Navegación

Enlaces para saltar navegación

Principales funcionalidades

Recupera el aliento la economía helvética

Campesinos de Nicaragua, uno de los países beneficiados por la iniciativa suiza de desendeudamiento.

(Keystone)

El Grupo de Expertos de la Seco anuncia que el PIB crecerá 2% este año, en línea con la previsión del banco central.

Y también esta semana, se confirma una reducción de 40% en los casos de lavado en el país; y el Banco Mundial ratifica el perdón a la deuda de 17 países pobres, iniciativa con sello helvético.

Los expertos económicos de la Confederación Helvética se sumaron ayer (30.03) al banco central y al UBS en su pronóstico económico para el 2006. A su juicio, el Producto Interno Bruto (PIB), es decir, la riqueza total que es capaz de producir Suiza en un año, crecerá 2% en 2006, previsión ligeramente por encima de la que había hace un trimestre (1,8%).

Este jueves, la Seco presentó sus 'Tendencias Coyunturales y Previsión del Grupo de Expertos de la Confederación' -documento que elabora trimestralmente-, en las que confirma que el entorno es favorable y dará continuidad a los avances del 2005.

Advierte, no obstante, que el 2007 no correrá la misma suerte, ya que reflejará los efectos de una política monetaria que comienza a inclinarse hacia lo restrictivo. Dicho sin tecnicismo, esto significa que los bancos centrales de todo el mundo (incluido el Banco Nacional de Suiza) han decidido elevar sus tasas de interés durante los últimos meses, lo que propicia un ambiente de ahorro y poco gasto.

Esto facilita el control inflacionario para los países industrializados, pero debilita la capacidad de sus empresas para crecer, invertir y generar nuevos empleos.

Los expertos destacan también que la volatilidad de los precios internacionales del petróleo se mantendrá durante el resto del 2006, periodo en el que difícilmente se verá un precio inferior a los 60 dólares por barril.

Retrocede el 'lavado'

También este jueves (30.03) la Autoridad de Control en la Lucha del Lavado de Dinero confirmó que durante el 2005 inició 264 procedimientos de investigación sobre lavado de dinero en territorio suizo.

Dicho número de casos es 40% inferior al reportado en 2004. Y esto se debe, según la propia autoridad, a la experiencia que adquiere en materia de supervisión y prevención.

El 70% de los procedimientos de presuntas operaciones de blanqueo se ubica en la Suiza alemana, un 18% está ligado a la región francesa y otro 17% a la italiana, con lo que se respetan las mismas proporciones del 2004.

Y estrechamente vinculado con este tema, un día antes (30.03), el banco más importante de Suiza, el UBS se lanzó a criticar al Senado estadounidense a raíz de que el grupo financiero fue citado durante una sesión legislativa como "ejemplo de corrupción y duplicidad".

Se le reprochó igualmente, en voz de la senadora republicana Dana Rohrabacher, la existencia de las cuentas de víctimas del Holocausto y la apertura, en el pasado, de una cuenta para Osama Ben Laden.

Sin embargo, Michael Herde, Director General del UBS en EEUU, rechazó de inmediato la imputación y afirmó que pocos bancos en el mundo poseen programas 'antiblanqueo' de dinero tan completos y eficaces como el UBS.

Menos endeudamiento mundial

Y el pasado martes, finalmente, el Banco Mundial (BM) aprobó la anulación de la deuda que sostenían con esta institución los 17 países más pobres del mundo a partir del 1 de julio.

Los pasivos que serán condonados suman 48.000 millones de francos, tras la aprobación de los 184 países miembro del BM y del Fondo Monetario Internacional.

El logro de esta iniciativa, que favorece a Benin, Bolivia, Burkina Faso, Etiopía, Ghana, la Guyana, Honduras, Madagascar, Malí, Mozambique, Nicaragua, Níger, Uganda, Ruanda, Senegal, Tanzania y Zambia, se debió en gran medida al trabajo realizado por Suiza y al espíritu que ha desarrollado de desendeudamiento creativo.

La Confederación Helvética trabaja desde 1991 en el objetivo de reducir los pasivos que llevan a cuestas las economías menos desarrollados y creó un fondo de 500 millones de francos suizos destinado a cancelar deudas bilaterales y a otorgar fondos de contrapartida; es decir, recursos frescos en moneda local que permiten financiar proyectos en las poblaciones más pobres.

Y como país, Suiza ha sido también miembro activo del Club de París -grupo informal de países industrializados acreedores de naciones en desarrollo- que buscan soluciones para las economías emergentes a través del perdón o la recalendarización de los pagos de deuda.

Swiss Life a todo vapor

La aseguradora Swiss Life ganó 874 millones de francos suizos (555 millones de euros) en 2005, un 44% más que el año anterior, gracias al buen comportamiento de sus negocios de banca privada y vida.

Este resultado supera las estimaciones de los analistas, que esperaban que la compañía ganara 763 millones de francos el año pasado.

Además de superar las expectativas, Swiss Life ha reiterado que confía en cumplir su objetivo de ganar 1.000 millones de euros en 2008, una meta ambiciosa si se tiene en cuenta que perdió 1.700 millones de francos en 2002.

El volumen de primas del grupo ascendió a 20.200 millones de francos, un 8% más.

En cuanto a la posibilidad de realizar adquisiciones, Rolf Doerig, consejero delegado de la compañía, ha explicado que aunque tiene "el capital y la fortaleza financiera para realizar compras de tamaño pequeño o mediano", prefieren crecer "orgánicamente".

swissinfo, Andrea Ornelas

Datos clave

La Seco estima que la economía suiza crecerá 2% este año, en línea con la previsión de 2% del banco central, y de 2,1% del UBS.

El Banco Mundial confirmó que condona 48.000 millones de francos suizos a los 17 países más pobres del mundo, iniciativa fuertemente defendida por Suiza.

En 2005, se redujeron 40% los casos de lavado de dinero.

Las utilidades de la aseguradora suiza Swiss Life aumentaron 44% en 2005, para sumar 874 millones de francos suizos.

Fin del recuadro

Contexto

El Grupo de Expertos de la Confederación Helvética da a conocer cada trimestre sus pronósticos económicos; indicadores que sirven de guía al sector productivo para planificar a mediano y largo plazos.

La autoridad helvética para combatir el lavado de dinero depende del Departamento Federal de Finanzas y tiene como objetivo la prevención y supervisión de operaciones irregulares dentro del sistema financiero suizo.

Suiza promueve desde hace 15 años el 'desendeudamiento creativo', que anula deudas bilaterales con los países más pobres y les compromete a constituir fondos para desarrollar proyectos con elevado beneficio social.

La aseguradora Swiss Life, con 150 años en el mercado, es número uno mundial en seguros de vida.

Fin del recuadro


Enlaces

×