Navegación

Enlaces para saltar navegación

Principales funcionalidades

En todos los frentes, lucha contra el tabaco

Las advertencias, con grandes caracteres, para que sean tomadas en cuenta.

(swissinfo.ch)

Desde este 1º de mayo, los riesgos vinculados con el consumo del tabaco deben estar inscritos, con grandes caracteres, en todos los paquetes de cigarrillos.

Luego de la prohibición de fumar en lugares públicos, adoptada en el Tesino, la lucha contra el tabaco no cesa de intensificarse en diversas regiones de Suiza.

'Fumar mata'. 'Fumar es vivir menos tiempo': desde el 1º de mayo, alertas de ese tipo deben figurar en todos los paquetes de cigarrillos, de puros o de tabaco vendidos en Suiza.

Además de toda una serie de advertencias sobre los riesgos para los fumadores -activos o pasivos- los paquetes deben contener informaciones destinadas a aquellos que quieren dejar de fumar.

La obligación de inscribir esas advertencias representa una de las numerosas medidas lanzadas en los últimos tiempos para reducir el consumo del tabaco en Suiza.

Cabe hacer notar que, sobre el particular, la Confederación retoma una práctica en vigor desde hace mucho tiempo en la Unión Europea.

Por otra parte, diversos cantones adoptaron ya o elaboran disposiciones para luchar contra el tabaco, principalmente en los lugares públicos.

Tesino, pionero

El cantón del Tesino se encuentra a la vanguardia. Fue el primero en introducir la interdicción de fumar en restaurantes, bares y centros de baile. La propuesta, adoptada el año pasado por las autoridades cantonales, fue aprobada por 79,1% de los ciudadanos tesineses durante una votación efectuada en marzo pasado.

De aquí al 2007, todos los propietarios de ese tipo de locales del cantón deberán prohibir el tabaco en sus locales o poner a disposición salas separadas para los fumadores.

Una medida similar fue adoptada en Italia. El Ministerio italiano de Salud Pública divulgó, de manera reciente, un balance positivo: desde la puesta en vigor de la disposición correspondiente, alrededor de medio millón de personas ha dejado de fumar y el consumo de tabaco ha disminuido en 5,7%.

Un 90% de los italianos estima que la disposición es justificada.

Proyecto en los otros cantones

En Suiza, iniciativas populares sobre el tema han sido presentadas en los cantones de Ginebra y de Zúrich. En el cantón de Berna, el asunto debe ser tratado en el Parlamento.

Esas señales procedentes de los cantones deberían conducir a las autoridades sanitarias federales a fortalecer la lucha contra el tabaco. De manera reciente, un informe del gobierno ratificó la primacía de la protección de la población contra los peligros del tabaco pasivo sobre la libertad de los fumadores.

Los Ferrocarriles Federales (CFF) ya reaccionaron. Desde diciembre pasado no se permite fumar en los trenes.

Parece entonces que la interdicción generalizada de fumar en los lugares públicos -como es ya el caso en Italia, Irlanda, Noruega y Suecia- no es sino cuestión de tiempo.

Línea telefónica

Sin embargo, la guerra contra el tabaco no se ganará solamente con prohibiciones. La dependencia a la nicotina es con frecuencia demasiado fuerte para permitir al fumador renunciar al cigarrillo.

Para apoyar a aquellos que quieren dejar de fumar, la Liga Suiza contra el Cáncer puso en servicio una línea telefónica que proporciona asesoría en tres de las cuatro lenguas nacionales (alemán, francés e italiano).

De ese servicio telefónico se encargan consejeros formados de manera especial. Proporcionan asistencia sobre los diversos métodos comprobados científicamente para renunciar más fácilmente al tabaco.

Concurso especial

Otra iniciativa para dejar a un lado el cigarrillo es un concurso que comenzará el 31 de mayo con ocasión del Día Mundial sin Tabaco.

Para los participantes en el concurso se abrirán nuevas perspectivas que les permitirán poner término a ese hábito, subrayan los organizadores, entre los cuales se encuentran la Liga Suiza contra el Cáncer y la Oficina federal de la Salud Pública.

Un concurso semejante fue organizado en el 2003. Entre los participantes, 40% lograron suspender el hábito de fumar durante un año.

swissinfo, Etienne Strebel
(Traducción y adaptación, Marcela Águila Rubín)

Datos clave

Una tercera parte de la población suiza fuma; 36% de los hombres y 26% de las mujeres.

Los fumadores consumen un promedio de más de 20 cigarrillos por día.

Suiza es uno de los países de Europa en los que es más alto el consumo de tabaco.

En el 2002 el porcentaje de fumadores era de 30.5 contra 30.1 en 1992.

Fin del recuadro

Contexto

En Suiza, la gestión de la Salud Pública es competencia de los cantones. Así pues, existen 26 sistemas diferentes.

Empero, la Constitución federal estipula que la Confederación puede dictar medidas para la protección de la salud.

En particular puede establecer prescripciones con respecto a la lucha contra enfermedades transmisibles, muy extendidas y particularmente peligrosas.

También puede legislar sobre el empleo de alimentos, medicamentos, substancias químicas y estupefacientes.

El pasado 12 de marzo, la población tesinesa aprobó la prohibición de fumar en los restaurantes, los bares y los centros de baile.

Fin del recuadro


Enlaces

Neuer Inhalt

Horizontal Line


subscription form

Formulario para abonarse al Newsletter de swissinfo

Regístrese para recibir en su correo electrónico nuestro boletín semanal con una selección de los artículos más interesantes

Formulario para abonarse al Newsletter de swissinfo

swissinfo en español en Facebook

Únete a la nueva página de SWISSINFO EN ESPAÑOL en Facebook

Únete a la nueva página de SWISSINFO EN ESPAÑOL en Facebook

×