Navigation

El reto: desarrollo sin destruir la naturaleza

Olaf Kübler de la EPFZ y Klaus Töpfer del PNUMA firman el 'Memorandum de entendimiento'. R. A. Fierro

Mientras en Canadá el mundo vuelve a hablar del calentamiento del planeta, hace algunos días la Escuela Politécnica Federal de Zúrich (EPFZ) y el Programa de las Naciones Unidas para el Medio Ambiente (PNUMA) firmaron un "Memorandum de intenciones".

Este contenido fue publicado el 06 diciembre 2005 - 09:00

El convenio refleja el creciente interés en el desarrollo sin perjuicio del medio ambiente.

El documento establece las condiciones marco para el desarrollo de estrategias que faciliten el registro, monitoreo y reconocimiento temprano de problemas ambientales, pero también para investigar las interacciones entre ambiente y sociedad. Y no por último, para aumentar la relevancia, independencia y credibilidad científica de las medidas ambientales.

Klaus Töpfer, director ejecutivo del PNUMA, y Olaf Kübler, presidente de la EPFZ firmaron el documento en la conferencia 'El rol de la ciencia y la tecnología para el desarrollo', organizada por Nideco (Network for International Development and Cooperation) y Nadel (Estudio de posgrado para países en vías de desarrollo).

Töpfer explicó con ejemplos cuán relevante es la problemática medioambiental en contextos en desarrollo. Por ello, al describir el perfil del PNUMA puso énfasis en los esfuerzos de este organismo para crear sistemas de conocimientos en los países en desarrollo especialmente afectados por problemas ambientales.

El peligro de repetir el modelo negativo

Tras expresar su convicción de que una 'política ambiental es la política de paz del futuro', el directivo del organismo encargado de establecer las políticas medioambientales globales mostró su preocupación por el modelo de desarrollo que siguen países como China o Brasil.

"Los países en desarrollo se dividen, en general en los del tipo de Africa y los del tipo de China. Los primeros son el clásico ejemplo de países en desarrollo - bajo Producto Interno Bruto, economía orientada a la exportación de materias primas – y los segundos se desarrollan rápidamente, con tasas de crecimiento extremas y graves problemas medioambientales".

Si en China, el país más poblado del planeta, el transporte privado se desarrolla bajo el modelo de los países occidentales, el mundo tendrá un gran problema. Para enfrentarlo necesitamos alternativas tecnológicas, agregó Töpfer.

Suelos: SOS

A su criterio, también faltan políticas adecuadas para fomentar una mayor interacción Sur-Sur, de tal manera que, por ejemplo, la baja productividad agrícola en África se eleve al nivel de regiones similares en Asia.

Fue cuando aludió a la calidad del suelo. "En comparación con el agua, el suelo es un área muy descuidada. Su contaminación y degradación es uno de los problemas ambientales críticos a nivel mundial. Descontaminar el suelo es mucho más difícil y costoso que descontaminar el agua", advirtió Töpfer, ex- ministro de Medio Ambiente en Alemania.

Como ejemplo positivo, Töpfer mencionó al Grupo Intergubernamental de Expertos sobre Cambio Climático (IPPC). "Este modelo ha logrado la interfaz entre ciencia y política. Este grupo no quiere ser prescrito políticamente sino llamar la atención sobre los hechos más importantes y las correlaciones, para que la política tome las medidas adecuadas".

Compartir con los menos privilegiados

Justamente promover esta interfaz entre ciencia y política es uno de los retos en la colaboración entre una institución como el PNUMA, que dispone de gran cantidad de datos y la EPFZ, que tiene los fundamentos científicos.

Olaf Kübler, presidente de la EPFZ y físico teórico, manifestó "tenemos la obligación de asumir una responsabilidad en el desarrollo de otros países y el deber de compartir el conocimiento adquirido en este centro con esa gran población del mundo que no tiene privilegios y sí muchos problemas. También esos seres humanos deben ver el futuro como una oportunidad".

En su exposición sobre "Lucha contra la pobreza a través de políticas ambientales", Renate Schubert, presidenta del Consejo Consultivo Alemán para Cambios Globales (WBGU) y profesora de Economía de la EPFZ, señaló que luchar contra la pobreza y proteger el ambiente son dos de los más urgentes retos para la comunidad internacional.

