Navegación

Enlaces para saltar navegación

Principales funcionalidades

Posición suiza El anuncio de Trump, ‘obstáculo para una paz duradera'

bethlehem violence

Los enfrentamientos estallaron en Belén, en Cisjordania, después del anuncio de Trump.

(Keystone)

La decisión del presidente de Estados Unidos, Donald Trump, de trasladar la embajada estadounidense en Israel a Jerusalén y de reconocer a esa ciudad como capital de ese Estado es un "obstáculo para una paz justa y duradera" en Medio Oriente, opina el Ministerio de Relaciones Exteriores de Suiza.

Suiza informó a la embajada de los Estados Unidos en Berna sus consideraciones al respecto esta mañana, indica un comunicadoEnlace externo del Ministerio de Exteriores.

Suiza hace eco de las voces de la comunidad internacional que condenan un acto considerado como desestabilizador para los esfuerzos de consolidación de la paz entre israelíes y palestinos.

“Suiza considera que, de conformidad con la resolución 478 del Consejo de Seguridad de las Naciones Unidas, toda solución al conflicto en Medio Oriente debe basarse en un acuerdo amplio y negociado sobre el estatuto definitivo de Jerusalén", advierte Berna.

Además, el Ministerio de Exteriores de Suiza reiteró su respaldo a una solución negociada entre israelíes y palestinos, en un conflicto en el que Jerusalén, como ciudad en disputa, desempeña un papel estratégico y simbólico.

La comunidad internacional no reconoce la soberanía israelí sobre toda la ciudad. Israel considera a Jerusalén como su capital eterna e indivisible. Sin embargo, los palestinos quieren que la capital de su estado independiente se encuentre en el sector oriental de esa ciudad, que Israel anexionó tras la guerra de 1967 en Oriente Medio.

Suiza, de acuerdo con las resoluciones de la ONU, no reconoce la autoridad de Israel sobre los territorios ocupados desde 1967, que incluye parte de la ciudad.

Ningún otro país tiene una embajada en Jerusalén. Suiza declaró claramente que mantendría su embajada en Tel Aviv.

El reconocimiento por parte del presidente Trump el miércoles del estatus de Jerusalén como la capital israelí revirtió décadas de política estadounidense en la región y ha llevado al aumento de las tensiones en Gaza y Cisjordania.

El grupo islamista Hamás instó el jueves a los palestinos a abandonar los esfuerzos de paz y a lanzar un nuevo levantamiento contra Israel en respuesta.

El miércoles, la Sociedad Suiza-Palestina condenó la decisión de Estados Unidos, diciendo que "equivalía a un reconocimiento definitivo de una anexión israelí de Jerusalén". Trasladar a la embajada estadounidense allí violaría las resoluciones de la ONU y contravendría el derecho internacional, dijo.

Esta reacción se hizo eco de la de varios actores internacionales, entre ellos la Unión Europea, cuyo jefe de política exterior, Federica Mogherini, dijo que "las aspiraciones de ambas partes deben cumplirse y que hay que encontrar un camino a través de las negociaciones para resolver el estatus de Jerusalén como la futura capital de ambos estados".

Mientras tanto, el primer ministro israelí Benjamín Netanyahu dijo el jueves que muchos países seguirían la iniciativa estadounidense de reconocer a Jerusalén como la capital de Israel.


swissinfo.ch y agencias

Neuer Inhalt

Horizontal Line


subscription form

Formulario para abonarse al Newsletter de swissinfo

Regístrese para recibir en su correo electrónico nuestro boletín semanal con una selección de los artículos más interesantes

Formulario para abonarse al Newsletter de swissinfo

swissinfo en español en Facebook

Únete a la nueva página de SWISSINFO EN ESPAÑOL en Facebook

Únete a la nueva página de SWISSINFO EN ESPAÑOL en Facebook

×