Cuando en La Habana se habla alemán

La Cátedra Humboldt en La Habana. swissinfo.ch

Cuba tiene desde hace 300 años una relación cordial con el idioma alemán, cuyo punto culminante se produjo durante el intercambio entre la isla y la otrora República Democrática de Alemania.

Este contenido fue publicado el 12 diciembre 2006 - 18:07

También Suiza ha dejado su rastro en Cuba en el terreno de la germanística y en el acervo literario de los estudiantes de idiomas.

Cuba debió afrontar tiempos difíciles tras la decadencia de la Unión Soviética (1989). La ayuda a la alimentación y el petróleo de los países miembros del Comecon escasearon, las plataformas de construcción socialistas se resquebrajaron y las fábricas del bloque del Este comunista se oxidaron.

No quedó mucho de la ayuda de los hermanos socialistas a la isla. Por ello sorprende la sobrevivencia de la herencia cultural e idiomática de los 30 años de amistad y cooperación entre Cuba y la República Democrática de Alemania (RDA):

"En Cuba hay alrededor de 50.000 personas que hablan, escriben y leen perfectamente el alemán. Lo que no ocurre en ningún otro país de Iberoamérica", indica a swissinfo en La Habana, René Caparrós, promotor cultural del Centro Wilfredo Lam, institución que lleva el nombre del pintor más conocido de la isla.

Al principio fue Alexander von Humboldt

La historia de las relaciones entre la lengua germana y Cuba iniciaron hace más de 300 años, cuando el investigador y humanista Alexander von Humboldt llegó en 1799 a las provincias españolas en Sudamérica para realizar viajes de estudio e investigación en Venezuela, Colombia, Ecuador, Perú y México, que concluiría en 1804. Humboldt visitó cuba entre 1800 y 1801.

Cuba ve a Alexander von Humboldt como el segundo descubridor de la isla, según explica René Caparrós:

"Humboldt nos descubrió como seres humanos, mientras que Colón nos dio a conocer en Europa sólo como seres del nuevo mundo. Humboldt nos dio cuerpo y alma."

Donde Cuba conoce a los escritores de Suiza

Las manifestaciones culturales y el cuidado de la lengua germana tienen dos pilares en Cuba. En la calle Oficio de la vieja Habana se encuentra la Casa Humboldt, donde se presentan exposiciones y conferencias y en donde son instruidos estudiantes de primaria especialmente talentosos.

La Casa Humboldt aloja también una biblioteca con libros especializados y ediciones especiales sobre la vida y obra de Alexander von Humboldt y libros literarios de Suiza, Alemania y Austria.

La Embajada de Suiza en La Habana y otras organizaciones, como la fundación cultural Pro Helvetia, han realizado en los últimos años numerosas donaciones de obras y ediciones completas de la literatura suiza a la Casa Humboldt.

De esta forma, los diez mil lectores y lectoras de Cuba que comprenden el alemán han leído obras de autores como Friedrich Dürrematt, Hugo Lötscher, Friedrich Glauser, Max Frisch, entre otros, y con ello, han conocido Suiza.

La Cátedra Humboldt conoció mejores días

El segundo pilar de la difusión y el cuidado de la herencia cultural del alemán en La Habana es la Cátedra Humboldt para la enseñanza de la lengua germana, asociada a la Universidad de La Habana.

Situado en las cercanías de la máxima casa de estudios cubana, el edificio que alberga la cátedra refleja su estado precario tras la caída del Muro de Berlín.

El instituto cuenta con alrededor de 6.000 libros y 100 videos en alemán. También aquí llegaron en el pasado visitantes de Suiza llevando consigo libros en alemán. Esporádicamente hubo la ocasión de que escritores de Suiza presentaran sus obras en la Cátedra Humboldt.

El surtido de las obras literarias también ha cambiado desde el fin del bloque socialista. Cuando la RDA aún existía, los germanistas cubanos leían a Anna Seghers y a Edwin Strittmatter; hoy día hay libros de muchos autores de la otrora República Federal de Alemania o de Suiza.

A los científicos cubanos les resulta irrenunciable el acceso a estos escritos en alemán, considera René Caparrós: "En el sector médico, químico y biotecnológico se publican muchos libros de enseñanza y revistas en alemán. Si queremos en Cuba permanecer a la cabeza en esas especialidades debemos tener esas publicaciones de inmediato y poderlas leer en el idioma original."

swissinfo, Edwin Dettling, La Habana
(Traducido del alemán por P. Islas)

Alexander von Humboldt

El científico de las Ciencias Naturales y expedicionario, genio universal, cosmopolita, erudito y mecenas nació en 1769 y murió en 1859.

En 1799 llegó al "Nuevo Mundo" para realizar el primer viaje por esas tierras con razones estrictamente científicas. Este viaje ha sido celebrado posteriormente como el descubrimiento científico de Sudamérica.

Con su ensayo sobre la esclavitud, Alexander von Humblodt se ha reconocido como un científico humanista, opositor claro del comercio de seres humanos y defensor de los derechos humanos.

End of insertion

Este artículo ha sido importado automáticamente del antiguo sito web al nuevo. Si observa algún problema de visualización, le pedimos disculpas y le rogamos que nos lo indique a esta dirección: community-feedback@swissinfo.ch

Compartir este artículo