Vaya directamente al contenido
Your browser is out of date. It has known security flaws and may not display all features of this websites. Learn how to update your browser[Cerrar]

Suiza, preparada para restituir fondos libios




Los fondos controlados por el Estado libio, tales como los de la petrolera Tamoil, fueron congelados por la ONU. (Keystone)

Los fondos controlados por el Estado libio, tales como los de la petrolera Tamoil, fueron congelados por la ONU.

(Keystone)

Berna dijo estar preparada para la “rápida” devolución de los 650 millones de francos libios bloqueados en Suiza, en febrero pasado, en cumplimiento de las disposiciones de la ONU.

Las autoridades helvéticas retienen 650 millones de francos en activos pertenecientes a Libia. Como la mayoría de esos activos son claramente de propiedad estatal - y no vinculada a Muammar Gaddafi o a su clan - será más fácil su restitución.

Funcionarios de Berna manifestaron su disposición a entregar en forma expedita tales bienes, una vez que las restricciones legales de la legislación internacional lo permitan.

“Una vez levantadas las sanciones de la ONU contra Libia, esos fondos podrán ser liberados”, informó el martes (23.08) Roland Vock, jefe de la unidad de Sanciones de la Secretaría de Estado de Economía (Seco).

  

Dijo que creía que el Consejo de Seguridad de las Naciones Unidas adaptaría sus sanciones financieras de manera “relativamente rápida”.

La portavoz de Seco, Marie Avet, subrayó a swissinfo.ch la obligación de  ceñirse a las medidas impuestas por la ONU.

“Cuando las sanciones de la ONU sean suprimidas, la liberación del dinero será rápida. No es como el caso de los fondos de Mobutu (Sese Seko, ex presidente de Zaire), en el que  los nietos querían el dinero. Ese no es el caso.”

Avet confirmó que el dinero controlado por el Estado volvería a los titulares de cuentas en bancos suizos, que incluyen al banco central de Libia y a la Corporación Nacional de Petróleo de Libia.

Berna, a la espera

Cabe recordar que Suiza retiene 650 millones de francos en activos pertenecientes a Libia y que como la mayoría de esos activos son claramente de propiedad estatal - y no vinculada a Muammar Gaddafi o a su clan - será más fácil su restitución.

Funcionarios de Berna manifestaron su disposición a entregar en forma expedita tales bienes, una vez que las restricciones legales de la legislación internacional lo permitan.

“Una vez levantadas las sanciones de la ONU contra Libia, esos fondos podrán ser liberados”, informó el martes (23.08) Roland Vock, jefe de la unidad de Sanciones de la Secretaría de Estado de Economía (Seco).  

Dijo que creía que el Consejo de Seguridad de las Naciones Unidas adaptaría sus sanciones financieras de manera “relativamente rápida”.

La portavoz de Seco, Marie Avet, subrayó a swissinfo.ch la obligación de  ceñirse a las medidas impuestas por la ONU.

“Cuando las sanciones de la ONU sean suprimidas, la liberación del dinero será rápida. No es como el caso de los fondos de Mobutu (Sese Seko, ex presidente de Zaire), en el que  los nietos querían el dinero. Ese no es el caso.”

Avet confirmó que el dinero controlado por el Estado volvería a los titulares de cuentas en bancos suizos, que incluyen al banco central de Libia y a la Corporación Nacional de Petróleo de Libia.

Luz verde

El Ministerio suizo de Exteriores subrayó también su voluntad de dar trámite al asunto. “A la luz de los últimos acontecimientos, esperamos que el proceso de restitución pueda ser acelerado”, señaló la dependencia a swissinfo.ch. Destacó igualmente la “gran importancia” de la forma en que reaccione el Consejo de Seguridad ante los acontecimientos y de su decisión de desbloquear o no algunos activos.  

El monto de los mismos es, sin embargo, mucho menor a los miles de millones que originalmente se pensaba habían sido depositados en Suiza por Gaddafi, y retirado luego a raíz de una crisis diplomática bilateral en 2008.

Otros países guardan capitales más cuantiosos. Alrededor de 40 mil millones de euros (45 mil millones de dólares) han sido congelados en diferentes países del mundo, de los cuales 22 mil millones de euros en Estados Unidos y 7 mil 200 millones en Alemania.

El Consejo de Seguridad de la ONU anunció las sanciones financieras en febrero, después de que la primavera árabe se extendiera a Libia.

Con base en ello, Suiza bloqueó bienes “potencialmente ilegales” de Gaddafi y su entorno. Libia negó entonces que el dirigente tuviera fondos en bancos de Suiza o de cualquier otro país.

Libia, en mejor posición

De caer el régimen de Gaddafi, los rebeldes heredarían por derecho la principal fuente de ingresos de Libia, el Fondo de Riqueza Soberana.

