Your browser is out of date. It has known security flaws and may not display all features of this websites. Learn how to update your browser[Cerrar]

Beneplácito en Suiza por liberación de Ingrid Betancourt


El Ministerio suizo de Exteriores expresó su satisfacción por la liberación de la política colombiana, retenida durante seis años por las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC).

Con España y Francia, Suiza participa en un proceso para facilitar la paz en ese país sudamericano.

La liberación de Ingrid Betancourt es "el fruto de muchos esfuerzos y el resultado de un largo proceso", declaró este jueves Micheline Calmy-Rey. La ministra suiza de Exteriores destacó el "gran éxito" de la presidencia colombiana mediante un operativo del que los tres países europeos no fueron informados.

El papel de Suiza "no ha concluido. Hay todavía rehenes por liberar", agregó la responsable de la diplomacia helvética. Suiza mantendrá el papel que tiene desde hace cinco años "en estrecha colaboración con el gobierno colombiano".

Micheline Calmy Rey manifestó su beneplácito por la labor de todos los países que trabajaron por la liberación de Ingrid Betancourt. "Quiero manifestar mi alegría porque estábamos realmente inquietos todavía hace unas semanas", precisó.

Operación de infiltración

El miércoles (02.06.) se acabó el calvario. El ejército colombiano liberó a la ex candidata presidencial y a otros 14 rehenes de las manos de la guerrilla.

La operación relámpago fue efectuada en la región meridional de Guaviare. Además de Betancourt, fueron liberados tres ciudadanos estadounidenses y once militares colombianos. La intervención de las fuerzas armadas fue posible gracias a una infiltración en los vértices de la FARC.

Los militares pudieron transmitir un mensaje falso a los guerrilleros, en el que se comunicaba que los rehenes tenían que ser trasladados a un nuevo lugar para pasar bajo control del comandante de las FARC, Alfonso Cano.

De esa manera, el ejército colombiano envió un helicóptero para recoger a los rehenes, dirigido por miembros de las fuerzas armadas.

Señal de paz

La liberación de los rehenes "es una señal de paz para Colombia", declaró Ingrid Betancourt tras su regreso a la libertad. La ex candidata a la presidencia también expresó su gratitud por el apoyo de los medios de comunicación internacionales: "Debo mucho a los medios de comunicación. Sin ellos a lo mejor ya no estuviera viva."

Betancourt también quiso recordar la suerte de otros rehenes que todavía se encuentran en manos de las FARC y de otros grupos armados colombianos, vivos o muertos.

"Debemos recordar también a quienes no han vuelto y a los que ya no podrán volver", añadió. Incluyó en sus recuerdos también a los secuestrados en manos de los grupos guerrilleros que los utilizan como moneda de cambio para acuerdos humanitarios, además de los "secuestrados para sacar beneficios".

Mediación

Las diplomacias francesa, española y suiza desarrollan desde hace varios años una misión de mediación para facilitar los contactos entre el Estado colombiano y la guerrilla. En el anuncio de la liberación, el presidente de la República Francesa, Nicolás Sarkozy, reconoció y agradeció los esfuerzos de Berna y de Madrid.

Por la parte suiza, Jean Pierre Gontard, director adjunto del Instituto Universitario de Estudios del Desarrollo (IUED), en Ginebra, labora desde el 2001 para facilitar los contactos entre el FARC y el Estado colombiano, con vistas a la creación de una zona desmilitarizada y neutra.

Con los años, el especialista suizo logró tejer una red de contactos con vistas a una paz duradera en Colombia, país ensangrentado por más de tres décadas de conflicto interno. Con el antiguo cónsul francés en Colombia, Noel Saez, intentó estos últimos días reunirse con la jefatura de la guerrilla colombiana para resolver la situación de los rehenes.

Pero, a pesar de contar con la confianza de los líderes de la rebelión, no pudo lograr la liberación de los rehenes. En declaraciones a la radio suiza de expresión francesa, Jean Pierre Gontard precisó, por otra parte, que la liberación de Ingrid Betancourt había obedecido a la operación de las fuerzas armadas colombianas y no a las negociaciones que mantiene con las FARC.

swissinfo y agencias

Ingrid Betancourt

Nació en Bogotá en 1961 y posee las nacionalidades colombiana y francesa. Fue senadora y candidata a la presidencia de Colombia.

Fue secuestrada por las FARC el 23 de febrero de 2002. Su retención generó una ola de protestas a escala internacional.

Se encuentraba en cautiverio en la selva colombiana en condiciones precarias y, de acuerdo con su familia, su estado de salud era alarmante.

FARC

Las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC) luchan desde hace cuatro décadas contra el gobierno de Bogotá. Dispone de 17.000 combatientes y controla más del 40% del territorio colombiano.

Reconocida como una organización terrorista por Estados Unidos y la Unión Europea, las FARC dicen representar a los campesinos pobres ante los ricos propietarios de ese país latinoamericano.

Su financiamiento provendría de diversas actividades criminales como la extorsión, los secuestros y la participación –directa o indirecta- en el tráfico de droga.



Enlaces

×