Navegación

Enlaces para saltar navegación

Principales funcionalidades

Competitividad Suiza, el mejor país para las empresas familiares

Máquina amasadora

La empresa familiar Kambly exporta sus galletas a numerosos países desde Trubschachen (en el cantón de Berna), en donde se estableció desde hace 109 años.

(Keystone)

Roche, Swatch, Victorinox, Kudelski y Julius Baer son un botón de muestra de las numerosas empresas familiares de prestigio mundial que han elegido Suiza como su sede desde hace décadas. Esto no es producto del azar. Suiza es un país atractivo para las empresas familiares y número uno en la clasificación mundial.

En Suiza, el 99% de las empresas son pequeñas o medianas. Y cerca del 90% de estas pymes, unas 32 000 compañías, son propiedad de alguna familia. Conjuntamente, emplean al 60% de la mano de obra del país y generan casi dos tercios del Producto Interno Bruto (PIB) de Suiza. Muchas de ellas tienen varias décadas de historia, o incluso siglos, una prueba de lo mucho que les gusta operar en Suiza.

Grafik Bester Standort

Suiza, el mejor país para las empresas familiares

Un estudio comparativo internacionalEnlace externo realizado por la Fundación Alemana de Empresas Nacionales -que desde el 2006 analiza bienalmente los principales factores que propician la creación de empresas familiares- afirma que Suiza ocupa uno de los primeros lugares. De un total de 21 países de la OCDE, Suiza se sitúa en el primer lugar, delante de Estados Unidos y Gran Bretaña. En tanto, Italia, España y Francia se encuentran al final de la clasificación.

El Centro de Investigación Económica Europea (ZEWEnlace externo) en Mannheim (Alemania), entidad responsable de elaborar la clasificación a solicitud de la Fundación, evalúa el atractivo de un país en función de indicadores que considera relevantes para las empresas familiares como los siguientes: fiscalidad, coste de la mano de obra, productividad, capital humano, reglamentación, financiación, infraestructura e instituciones, o energía.

Grafik Platzierung bei 6 Indikatoren

Clasficación por infraestructura, instituciones

Excelentes redes de transporte y comunicación

Suiza debe su posición de liderazgo preponderantemente a su desarrollada infraestructura y a la calidad de sus instituciones. El transporte de personas y mercancías genera costes que están estrechamente ligados a la densidad y fiabilidad de la red de transportes. Y el desarrollo de las comunicaciones adquiere cada vez más importancia. Entre sus criterios de evaluación, el ZEW incluye datos clave sobre la infraestructura de Internet, como la disponibilidad de servidores seguros y la capacidad que tiene la red de banda ancha.

Otro de los activos fundamentales de Suiza es la fiabilidad de sus instituciones. Para el ZEW esto incluye la independencia y eficacia del sistema judicial, el control de la corrupción, así como la reducida tasa de criminalidad y estabilidad política que tiene el país.

Mano de obra productiva, pero costosa

En el indicador de “productividad”, Suiza se ubica en el segundo lugar, justo detrás de Irlanda; son los dos países que lideran la clasificación.

En contrapartida, Suiza tiene el nada sorprendente último lugar debido al precio de su mano de obra. En este tema, la brecha con los países mejor clasificados en el índice se agudizó en los últimos dos años. Según el ZEW, la principal razón de este deterioro es la evolución del tipo de cambio.

Poca reglamentación

En el indicador de “reglamentación”, Suiza no lidera, pero sí ocupa el cuarto lugar de los países “en los que la intensidad de la reglamentación es globalmente baja”, dice ZEW. Esto debido esencialmente a su mercado laboral liberal. En este caso, la clasificación se basa en una encuesta realizada entre expertos del Foro Económico Mundial (WEF en inglés) sobre el el peso de las barreras reglamentarias que existen para la contratación y el despido de trabajadores y con respecto a los salarios que deben pagarse.

Consumo energético, punto débil

Cuando de “consumo energético” se trata, Suiza ocupa la poco gloriosa antepenúltima plaza de la clasificación. Esto se debe, según el ZEW, a que el país aún está lejos del cumplir con los objetivos climáticos de 2020. Y si estos tuvieran que cumplirse, esto resultaría muy costoso para las empresas.


Traducción del francés: Andrea Ornelas

Etiquetas

Neuer Inhalt

Horizontal Line


Instagram

Síganos en Instagram

Síganos en Instagram

subscription form

Formulario para abonarse al Newsletter de swissinfo

Regístrese para recibir en su correo electrónico nuestro boletín semanal con una selección de los artículos más interesantes