Vaya directamente al contenido
Your browser is out of date. It has known security flaws and may not display all features of this websites. Learn how to update your browser[Cerrar]

Charlie Hebdo – revista de prensa


Marcha global por la libertad ¿Y ahora qué?




 Otros idiomas: 3  Idiomas: 3
Millones de personas se sumaron en Francia a la marcha por la libertad y contra el terror. (AFP)

Millones de personas se sumaron en Francia a la marcha por la libertad y contra el terror.

(AFP)

Un millón y medio de personas, con 50 jefes de Estado y de Gobierno a la cabeza, se manifestaron el domingo en París contra el terrorismo islamista y a favor de la libertad. La prensa suiza rinde homenaje a esta marcha histórica, pero destaca la necesidad de luchar contra la exclusión social y redefinir la convivencia social y religiosa.

“Marcha por la libertad”, “Una nación se pone en pie”, “El mundo está unido”, “París, capital del mundo” o “Todos ellos eran Charlie”: Son los titulares de la prensa de este lunes.

“La marcha de París fue un momento significativo: la primera manifestación global contra la plaga del siglo XXI, el terrorismo islamista en nombre, o mejor dicho, a costa de los 1 500 millones de musulmanes en el mundo. La marcha fue tan imponente y el espectro de participantes tan amplio que cabe preguntarse si todos coincidían bajo el mismo sombrero”, afirman los rotativos ‘Berner Zeitung’, ‘Aargauer y 'Solothurner Zeitung'.

Y el tabloide ‘Blick’ escribe: “¡Qué concurrencia, qué señal! París y su Place de la République han sido escenario de muchas manifestaciones. Pero lo que ocurrió ayer en el corazón de la capital no tiene precedentes. ¡Tanta gente, tantas emociones!”.

Un acontecimiento “histórico”, según la ‘Tribune de Genève’. “Rabinos, imanes y sacerdotes se han hermanado a la sombra de la estatua de la ‘République’. En ningún país un atentado ha congregado a semejante multitud de ciudadanos”.

Es el “acto más hermoso” que Francia podía protagonizar tras una semana negra. “El reflejo republicano del domingo ha llevado a los ciudadanos a comunicarse en la calle, a tocarse y manifestar el amor por sus semejantes y su nación. Un espíritu magnífico y portador de esperanza”.

‘Le Matin’ (Lausana), muy en el estilo de ‘Charlie Hebdo’, incita a no olvidar la risa. “El miedo es el arma de los terroristas. El de Cabu, Wolinski y Charb era la exageración satírica. Eso es lo que ofende a los fundamentalistas, que no son precisamente conocidos por el sentido del humor. Conocen la violencia, pero no la farsa. Seguid mañana el ejemplo de Charlie: con humor, no con la guerra”-

Un gesto importante

“La reafirmación y la defensa de los valores democráticos ayuda a una sociedad marcada por fuertes tensiones y profundas divisiones a cerciorarse, a encontrar una nueva unidad bajo la presión de una manifiesta amenaza”, anota el ‘Neue Zürcher Zeitung’.

Los políticos, en cambio, no han conseguido cerrar filas. El presidente Hollando hizo un llamamiento a la “Unité”, “pero omitió invitar explícitamente a Marine le Pen, la líder de la derecha xenófoba, a sumarse a la marcha – lo que ella interpretó como una exclusión de la misma”.

Cuando ahora se trate de negociar nuevamente y con mayor premura la convivencia con los musulmanes, es imperativo que en las negociaciones se incluyan a dos grupos: Los inmigrantes franceses y los franceses que tienen problemas con los inmigrantes”, sostiene el ‘NZZ’.

La participación de políticos de todos los países europeos – Suiza estuvo representada por la presidenta Simonetta Sommaruga – es igualmente un gesto importante. “Reconoce que el peligro del terrorismo islamista  es un problema común a todos, que amenaza la libertad de todos los países europeos y, por ende, amerita un esfuerzo conjunto para frenarlo y combatirlo. Representantes importantes de países árabes y africanos se sumaron a la marcha, incluso algunos que no destacan por ser grandes defensores de la democracia. Pero su presencia es una clara negativa a las fuerzas que intentan atizar una guerra religiosa”, destaca el ‘Neue Zürcher Zeitung’ en su editorial.