Creado en 2006 para administrar los ingresos petroleros del país y con participaciones en empresas ‘blue-chips’ (de ingresos estables) europeas, el fondo es considerado como elemento clave para la reconstrucción postconflicto de Libia y cualquier nuevo gobierno basará en él su futuro desarrollo económico.

De manera reiterada se ha dicho que su monto asciende a 70 mil millones de dólares. Un 32,4% de los cuales estaría en efectivo y depósitos, mientras que el 11,2% en ‘equity holding’ (participaciones) y 5% en obligaciones.

“Una vez que caiga el régimen de Gaddafi, el Fondo de Riqueza Soberana pasará automáticamente al nuevo Estado, quien quiera que sea el soberano”, dijo Mark Pieth, experto en el tema y dirigente del Instituto de Gobernanza de Basilea, a swissinfo.ch .

En el caso de cualquier monto que estuviera en Suiza o de bienes reclamados por Gaddafi y su clan, Libia se encuentra en una mejor posición que sus vecinos Egipto y Túnez, debido principalmente a que Libia puede ser clasificada como “Estado fallido”. Esto posibilita la aplicación de una nueva ley suiza sobre la recuperación de activos de dictadores, diseñada para este tipo de situaciones volátiles en que los países atraviesan una importante transición de poder.

Túnez, por el contrario, en mejor situación, está obligado a probar que los bienes fueron obtenidos ilegalmente por el ex presidente Zine el-Abidine Ben Ali -, lo que no siempre es fácil. “Es una paradoja”, admitió Pieth.

Según la ley, Gaddafi tendría un breve lapso, unos tres meses, para probar que los activos son legalmente suyos, de lo contrario los perdería.

“Creo que es un interesante caso de prueba para esta nueva ley”, concluyó Pieth.

Activos congelados

Al comienzo de la sublevación en Libia, Suiza bloqueó fondos “potencialmente ilegales” de Gaddafi y su entorno. Trípoli negó que el entonces dirigente tuviera bienes en bancos de Suiza o de cualquier otro país.

Durante la crisis diplomática entre los dos países, que estalló en 2008, depósitos libios por fuertes cantidades de francos habrían sido retirados de bancos suizos. 

En junio pasado,  Berna anunció el bloqueo de un total de 650 millones de francos en activos libios. La mayoría de ese capital pertenecía a empresas públicas .

Libia no es el único caso de los fondos congelados en Suiza este año. A finales de mayo, los activos del presidente sirio, Bashar al-Assad y de nueve de sus altos funcionarios fueron congelados, además de que les impusieron restricciones de viaje.

Suiza también congeló 60 millones de francos pertenecientes al ex presidente tunecino Zine el-Abidine Ali Ben y su clan. e identificó unos 400 millones pertenecientes al ex presidente egipcio Hosni Mubarak y su entorno.

Autoridad de Inversión Libia

Se estima que La Autoridad de Inversión de Libia (LIA) cuenta con unos 70 mil millones dólares invertidos en distintas partes del mundo.  

Es uno de los fondos de riqueza soberana más opaco del mundo, con fuertes vínculos con el gobierno. En un informe anual de 2009 se dijo que había más de 78% en “instrumentos financieros de corto plazo en el extranjero”.

La Autoridad intentó mejorar la credibilidad de Libia en la escena internacional con la adquisición de participaciones en empresas 'blue-chip' europeas, entre las cuales el banco italiano Unicredit Bank y el editor británico Pearson, propietario del periódico 'Financial Times'.

En un cable diplomático confidencial obtenido por Wikileaks, Mohamed Layas, presidente de la Autoridad de Inversión Libia, dijo que varios bancos de EE.UU. gestionaba cada uno hasta 500 millones de dólares de dinero del fondo.


Traducción, Marcela Águila Rubín, swissinfo.ch



Enlaces

Derechos de autor

Todos los derechos reservados. Los contenidos de la oferta web de swissinfo.ch están protegidos por los derechos de autor. Solo se permite su utilización para fines personales. Cualquier uso de contenidos de la oferta web que excede esta finalidad, especialmente su difusión, modificación, transmisión, almacenamiento y copia, solo puede tener lugar con el previo consentimiento por escrito de swissinfo.ch. Si tiene interés en un uso en estos términos, le rogamos que nos envíe un correo electrónico a contact@swissinfo.ch.

Más allá del uso personal, se permite únicamente la colocación de un hiperenlace a un contenido específico en el propio sitio web o en un sitio web de terceros. Los contenidos de la oferta web de swissinfo.ch solamente pueden incorporarse respetando su integralidad y en un contexto sin publicidad. Para todo soporte lógico, directorio, todos los datos y sus respectivos contenidos de la oferta web de swissinfo.ch que explícitamente se ponen a disposición para descargar, se otorgan licencias exclusivas y no transferibles que se limitan a la descarga y al almacenamiento en equipos personales. Todos los derechos extensibles que van más allá, continúan siendo de la propiedad de swissinfo.ch. No se admite, en particular, la venta o cualquier tipo de uso comercial.

×