Navigation

Precio récord para un fármaco antisida de Roche

El fármaco no se comercializará en Africa, muy golpeada por el sida. Keystone

El último medicamento contra el sida del grupo farmacéutico suizo costará el doble de los otros tratamientos en los países de la Unión Europea.

Este contenido fue publicado el 24 febrero 2003 - 15:23

Pero el Fuzeon trae consigo nuevas esperanzas para los pacientes con resistencia a las actuales terapias.

El tratamiento en Europa con Fuzeon, conocido también como T-20, costará 18.980 euros (27.879 francos) al año, lo que equivale a 52 euros (76 francos) por día.

El nuevo fármaco cuesta más de lo doble de los otros tratamientos antisida y está fuera del alcance de muchos enfermos incluso en los países ricos.

Fuzeon impide que el virus del sida penetre en las células sanas del sistema inmunitario, por lo que trae consigo nuevas esperanzas para los pacientes que han desarrollado una resistencia a las terapias existentes y cuyo número aumenta tanto en Europa como en Estados Unidos.

Precio y costes de producción

El precio elevado se debe al complejo proceso de fabricación del fármaco, "mucho más complejo que todos los otros tratamientos", explica Horst Kramer, portavoz de Roche.

"Necesitamos más de 106 etapas de producción y se requieren 45 kilos de materia prima para fabricar un kilo de Fuzeon", precisa.

David Reddy, jefe de la división VIH de Roche, en declaraciones a la agencia Reuter, señala que "la fabricación de este fármaco es diez veces más compleja que la de los otros inhibidores de fusión, el tipo de fármacos más complejos después del Fuzeon."

La elaboración del medicamento requirió una inversión por valor de 572 millones de euros (840 millones de francos), excluidos los gastos de marketing.

Casi la mitad de esa cifra se destinó a las pruebas clínicas, mientras que el resto sirivió para financiar la infraestructura especial que requiere su fabricación. El centro principal de producción se encuentra en Boulder, en el estado de Colorado.

Aunque Roche no especificó el margen de las ganancias que pueda obtener con el fármaco, se estima que la facturación anual podría rondar los 680 millones de euros (1.000 millones de francos).

Enfermos más graves

Según el grupo suizo, la oferta del Fuzeon está destinada a los países miembros de la Unión Europea que acepten participar en un programa terapéutico especial, en vista de la homologación del medicamento.

También se han presentado solicitudes de homologación en Suiza, Australia, Canadá y Estados Unidos.

El objetivo de la oferta en Europa es que "los enfermos graves que no pueden esperar más tiempo" tengan acceso a este nuevo tratamiento antes de su homologación, subraya Horst Kramer.

Incluyendo los pacientes tratados con Fuzeon para las pruebas clínicas del fármaco, se estima que unas 3.500 personas podrían recibir el medicamento de aquí a fines de marzo.

Según las previsiones de Roche, esa cifra debería alcanzar entre 12.000 y 15.000 pacientes de aquí a fines de año.

swissinfo y agencias

Este artículo ha sido importado automáticamente del antiguo sito web al nuevo. Si observa algún problema de visualización, le pedimos disculpas y le rogamos que nos lo indique a esta dirección: community-feedback@swissinfo.ch

Los comentarios de este artículo han sido desactivados. Puede encontrar una visión general de los debates en curso con nuestros periodistas aquí. Por favor, únase a nosotros!

Si quiere iniciar una conversación sobre un tema planteado en este artículo o quiere informar de errores factuales, envíenos un correo electrónico a spanish@swissinfo.ch.

Compartir este artículo

Únase a la conversación

Con una cuenta de SWI, tiene la oportunidad de contribuir con comentarios en nuestro sitio web.

Conéctese o regístrese aquí.