Navegación

Enlaces para saltar navegación

Principales funcionalidades

Schindler gana más que nunca en su historia

Schindler anuncia buenos resultados económicos, pese al contexto de crisis.

(Keystone)

A contracorriente de la economía mundial, el grupo suizo fabricante de ascensores, confirma que sus ganancias crecieron 128% en 2008.

La construcción frenó en seco en Europa, pero no sucedió lo mismo en Asia y Latinoamérica, lo que benefició a uno de los pocos grupos que observan además cómo repuntan sus acciones en el mercado bursátil en 2009.

En tiempos de crisis, la teoría indica que las empresas pierden negocios, compactan gastos y recortan personal. Pero siempre existe alguna excepción que confirmará la regla.

En Europa, las economías de Alemania, Francia, España, Italia y Gran Bretaña se han declarado en recesión formal (tras acumular dos trimestres consecutivos de caída del PIB), mientras Suiza sortea la coyuntura con relativa estabilidad.

La economía pierde ritmo, es verdad, y el Banco Nacional de Suiza (BNS) y la Secretaria de Estado de Economía (Seco) han pronosticado un retroceso del PIB (al menos 1%) en 2009, pero muchas empresas operan con relativa estabilidad en medio de la tormenta.

Schindler, por ejemplo, se coló este miércoles (18.02) en la selecta élite de grupos internacionales cuyos libros contables dejarán sentado que en 2008 ganaban mientras los otros perdían.

En la bolsa, en tanto, es una de las pocas empresas cuyas acciones han ganado 15% en 2009, contra un común denominador de pérdidas.

Más utilidades

Este miércoles (18.02), Schindler presentó ante sus accionistas y el mercado de valores suizo (SWX) una radiografía de su situación financiera.

En 2008, sus utilidades netas sumaron 634 millones de francos suizos, monto 128% superior al registrado en 2007.

Por su parte, el resultado operativo consolidado (conocido como EBIT), que da cuenta del desempeño de una empresa –sin contar intereses financieros ni pago de impuestos- sumó 889 millones de francos suizos, 7,1% con respecto al año previo.

El informe anual íntegro de Schindler presentado al SWX da cuenta de una facturación total de 14.027 millones el año pasado, resultado de un repunte en el volumen de pedidos, un incremento en la productividad interna, y un ligero recorte de personal.

De acuerdo con los datos informados, la plantilla laboral del grupo se redujo 0,3% para ubicarse en 45.063 empleados al cierre del 2008.

Como resultado del panorama anterior, Schindler pagará a sus accionistas un dividendo de dos francos suizos por título, anuncio que oficializará durante su próxima Asamblea General el 19 de marzo.

En el mercado de valores suizo, la acción del grupo se cotiza actualmente a 54 francos suizos, un dato 17% menor al que registraba hace un año exactamente, pero 15% superior al valor del 1 de enero del 2009.

Cantos de sirenas

En un mensaje dirigido a los accionistas, Alfred N. Schindler, Presidente del grupo, celebró los datos registrados en medio de la tormenta.

"La ilusión del dinero fácil y sin riesgo saltó una vez más hecha añicos. Pese a la crisis financiera, Schindler consiguió presentar un buen balance, lo que consideramos es testimonio de una política de negocio dinámica, sostenible, responsable y perspicaz", citó.

Luc Bonnard, vicepresidente de Schindler, agregó que "salvo determinados países en los que la actividad constructora ha dejado trazas de debilitamiento, en general la construcción se afianza sólidamente, y esto ha conducido a una demanda general estable de ascensores y escaleras mecánicas".

Schindler viró el rumbo del mensaje a los accionistas y aprovechó el contacto con ellos para asestar un certero golpe a la Comisión Europea (CE).

Las ganancias de Schindler en 2008 son 93% superiores a las que registró en 2004, el primer año en el que se registraron investigaciones por parte de la Unión Europea (UE) sobre cártel, citó el Presidente del grupo.

"Reitero mi consideración de que es débil la legislación europea en materia de cárteles porque sanciona a los accionistas y no a los colaboradores implicados en la violación de la ley vigente", dijo.