¿Y ahora qué?

Un atentado y una manifestación de este calibre no pueden quedar sin consecuencias, opinan ‘Berner Zeitung, ‘Aargauer’ y ‘Solothurner Zeitung’.

“En París está pendiente el endurecimiento de la legislación antiterrorista, así como un debate sociopolítico sobre la integración de los cinco millones de musulmanes”. En este contexto cabe preguntarse si “los supervivientes de ‘Charlie’ publicarán nuevas caricaturas de Mohamed en la edición del próximo miércoles. Un auténtico dilema”. Por principio, la respuesta debería ser afirmativa; pero en los suburbios de París, de donde provenían los autores del atentado, solo contribuiría a generar más mala sangre”, comentan los diarios. “Un buen consejo vale oro. Tal vez consiste en entender que podemos, pero no necesariamente debemos, expresar libremente nuestra opinión. Y si lo hacemos, por una vez ‘Charlie’ podría intentar no dar un golpe bajo. Con ello queda también dicho que ambas partes deben – y pueden – aunar esfuerzos”.

Para ‘Le Temps’ ha llegado la hora de reflexionar sobre los modelos de educación y formación, sobre la convivencia, pero también sobre una mejor vigilancia ante los peligros evidentes”. Y los políticos, con el presidente Holland a la cabeza, saben de sobra que no pueden posponer esta tarea.

‘La Liberté’ coincide en que los responsables políticos se hallan hoy en la incómoda situación de tener que aportar respuestas inmediatas a problemas a largo plazo y ultracomplejos – en especial a cuestiones de integración social a través de la educación”.

UE: medidas de seguridad

En respuesta a los atentados de París, los países miembros de la Unión Europea (UE) han decidido reforzar los controles en las fronteras. En el futuro quedará registrado en el sistema Schengen todo presunto yihadista europeo que cruce las fronteras exteriores de la UE con destino o procedencia, por ejemplo, de Siria e Ira. Así consta en la declaración que emitieron los ministros del Interior tras reunirse el domingo en París. Además, se mejorarán la cooperación con los países de destino y tránsito.

Los titulares del Interior insisten en que se aplique cuanto antes el acuerdo que prevé el intercambio de datos de los pasajeros aéreos. Hasta ahora solo existen acuerdos análogos para los pasajeros que viajan de Europa a Estados Unidos y Canadá, o viceversa.

También han acordado reforzar la lucha contra la creciente radicalización de jóvenes musulmanes en Internet. Para ello colaborarán con los proveedores de servicios de Internet, por ejemplo, para borrar los llamamientos al odio y el terror.

Otro objetivo es mejorar el intercambio de información entre los servicios secretos para frenar la circulación de armas ilegales.


Traducción del alemán: Belén Couceiro, swissinfo.ch

Derechos de autor

Todos los derechos reservados. Los contenidos de la oferta web de swissinfo.ch están protegidos por los derechos de autor. Solo se permite su utilización para fines personales. Cualquier uso de contenidos de la oferta web que excede esta finalidad, especialmente su difusión, modificación, transmisión, almacenamiento y copia, solo puede tener lugar con el previo consentimiento por escrito de swissinfo.ch. Si tiene interés en un uso en estos términos, le rogamos que nos envíe un correo electrónico a contact@swissinfo.ch.

Más allá del uso personal, se permite únicamente la colocación de un hiperenlace a un contenido específico en el propio sitio web o en un sitio web de terceros. Los contenidos de la oferta web de swissinfo.ch solamente pueden incorporarse respetando su integralidad y en un contexto sin publicidad. Para todo soporte lógico, directorio, todos los datos y sus respectivos contenidos de la oferta web de swissinfo.ch que explícitamente se ponen a disposición para descargar, se otorgan licencias exclusivas y no transferibles que se limitan a la descarga y al almacenamiento en equipos personales. Todos los derechos extensibles que van más allá, continúan siendo de la propiedad de swissinfo.ch. No se admite, en particular, la venta o cualquier tipo de uso comercial.

×