Navegación

Enlaces para saltar navegación

Subsitios

Principales funcionalidades

Cómo ocurre la radicalización Un estudio arroja luz sobre los yihadistas suizos

¿Quiénes son los yihadistas suizos? Un trabajo de investigación académica recientemente presentado pone de relieve el camino seguido por diez yihadistas de origen suizo en su radicalización. Estos combatientes, a menudo tras problemas en la escuela o el trabajo, buscan un nuevo comienzo, conforme a los datos analizados por la policía federal.

La policía registra una mezquita en Suiza

En la lucha contra el extremismo, la policía registra una mezquita de Winterthur, en noviembre de 2016.

(Keystone)

Estos datos tienen su origen en una fuente poco habitual: una tesis de máster universitario. Florent Bielmann, estudiante de la Universidad de Berna, ha tenido acceso a documentos e informes policiales sobre yihadistas suizos. Y tal y como indica el politólogo y director del Instituto de Estudios Globales de la Universidad de Ginebra, Frédéric Esposito, su director, la tesis muestra que la realidad yihadista en Suiza es particular. 

Para preparar su trabajo, Bielmann ha tenido acceso a miles de páginas de informes policiales y otros documentos del Ministerio Fiscal sobre presuntos yihadistas suizos. Documentos que ha utilizado para analizar el viaje realizado por diez personas acusadas de convertirse en yihadistas –nueve hombres y una mujer– antes de regresar a Suiza. Un fenómeno relativamente reducido.

Aunque Bielmann estudió a un pequeño número de personas, este trabajo documenta cómo el grupo o círculo cercano de las personas desempeña un papel crucial a la hora de ser reclutado. Y según Esposito, “en el proceso de radicalización las redes sociales solo juegan un papel acelerador”.

En un informe de octubre de 2016, la Oficina Federal de Policía, Fedpol, indicó que había prohibido la entrada a Suiza a cerca de 100 personas –a pesar de que un año antes fueron poco más de dos docenas– sobre todo por miedo a que estuvieran relacionadas con el yihadismo. Fedpol puede prohibir la entrada de cualquier persona que suponga una amenaza a la seguridad, ya sea a través del terrorismo, la violencia o el crimen organizado.

Deseo de un nuevo comienzo

En todos los casos estudiados por Bielmann, el yihadista en potencia tenía una “movilidad social limitada” debido al bajo rendimiento escolar o a las dificultades para mantener un empleo. De ellos solo uno tenía un certificado escolar: un título por haber completado un aprendizaje profesional.

La mayor parte de los presuntos combatientes destacaron que veían en la yihad una oportunidad para cambiar sus vidas. “En ese momento me di cuenta de que era un nuevo comienzo en mi vida”, dijo uno de ellos.

Además, muchos de estos yihadistas comparten un modo dual de ver el mundo: el bien contra el mal; los países árabes oprimidos contra la coalición internacional. 

Sin embargo, Suiza, a diferencia de Gran Bretaña, Francia o Bélgica, no ha tenido colonias, por lo que, según indica Frédéric Esposito, “no guardan odio hacia Suiza sino hacia el mundo occidental”. Asimismo, Esposito manifiesta que “también tenemos una comunidad musulmana mucho menos homogénea, por lo que hay menos deseo de luchar contra el propio país”.

Fenómeno complejo

El estudio analiza la trayectoria de viajeros suizos a la yihad, aunque no hace un seguimiento preciso del recorrido realizado por estas personas. Y es que mantener los datos en el anonimato ha sido requisito indispensable para que las autoridades hayan permitido que este trabajo haya visto la luz.

Si bien es verdad que el objetivo del estudio era dar cuenta de la complejidad del fenómeno de la radicalización en Suiza, también puede servir para que las autoridades saquen conclusiones.

swissinfo.ch/sj y RTS


Traducción del inglés: Lupe Calvo

×