Navegación

Enlaces para saltar navegación

Principales funcionalidades

El euro baja, el franco sube.

Logo Euro

(Keystone)

La moneda europea toca cada vez más fondo en el mercado de divisas. Este miércoles se cotizó en 1,50 francos, índice equivalente a la pérdida de 7 por ciento con respecto a la moneda helvética. El fenómeno preocupa también a la economía suiza.

El fortalecimiento del franco suizo a raíz de la caída del Euro hace que la moneda suiza ostente su condición de moneda refugio, pero al mismo tiempo preocupa porque este proceso amenaza con debilitar la coyuntura hasta ahora favorable.

En los sectores de la industria de la maquinaria, metalurgia y electrónica de Suiza no es perceptible todavía un espíritu de alarma, pero se sigue con atención este proceso. Huelga decir que un franco demasiado fuerte no favorece a la exportación.

"Si persistiese por varios meses el curso de 1,50 francos por euro, sería perjudicial para nosotros" precisó Heinz Müller, portavoz de la organización empresarial "Swissmen". "Esperamos que el precio del franco con respecto a la moneda europea vuelva a situarse en el margen de 1,55 francos" precisó Müller.

La fortaleza del franco frente al Euro reduce los márgenes comerciales y da lugar el encarecimiento de los productos suizos. Si la tendencia continúa, existe el riesgo de que los pronósticos alentadores del mes de agosto queden desvirtuados.

Un análisis similar se advierte en el sector de la relojería, donde sin dramatizar la situación se toman las previsiones del caso. La floreciente coyuntura económica en Europa atenúa el efecto negativo del franco fuerte, estiman algunos expertos.

No obstante, un nuevo aumento en el valor de la moneda suiza repercutiría mal en la industria relojera helvética. Esta rama ha exportado a países europeos, en lo que va del año 2000, relojes por un monto global de 1.600 millones de franco, volumen equivalente al 28,7 por ciento de todas sus exportaciones.

En cualquier caso, los medios sindicales también siguen con atención este proceso que, ni duda cabe, atañe directamente a los trabajadores.

Los especialistas consideran que la precipitación del Euro se debe a que desaparecen las esperanzas de que el Banco Europeo intervenga en favor de la moneda comunitaria. Tampoco se espera ayuda inmediata en la próxima reunión de ministros de finanzas del Grupo de los siete países más industrializados del planeta, G7, prevista para el sábado en Praga.

swissinfo y agencias


Neuer Inhalt

Horizontal Line


subscription form

Formulario para abonarse al Newsletter de swissinfo

Regístrese para recibir en su correo electrónico nuestro boletín semanal con una selección de los artículos más interesantes









swissinfo en español en Facebook

Únete a la nueva página de SWISSINFO EN ESPAÑOL en Facebook

Únete a la nueva página de SWISSINFO EN ESPAÑOL en Facebook

×