Navegación

Enlaces para saltar navegación

Principales funcionalidades

Derechos políticos Votar y ser votados, aun con discapacidad

Mädchen mit Behinderungen beim Fussballmatch.

Special Olympics Switzerland: Estas chicas con discapacidades pueden jugar fútbol, pero ¿podrán votar y ser votadas cuando sean mayores de edad?

(Keystone)

Las personas bajo tutela de las autoridades debido a alguna discapacidad pierden sus derechos políticos, pero la mayoría de los más de un millón de suizos con alguna discapacidad pueden votar y ser votados, aunque tienen todavía obtáculos para ejercer en plenitud estos derechos, afirman las organizaciones que defienden sus intereses.

Este artículo forma parte de #DearDemocracyEnlace externo, plataforma de la democracia directa en swissinfo.ch.

Fin del recuadro

En Suiza, las autoridades cantonales de protección de menores y de adultos (APMA) deciden si las personas afectadas con alguna o varias discapacidades son puestas o no bajo su tutela general, lo que puede significar que los concernidos pierdan sus derechos de participación política.

Tres textos de ley regulan la capacidad de participación política de una persona considerada con discapacidad:

1. El artículo 136Enlace externo de la Constitución Federal: “Todos los suizos y todas las suizas mayores de 18 años que no están impedidos por causa de enfermedad mental o de debilidad psicológica tienen derechos políticos en materia federal. Todos tienen los mismo derechos y deberes políticos”.

2. El Art. 2 de la ley federal sobre derechos políticosEnlace externo indica:"Los excluídos del dereho de voto en el marco del Art. 136 de la Constitución son las personas que, debido a una incapacidad durable de discernimiento son protegidas por una tutela general o por un mandato por causa de inaptitud.

3. Las leyes cantonales sobre el ejercicio de los derechos políticos. En algunos cantones, como el de Vaud, un médico especializado puede indicar si una persona con algún grado de discapacidad mental o psíquica tiene o no la capacidad de ejercer esos derechos.

En Suiza existen 1 600 000 personas con algún tipo de discapacidad, según Inclusion Handicap, la asociación que reúne todas las oenegés dedicadas a este sector de la población en Suiza. La mayoría de ellas tiene derecho a voto y a ser electas pero su representación en la vida política suiza es muy bajaEnlace externo.

La discapacidad, en general, es una condición que afecta el nivel de vida de un individuo o de un grupo. El término se usa para definir una deficiencia física o mental, como la discapacidad sensorial, cognitiva o intelectual, la enfermedad mental o varios tipos de enfermedades crónicas.

Las personas que a largo plazo permanecen en este estado pueden ser puestas bajo la tutela de las autoridades, lo que significa también el fin de sus derechos de voto y elección. Tres cantones – Vaud, Ginebra y Tesino – ofrecen la posibilidad a los concernidos de solicitar se les concedan sus derechos políticos, a nivel comunal y cantonal.

En Vaud, por ejemplo, la ley cantonal sobre el ejercicio de los derechos políticos indica que las personas con discapacidad "pueden ser integradas o reintegradas en el el cuerpo electoral, por decisón de las autoridades municipales donde viven, al probar que son capaces de discernimiento", explica un artículo Enlace externode 24heures.ch

Fin del recuadro

Votar y ser electas

Suiza debe asumir su compromiso con el Convenio de la ONU, al que Suiza . se adhirió en 2014. El Artículo 29 de este acuerdo garantiza los derechos políticos a las personas con discapacidad, explica Markus Schefer, profesor de Derecho Constitucional de la Universidad de Basilea y experto en el ámbito de equidad de derechos para los discapacitados.

Según Schafer, en el procedimiento para ordenar una tutela no está permitido realizar un examen para saber si la persona concernida es capaz de construirse una opinión política y manifestarse, para mantener sus derecho de voto y elección. “Nosotros creemos que las deficiencias se producen de modo paralelo, pero eso no es así forzosamente”.

También Caroline Hess-Klein del departamento de equidad de ‘Inclusion HandicapEnlace externo’, la plataforma de las oenegés dedicadas a las personas con discapacidades, considera que las exigencias para que una persona bajo tutela pueda ejercer sus derechos políticos deberían ser menos estrictas, tal y como ocurre con el derecho al matrimonio: “Como el casamiento es un derecho absolutamente personal, debe ser para todos. De acuerdo con el Tribunal Federal, solo un vago conocimiento de lo que significa es suficiente”.


Informe sobre las personas al margen


Recientemente, ‘Inclusion Handicap’ publicó su primer informe alternativo Enlace externosobre los progresos en la aplicación del Convenio de la ONU sobre los derechos de las personas con discapacidad en Suiza. En él se mencionan numerosos campos en los que las personas con discapacidad siguen siendo discriminadas. El documento también ofrece soluciones a nivel federal y cantonal.

Las organizaciones Procap Suisse y AGILE.CH solicitaron Enlace externouna participación política plena y entera de las personas con discapacidades, aproximadamente el 15% de la población en Suiza. Argumentan que el ejercicio del voto se ve afectado por numerosos obstáculos de orden material, técnico y lingüístico.

En opinión de Markus Schefer, esta discriminación pone en cuestión la integridad del proceso democrático en Suiza. Cuantas más personas sean excluidas, menos democrático resulta, como ejemplificaba la situación del país antes de la introducción del derecho de voto para la mujer.

"Se trata de cultura política", resalta Schefer. "Hoy nadie más duda de que la votación de 1971 sobre la introducción del derecho de voto para la mujer era adecuada. Espero que en algunos años tampoco nadie más cuestione los derechos políticos de las personas con discapacidades”.

A nivel internacional

Schefer es uno de los pioneros de la investigación cientíica sobre el derecho de equidad para las personas con discapacidad. Ahora quiere trabajar sobre el tema a escala internacional: el abogado constitucional de Basilea es candidato Enlace externoa una vacante en el ComitéEnlace externo de las Naciones Unidas para la aplicación del Convenio sobre los derechos de las personas con discapacidad. En junio de 2018, nueve de los 18 representantes que lo componen serán renovados.

El gremio monitorea la implementación del acuerdo en los países signatarios. Entre sus funciones, elaborar sugerencias y controlar la aplicación de las medidas previstas en el acuerdo que aún los países signatarios no hayan cumplido.

Justo al momento de contactarlo, Schefer se encontraba en Nueva York en su campaña para la elección. Y junto a él, Caroline Hess-Klein.

Positivo también para Suiza

De acuerdo con las directrices de la ONU, un candidato necesita el apoyo de las organizaciones de discapacitados", explica la representante de ‘Inclusion Handicap’. "Con Markus Schefer se reforzaría la experiencia del comité en materia de derechos humanos. Esto contribuiría a la credibilidad del organismo dentro del sistema de las Naciones Unidas", indica Hess-Klein.

El dúo se desplaza entre Nueva York y Ginebra para obtener el mayor número posible de los 174 votos a favor de Schefer. Y según ella, si Schefer ganara un puesto en el Comité, las personas con discapacidad en Suiza también se verían beneficiadas en el marco de la defensa de sus derechos.


(Adaptación: Patricia Islas), swissinfo.ch

Neuer Inhalt

Horizontal Line


subscription form

Formulario para abonarse al Newsletter de swissinfo

Regístrese para recibir en su correo electrónico nuestro boletín semanal con una selección de los artículos más interesantes

Formulario para abonarse al Newsletter de swissinfo

swissinfo en español en Facebook

Únete a la nueva página de SWISSINFO EN ESPAÑOL en Facebook

Únete a la nueva página de SWISSINFO EN ESPAÑOL en Facebook

×