Navigation

Skiplink navigation

Swiss, en números negros por primera vez

Swiss vuelve a ver cielo claro en sus finanzas. Keystone

En 2006 registró utilidades de 263 millones de francos y tiene previsto recontratar personal.

Este contenido fue publicado el 09 marzo 2007 - 11:23

Y en materia maroeconómica, buenas nuevas esta semana: el FMI aplaude el desempeño suizo, el desempleo baja y el PIB registra su mejor año desde el 2000. Resumen.

Swiss, la aerolínea suiza propiedad de la alemana Lufthansa, consiguió números negros por primera vez desde su creación oficial en 2002, como resultado del dinamismo que vivió la economía mundial en 2006.

Durante ese año sus ganancias sumaron 263 millones de francos suizos, resultado de una facturación del orden de los 4.100 millones de francos, 11% superior a la reportada en 2005.

El desemeño de Swiss conjuga una serie de factores: la coyuntura económica favorable, el trabajo realizado por Lufthansa dentro de Swiss, y las inercias positivas que generó al interior de Swiss un esfuerzo sostenido por años para reducir costos y aumentar productividad.

Pese al dato positivo dado a conocer este jueves (08.03), el director general de Swiss, Christoph Franz, aseguró que la empresa está lejos todavía del objetivo, que prevé un crecimiento adicional de los ingresos de Swiss de 5-8% para 2007.

Y el camino para superar las pérdidas no ha sido sencillo para la aerolínea de cuña helvética. Concretemente ha representado despedir a más de 3.500 empleados (para quedarse con 6.441) y también reducir su flotilla en decenas de aviones.

De hecho, es ahora, y por primera vez en cinco años, cuando las cuentas del grupo permitirán por primera vez sentarse a hablar de incrementos salariales para los empleados (pilotos y personal de tierra) sin que esto ponga en riesgo la solidez futura de Swiss.

Desempleo en descenso

También durante la presente semana económica, la Secretaría de Estado de Economía (Seco) reveló un dato que devolvió el buen ánimo a la población económicamente activa de Suiza.

Tras cuatro meses de alzas, el desempleo volvió a retroceder en febrero, para pasar de 3,3 a 3,2% de la población activa. Esto significa que 3,2% de los suizos en deseo y edad de trabajar no encuentran aún una oportunidad en el mercado laboral.

Sobre este dato, el director del Mercado de Trabajo de la Seco, Serge Gaillard, aseguró que estas cifras son positivas, pero deben ser tomadas con cautela porque reflejan en gran medida un efecto "estacional", es decir, durante el mes de febrero normalmente se practican deportes de invierno y se retoma la actividad constructora tras el invierno, lo que impacta positivamente los indicadores de empleo suizos.

La sóla excepción en esta tendencia positiva del empleo es Ginebra, donde la falta de oportunidades de trabajo afecta al 6,9% de la población activa en febrero, exactamente el mismo nivel que en enero.

Por cantones, de hecho, la situación es completamente heterogénea.

Mientras en el Valais el desempleo es de 4%, en Friburgo alcanza apenas 3,1%; en Neuchatel ronda el 3,8%; en Zúrich un 3%, y en Berna sólo 2,4%, segùn los datos oficiales de la Seco.

Y son siempre los jóvenes los más afectados, ya que en febrero, entre la población de 15 y 24 años el desempleo sumó 3,9%, unos 0,7 puntos por encima del promedio nacional, pero 0,2 puntos menos que en enero.

Crecimiento en la cima

2006 ha sido el mejor año económico para Suiza desde que se inició el nuevo siglo, pese a lo cual el crecimiento se mantuvo por debajo de las expectativas originales, informó la Secretaría de Estado de Economía (Seco).

Este martes (06.03), la Seco detalló que el Producto Interno Bruto (PIB) creció 2,7% el año pasado y advirtió que en 2007 reducirá su ritmo.

"En 2005 vimos que la riqueza de la economía suiza –medida a través del PIB- aumentó sólo 1,9%, por lo que el dato del año pasado representa un avance sustancial que se explicó esencialmente en la evolución de los bancos, aseguradoras, y en el dinamismo del consumo privado", detallaron los expertos de la Seco.

Sobre este último punto, durante el cuarto trimestre de 2006, el consumo privado, que representa 60% del PIB, aumentó 0,5% como resultado del gasto que destinaron los helvécticos a transportes, salud, hotelería y pago de seguros.

Del mismo modo, las inversiones registradas en Suiza crecieron 0,5% el año pasado, concentrándose sobre todo en el ámbito de la construcción.

Buena nota para Suiza: FMI

El lunes pasado (05.03), el Fondo Monetario Internacional colocó la lupa sobre Suiza al dar a conocer los resultados de un reporte económico en el que diagnosticó las fortalezas y debilidades de su economía.

Los expertos del gemelo de Bretton Woods, aseguraron que en 2007 registrará un sólido crecimiento económico y consideraron que su evolución es equilibrada, y en un marco de inflación a la baja y empleo creciente.

La banca helvética también recibió una buena nota por parte del FMI.

Al referirse a las expectativas de crecimiento que tiene para Suiza en 2007, apuntó que el PIB avanzará 2% debido al dinamismo del consumo nacional.

Bob Traa, jefe de la misión de inspección del FMI que visitó Suiza a principios de año y ahora realiza su balance, añadió que la política monetaria que sigue el banco central debe ser cada vez más flexible.

Entre las asignaturas pendientes, no obstante, Traa destacó la necesidad de seguir reduciendo el nivel de endeudamiento público que tiene Suiza, y aplaudió el esfuerzo de finanzas públicas que se realizó para reducir el déficit público, que esencialmente refleja la diferencia que existe entre los ingresos que consigue el gobierno en un año y sus gastos totales.

swissinfo, Andrea Ornelas

Contexto

Swiss es producto de la fusión entre Crossair y Swissair, que en 2001 enfrentaban una de las peores crisis financieras de su historia. Tras la inyección de recursos públicos, el 31 de marzo del 2002 comenzó a operar la nueva Swiss, que no logró sanear sus cuentas, y fue vendida a la alemana Lufthansa en marzo de 2005.

El Fondo Monetario Internacional (FMI), basado en Washington DC, tiene como misión garantizar la solidez del sistema financiero globalizado y evitar crisis monetarias.

El desempleo comenzó a convertirse en un tópico de preocupación nacional en Suiza en 1997, año en el que alcanzó un nivel récord de 5,7% de la población activa. Desde entonces, provoca "dolores de cabeza" a la población.

End of insertion

Datos clave

Swiss recortó 856 empleos en 2006 y cuatro veces más en el periodo 2002-2005.

El FMI realizó una misión de diagnóstico económico en Suiza entre el 24 de febrero y el 5 de marzo de 2007.

En 2007, la economía crecerá: 1,8%, según el UBS; 2%, en opinión del Credit Suisse y la Seco; y 2,1% según pronósticos de KOF y BAK.

End of insertion

Este artículo ha sido importado automáticamente del antiguo sito web al nuevo. Si observa algún problema de visualización, le pedimos disculpas y le rogamos que nos lo indique a esta dirección: community-feedback@swissinfo.ch

Compartir este artículo