Ambiente y desarrollo están divorciados

Tras explicar cómo la degradación ambiental causa más pobreza, Schubert indicó que una buena política ambiental puede ser un instrumento exitoso para luchar contra la miseria. Sin embargo, a menudo, las políticas ambientales y las políticas de desarrollo, estrechamente vinculadas, son diseñadas separadamente, son incoherentes e incosistentes.

Schubert puntualizó que una mejor calidad ambiental y un mayor desarrollo reducen el incentivo y la necesidad de migrar, así como el incentivo para el terrorismo y explicó con ejemplos por qué una política ambiental global es prerequisito para reducir la pobreza.

Se necesita un partenariado global para el medioambiente y el desarrollo, dijo.

Más adelante indicó que los impactos negativos de la pobreza sobre los recursos naturales son a menudo sobreestimados; sin embargo, los pobres se ven forzados a la sobreexplotación mientras que la prosperidad y la industrialización son decisivos en la degradación del medio ambiente.

Un desarrollo ciego

Schubert manifestó a swissinfo que los suelos contaminados por pesticidas, plásticos y baterias son efectivamente consecuencia de un desarrollo negativo, hecho a ciegas, sin considerar los aspectos ambientales.

Por otro lado, Schubert no considera negativo que buena parte de la investigación se oriente hoy más a generar ganancias. "El problema es orientarse sólo a las ganancias a corto plazo, sin pensar a mediano y largo plazo".

Si hoy manejo un área de tal manera que en el futuro allí no haya más recursos naturales, las ganancias serán extraordinariamente malas a largo plazo. Por eso la humanidad debe acostumbrarse más a tener una perspectiva a largo plazo, lo que no ocurre hoy, precisó.

Interrogada si como mujer ve los problemas ambientales y la pobreza desde otra perspectiva, respondió: "Las mujeres sufren especialmente cuando empeoran las condiciones ambientales. Es urgente hacer algo en el tema de género y de educación, incluyendo formación ambiental".

Schubert dijo sobre Latinoamérica que también este continente debe ser más conciente del valor de los recursos naturales y tener una perspectiva a largo plazo. "Si el desarrollo no va de la mano del medioambiente, no hay chance".

swissinfo, Rosa Amelia Fierro

Datos clave

- Los países de la OCDE gastan 350.000 millones de dólares anuales en subsidios a la agricultura y 850.000 millones de dólares en subsidios a los combustibles fósiles, movilidad, agua, pesca y forestación.

End of insertion

Contexto

- Entre 100 y 400.000 millones de dólares anuales se necesitan como recursos adicionales para ejecutar los objetivos ambientales y de lucha contra la pobreza.

- La pobreza debe entenderse como un concepto con por lo menos cinco dimensiones: bajos ingresos, malnutrición, enfermedades, falta de educación, carencia de capital social y estabilidad social.

- "El rol de la ciencia y tecnología en el desarrollo" se realizó con motivo de la conferencia anual de NIDECO (Network for International Development and Cooperation) y los 35 años de NADEL (Estudio de posgrado para países en vías de desarrollo).

- La EPF de Zúrich celebra su 175 años de fundación con el lema "Bienvenido mañana'.

- El NADEL (Estudio de posgrado para países en vías de desarrollo) fue creado hace 35 años.

- Su objetivo es la formación y actualización, así como la investigación y el asesoramiento en el área de la cooperación con países en desarrollo y en transición.

- NIDECO empezó a funcionar el 2003. Es un centro de competencia de la EPFZ que reúne a investigadores y académicos de una amplia gama de disciplinas.

End of insertion

Este artículo ha sido importado automáticamente del antiguo sito web al nuevo. Si observa algún problema de visualización, le pedimos disculpas y le rogamos que nos lo indique a esta dirección: community-feedback@swissinfo.ch

Los comentarios de este artículo han sido desactivados. Puede encontrar una visión general de los debates en curso con nuestros periodistas aquí. Por favor, únase a nosotros!

Si quiere iniciar una conversación sobre un tema planteado en este artículo o quiere informar de errores factuales, envíenos un correo electrónico a spanish@swissinfo.ch.

Compartir este artículo

Únase a la conversación

Con una cuenta de SWI, tiene la oportunidad de contribuir con comentarios en nuestro sitio web.

Conéctese o regístrese aquí.