Schengen, una protección de datos que preocupa

Una vez registrada, la persona tiene escasas posibilidades de salir del SIS II. imagepoint

Los comisarios cantonales responsables de la protección de datos advierten que la población suiza no está suficientemente protegida contra los riesgos del sistema de información de Schengen (SIS II).

Este contenido fue publicado el 11 octubre 2006 - 19:25

Mientras Suiza ultima los preparativos para adherirse al sistema en 2008, los comisarios piden incrementar los controles.

Después de que los suizos aprobaran el ingreso en el espacio de Schengen, Berna ultima los preparativos para conectarse al Sistema de Información Schengen de segunda generación (SIS II) en el año 2008. Esta plataforma europea permitirá a los investigadores acceder a los bancos de datos de 27 países (450 millones de personas).

Por el momento no se pueden descartar eventuales errores o abusos del sistema, dada la falta de recursos económicos y humanos. Es la advertencia que lanzó la Asociación Suiza de Responsables de la Protección de Datos, durante una rueda de prensa celebrada este miércoles en Zúrich.

El SIS II "comporta riesgos muy grandes", puntualizó el presidente de la asociación, Bruno Baeriswyl.

"En los últimos años, las autoridades helvéticos se concentraron en reforzar la seguridad y mejorar la defensa de las fronteras. Pero no prestaron la suficiente atención a la protección de los derechos individuales", declaró a swissinfo.

Criterios diversos de inscripción

Una vez registradas, las personas tienen escasas posibilidades de salir del SIS II. Bruno Baeriswyl subrayó que los datos están a disposición de muchos más órganos y se guardan durante un periodo más prolongado respecto al primer sistema SIS. Por ello se requieren "mayores controles".

Además, no todos los países siguen los mismos criterios a la hora de registrar de forma preventiva a una personas en su banco de datos. Una diferencia que, según los comisarios cantonales suizos, puede conducir a disparidades en el tratamiento de los datos.

Suiza en retraso

Los responsables suizos en materia de protección de datos insistieron en que no ponen en tela de juicio la utilidad del sistema transfronterizo, que calificaron de instrumento "sensato" contra la criminalidad.

Sin embargo, manifestaron sus dudas después de observar que los otros países destinan más medios y personal a la aplicación del SIS II.

"Europa se vuelca mucho en respetar el derecho fundamental a la privacidad. Y nuestra tarea es que Suiza se sitúe en el mismo nivel que el resto de países europeos", explicó a swissinfo Bruno Baeriswyl.

En Suiza existen solamente 40 empleos a tiempo completo que se ocupan de la protección de datos a escala nacional o cantonal. Algunos cantones disponen de un único comisario que trabaja la jornada parcial.

Para poder acoplarse al sistema, los cantones tendrán que colmar las lagunas. La Unión Europea exige que los comisarios encargados de la protección de datos conserven su independencia y pueden efectuar sus controles sin restricciones.

"¿Cómo puede ser independiente un comisario cantonal si no dispone de los recursos para realizar su trabajo", se pregunta Ursula Stucki, vicepresidenta de la asociación.

Inicialmente estaba previsto que el SIS II, cuya aplicación permitirá abolir los controles en las fronteras internas del espacio Schengen, entrara en vigor en marzo de 2007. Debido a los retrasos no será operativo hasta finales del próximo año.

Al inicio de 2006, eran 750.000 las personas perseguidas por la justicia que estaban inscritas en el SIS I y tienen prohibido el acceso al espacio Schengen.

swissinfo y agencias

SIS y SIS II

El Sistema de Información de Schengen (SIS) es un banco de datos electrónico que se utiliza en la Red. Permite a los responsables en la materia acceder a m'as de 13 millones de datos.

El SIS sirve para mantener un nivel de seguridad elevado en el interior del espacio Schengen y a facilitar la cooperación entre los órganos policiales y judiciales. Asimismo es útil en la gestión de los flujos migratorios.

La segunda generación del sistema será operativa a fines de 2007. El SIS II es un instrumento técnico del que Suiza no puede privarse, si quiere integrarse al espacio Schengen y abolir así los controles en las fronteras.

El SIS II refuerza, de hecho, el dispositivo de identificación de las personas, sobre todo gracias al registro de datos biométricos. Sin embargo, las informaciones no podrán guardarse durante un periodo superior a los cinco años.

End of insertion

Este artículo ha sido importado automáticamente del antiguo sito web al nuevo. Si observa algún problema de visualización, le pedimos disculpas y le rogamos que nos lo indique a esta dirección: community-feedback@swissinfo.ch

Compartir este artículo