestros contactos los estamos utilizando de la mejor manera posible para que se entable un diálogo.

swissinfo: ¿Considera que las operaciones militares israelíes son desproporcionadas?

M.C.-R.: Consideramos que son desproporcionadas. Reconocemos el derecho de Israel de tratar de recuperar a sus soldados que cayeron presos recurriendo a medios militares.

El problema es que esas operaciones afectan a la población civil, que destruyen infraestructuras civiles. Por ello consideramos que son desproporcionadas en relación al objetivo que persiguen.

swissinfo: ¿Ante qué estamos, ante un ataque contra el Líbano o contra Hezbolá? ¿Y cuáles serían las implicaciones para Suiza si la respuesta fuera Líbano?

M.C-R.: Nuestra evaluación, en este momento, es que estamos frente a ataques contra Hezbolá.

Si se tratara de operaciones entre dos países, el conflicto se convertiría en interetático y Suiza podría aplicar su derecho de neutralidad (prohibir la venta de armas a los beligerantes, por ejemplo).

swissinfo: En su opinión, la población suiza estima que el Ministerio de Asuntos Exteriores ha realizado suficientes esfuerzos en este contexto de crisis?

M.C.-R.: No soy la persona más indicada para responder a esta pregunta. Lo que sí puedo decirle es que nuestros colaboradores lo han dado todo.

En el terreno, obviamente, en Beirut, pero también en todas las embajadas de la región – Damasco, Chipre – como aquí en la sede centra, la gente se ha movilizado, se ha volcado.

Hemos creado una célula de crisis que se reúne varias veces al día. Y hay un número de teléfono a disposición de todos los ciudadanos suizos que funciona las 24 horas del día.

Creo que hacemos todo lo que podemos para que las cosas mejoren un poco, en una situación realmente muy difícil.

Entrevista swissinfo: Pierre-François Besson

Contexto

Los combates – los más graves desde la invasión israelí en el sur del Líbano en 1982 – estallaron después de que Hezbolá tomara como rehenes a dos soldados israelíes la semana pasada.

El movimiento islamista radical forma parte del gobierno libanés y cuenta con el respaldo de Siria e Irán.

Los combates se han cobrado la vida de al menos 300 personas en Líbano y 29 en Israel.

Se calcula que el número de desplazados asciende a 500.000 personas.

Cerca de 25.000 extranjeros fueron evacuados el jueves de Líbano, entre ellos 500 ciudadanos suizos.

End of insertion

Datos clave

Según el Ministerio de Asuntos Exteriores, unos 838 ciudadanos suizos están inscritos como residentes en Líbano y de ellos 713 tienen doble nacionalidad.

Los familiares pueden solicitar información llamando al teléfono +41 31 325 33 33, de las 8 de la mañana a las 9 de la noche (hora suiza).

End of insertion

Este artículo ha sido importado automáticamente del antiguo sito web al nuevo. Si observa algún problema de visualización, le pedimos disculpas y le rogamos que nos lo indique a esta dirección: community-feedback@swissinfo.ch

Los comentarios de este artículo han sido desactivados. Puede encontrar una visión general de los debates en curso con nuestros periodistas aquí. Por favor, únase a nosotros!

Si quiere iniciar una conversación sobre un tema planteado en este artículo o quiere informar de errores factuales, envíenos un correo electrónico a spanish@swissinfo.ch.

Compartir este artículo

Únase a la conversación

Con una cuenta de SWI, tiene la oportunidad de contribuir con comentarios en nuestro sitio web.

Conéctese o regístrese aquí.