Por ello, no cejaremos hasta conseguir que este asunto se repare de forma pertinente por los caminos legales, reiteró.

Schindler hacía referencia a la multa por 225 millones de francos suizos que le impuso la CE tras concluir que junto con Thyssen, Otis y Kone, todos gigantes del mismo ramo de actividad, Schindler había pactado precios de forma ilegal, una acusación que la empresa de Lucerna negó de inmediato.

Tiempos inciertos

El grupo de Ebikon sabe que el festejo del 2008 puede ser efímero.
Aunque su balance general fue muy positivo, la compañía enfrenó pérdidas por 11 millones de francos suizos en 2008 por el cierre de sus filiales de Also –empresa de logística de la que Schindler es accionista mayoritario- en Polonia y Suecia, lo que supuso además un gasto de 34 millones de francos en liquidaciones.

"En 2009, nuestro volumen de pedidos sufrirá sin duda un impacto y no es momento de emitir pronósticos sobre los beneficios futuros, ya que habrá mucha volatilidad", refirió Alfred N. Schindler.

No obstante, confió en que el ciclo lento del mercado mundial podría concluir en 2010 o 2011 y, "dado que tenemos suficientes reservas de agua para afrontar un largo periodo de sequía", por ello afirmó que estima que el grupo será capaz de mantener buenas cuentas en 2009.

swissinfo, Andrea Ornelas

Contexto

El grupo Schindler comenzó en 1874, en Lucerna, como iniciativa de Robert Schindler y Eduard Villiger para establecer un taller de ingeniería mecánica. Cuando iniciaron operaciones, en el mundo no se habían patentado aún ni la bombilla eléctrica ni el teléfono.

El grupo se dedica actualmente a la comercialización de ascensores y escaleras mecánicas, vía la propia Schindler, lo que significa 62% de su negocio. Y a la distribución de información tecnológica, a través de ALSO Holding.

Schindler propondrá el próximo 19.03 integrar al Consejo de Administración del grupo a Rolf Schweiger, abogado; Klaus Wellershoff, economista en Jefe del UBS; y Peter Athanas, antiguo Director General de Ernst & Young Suiza.

Fin del recuadro

Datos clave

Schindler celebrará su próxima Asamblea General el 19 de marzo del 2009.

Actualmente tiene 4.197 accionistas, según sus registros contables.

El grupo pagó a sus accionistas una utilidad de 1,30 francos por título en 2006, de 1,60 francos en 2007, y propondrá 2,00 francos por el 2008.

La holding de Schindler emplea a 45.000 empleados.

Fin del recuadro

Cada región, una realidad distinta

EUROPA. En el Viejo Continente la actividad de Schindler perdió ritmo debido a que España, Portugal, Gran Bretaña e Italia redujeron sensiblemente su actividad constructora.

AMÉRICA. La economía de Estados Unidos perdió impulso, los créditos escasearon y la actividad constructora se redujo. Pero en América Latina, con Brasil a la cabeza, se registró una intensa actividad en la construcción, especialmente durante el primer semestre del 2008.

ASIA-PACÍFICO. La construcción en China, Australia, Singapur, Vietnam y Filipinas fue dinámica en 2008.

ORIENTE MEDIO, INDIA Y AFRICA. Son mercados que han crecido de forma regular, aunque India redujo el ritmo, especialmente en el negocio de escaleras mecánicas. Rusia también pospuso algunos proyectos importantes. Pero los medidos en el Golfo Pérsico se multiplicaron en 2008.

Fin del recuadro
(swissinfo.ch)


Enlaces

Neuer Inhalt

Horizontal Line


subscription form

Formulario para abonarse al Newsletter de swissinfo

Regístrese para recibir en su correo electrónico nuestro boletín semanal con una selección de los artículos más interesantes









swissinfo en español en Facebook

Únete a la nueva página de SWISSINFO EN ESPAÑOL en Facebook

Únete a la nueva página de SWISSINFO EN ESPAÑOL en Facebook

×