Navigation

El triunfo de la UDC no sorprende, pero preocupa

Hans Rudolph Würgler, nacido en Misiones y distinguido como 'Suizo del Extranjero 2004'. swissinfo.ch

La Unión Democrática del Centro (UDC), obtuvo el domingo un triunfo histórico: 29% de los votos y 62 de los 200 escaños en la cámara Baja.

Este contenido fue publicado el 23 octubre 2007 - 17:39

Aunque la prensa internacional –sobre todo la europea- expresó su inquietud por el avance de la derecha nacionalista en Suiza, los resultados de los comicios no sorprendieron a quienes votaron desde Argentina.

"No puedo decir que me sorprendió por todo lo que venía leyendo desde hace tiempo en los medios de comunicación, pero sí me preocupa porque luego de ver las campañas agresivas del partido que triunfó, me pregunto si lo que proponen y la forma de hacerlo es la mejor manera y lo mejor para Suiza", sostuvo, desde la provincia de Misiones, el argentino-suizo Hans Rudolph Würgler.

En la misma dirección se expresó Arturo Ignacio Gómez Savoy, desde Baradero, provincia de Buenos Aires: "Si bien podría decir que mi voto no ganó, esperaba el resultado, ya que por mi hijo, que vive en Friburgo, Suiza, estaba al tanto de la situación".

"No podría decir que el triunfo de la UDC me asusta. Creo que eso es muy relativo y que el resultado tiene que ver con una reacción de los suizos a la gran cantidad de inmigrantes que ahora hay en el país", explicó.

"No pienso que el partido que ganó esté en contra de los inmigrantes, sino que creo que está en contra de la delincuencia que viene creciendo con alguna inmigración. Pero creo que todo se va a ir atomizando con el tiempo", manifestó positivo.

"La UDC venía con una campaña muy fuerte"

Tampoco fue sorpresa para Hans Steinmann, oriundo de Lucerna: "En primer lugar, porque la UDC venía con una campaña muy fuerte (más que los otros partidos) que dejó su impacto en la gente".

"No sé qué resultados se habrán registrado en los votos emitidos desde Argentina, pero yo estuve tres semanas en Suiza este mes de julio, y puedo decir que a nivel doméstico la presencia extranjera es muy fuerte y hay muchos compatriotas que se sienten un poco desbordados, quizás de todas las consideraciones que se tienen sobre este sector, sobre todo a través de un esquema social", precisó.

"Entonces no me extraña que el partido del ministro de Justicia y Policía, Christoph Blocher, haya agregado nuevamente más bancas y que el Partido Socialista (PS) haya caído, porque es el que más han pregonado siempre a favor de esos derechos".

El fotógrafo tesinés Gian-Paolo Minelli ya estaba al tanto de los resultados y, si bien no lo sorprendieron, considera preocupante el avance de la UDC:

"Sé que ganó el partido de Blocher y que el Partido Socialista perdió nueve escaños, pero que del otro lado hubo un avance importante del Partido Ecologista", afirmó.

"No me sorprendió lo de la UDC, pero me hubiera gustado sorprenderme por otros motivos. Por ejemplo, enterarme que la población suiza estuviera votando de vuelta hacia el socialismo".

"Sí, me llamó la atención que ciertos políticos recibieran tantos votos, como Filippo Lombardi, que está peleando el balotaje con Franco Cavalli, aún luego de los escándalos que protagonizó. Y que Attilio Bignasca recibiera tantos votos. Tenía la esperanza de que la gente votaría con más sensatez", concluyó.

swissinfo, Norma Domínguez, Buenos Aires

Datos clave

Cerca de 40.000 suizos se radicaron entre 1856 y 1939 en Argentina.

Actualmente hay 15.000 registrados en la embajada suiza en Buenos Aires.

Se estima en más de 100.000 los descendientes de suizos.

End of insertion

Colonia suiza en Argentina

swissinfo salió en busca de testimonios de suizos y argentino-suizos con derecho a voto y recorrió el país desde la capital porteña hasta Misiones, pasando por las provincias de Buenos Aires, Córdoba, Santa Fe y Mendoza, y se topó con un panorama inesperado y de lo más desigual.

Aunque la comunidad helvética de Argentina es la más importante de América Latina, tiene su origen en las inmigraciones que se dieron entre 1856 y 1939, años en que alrededor de 40.000 compatriotas se radicaron en el país sudamericano.

De los 15.061 suizos registrados, una amplia mayoría son descendientes de tercera y cuarta generación y muy pocos son de primera generación o nacidos en la Confederación Helvética.

Esta situación redunda en que es también mayoritaria la proporción de quienes, aún teniendo la posibilidad de votar en Suiza, no dominan las lenguas nacionales del país.

A ello se suma que muchos han perdido con el tiempo y la lejanía su vínculo con la patria alpina. Estas dos razones explicarían por qué menos de un 5% de ellos están inscritos en los registros electorales.

End of insertion

Este artículo ha sido importado automáticamente del antiguo sito web al nuevo. Si observa algún problema de visualización, le pedimos disculpas y le rogamos que nos lo indique a esta dirección: community-feedback@swissinfo.ch

Compartir este artículo

Únase a la conversación

Con una cuenta de SWI, tiene la oportunidad de contribuir con comentarios en nuestro sitio web.

Conéctese o regístrese aquí.