Navigation

Skiplink navigation

La COVID aumenta su frustración: miles de suizos en el extranjero no pueden votar

Los cantones envían el tradicional sobre para votar, pero su producción también depende de la Confederación. © Keystone / Salvatore Di Nolfi

Hasta 30 000 suizos residentes en el extranjero no han recibido el material para poder votar el domingo 27 de septiembre o lo han recibido demasiado tarde.

Este contenido fue publicado el 25 septiembre 2020 - 13:23
Matthias Stadler, Auckland

La COVID-19 también golpea a la democracia. La votación prevista para el 17 de mayo se tuvo que aplazar. Y este domingo 27 de septiembre el pueblo tiene que votar sobre cinco cuestiones.

Pero esta votación también conlleva sus problemas. Y es que miles de suizos residentes en el extranjero no han recibido sus sobres de votación o los han recibido demasiado tarde. El 1 de julio, el Gobierno envió a los gobiernos cantonales una circular para llamar la atención sobre el hecho de que “en este momento era particularmente importante enviar el material lo antes posible”.

Dos veces en 25 años

Muchos expatriados se quejan en las redes sociales de la ausencia del material. Katja Wallimann Gates es delegada del Consejo de Suizos en el Extranjero y representa los intereses de los casi 800 000 miembros de la denominada  Quinta Suiza. Esta mujer (oriunda de Zúrich y establecida en Australia) calcula que unos 30 000 suizos residentes en el extranjero no han recibido el material o lo han recibido demasiado tarde. Ella es una de esas personas. “En 25 años en Australia, esto solo me ha pasado dos veces”, dice.

En los registros electorales hay inscritos 190 000 suizos en el extranjero. Si la estimación realizada es correcta, este domingo prácticamente uno de cada seis no podrá ejercer su derecho a voto. “Y el cálculo es conservador”, añade Katja Wallimann Gates. Según las reacciones de los expatriados, solo los sobres de los cantones de Vaud y Valais habrían sido entregados de manera segura.   

Las regiones afectadas son las que están más alejadas de Suiza. “Los suizos de Europa y América del Norte parecen haber recibido en su mayoría el material a tiempo”, señala Katja Wallimann Gates. Pero en Australia, por ejemplo, solo el 9% de los ciudadanos suizos ha recibido en su buzón el sobre a tiempo. Como la votación de mayo se ha fusionado con la de este domingo, esto significa que a las personas afectadas se les ha privado de participar en dos votaciones importantes. “Es como si no pudieran votar los habitantes de una ciudad del tamaño de Zug o de un pequeño medio cantón. Es una distorsión de la voluntad del electorado”, protesta Katja Wallimann Gates.

Caos mundial

Katja Wallimann Gates. zVg

La razón aparente de estos retrasos es el caos del tráfico postal internacional causado por la pandemia. En áreas remotas, como Australia o Nueva Zelanda, durante semanas no se han podido entregar las cartas y los paquetes. “No entiendo por qué los cantones no han enviado los documentos antes, sabiendo que el tráfico postal en todo el mundo está obstaculizado”, dice Katja Wallimann Gates.     

La Cancillería Federal (responsable de la organización de las votaciones) no sabe a cuántos suizos residentes en el extranjero afecta el problema. La Cancillería informa que “a veces puede haber problemas con la distribución de los documentos para las votaciones y las elecciones”.

La circular enviada a los gobiernos cantonales ya mencionada señala que “se ha pedido a los cantones que alivien las dificultades actuales enviando el material de votación de antemano”. La portavoz Ursula Eggenberger también escribe que “la puntualidad en la entrega depende, en gran medida, de la calidad de los servicios postales extranjeros”.

Con las manos atadas

Los suizos residentes en el extranjero votan con los mismos sobres y las mismas papeletas que los residentes en Suiza. Sus votos se contabilizan en el último cantón en el que han estado domiciliados antes de salir del país. Los cantones son, por lo tanto, los responsables de enviar el material. El cantón de Zúrich, el más poblado de Suiza, ha delegado esta tarea en la ciudad de Zúrich. Su portavoz, Christina Stücheli, escribe que “los factores decisivos para el envío oportuno escapan a nuestro control”.   

Después de todo, los retrasos pueden depender de muchas variables. El último plazo posible para la aprobación de un proyecto en el Parlamento es “bastante ajustado”. También está el tiempo que se necesita para producir e imprimir los documentos y para la logística, lo que retrasa la fecha en que los sobres están listos para su envío. En definitiva, como consecuencia de los procedimientos oficiales y parlamentarios, los cantones tienen las manos atadas.

Tal vez algún día...

Esto no consuela a los suizos residentes en el extranjero afectados. Muchos de ellos se sienten frustrados. Sobre todo porque el 27 de septiembre se votan cuestiones importantes, como la denominada “iniciativa de limitación” (que afecta al acuerdo de libre circulación de personas entre Suiza y la Unión Europea, donde reside la mayoría de los suizos en el exterior) y la compra de aviones de combate.

Hasta principios de 2019, diez cantones ofrecían la posibilidad de votar de manera electrónica. Sin embargo, estos sistemas se han congelado por razones de seguridad. “Los suizos residentes en el extranjero necesitamos el voto electrónico porque, incluso antes del coronavirus, muchas personas recibían el material para la votación demasiado tarde”, dice Katja Wallimann Gates.

En la actualidad hay un grupo que trabaja para la Confederación en un nuevo sistema. Pero nadie sabe si estará operativo ni cuándo.

Traducción del francés: Lupe Calvo

Los comentarios de este artículo han sido desactivados. Puede encontrar una visión general de los debates en curso con nuestros periodistas aquí. Por favor, únase a nosotros!

Si quiere iniciar una conversación sobre un tema planteado en este artículo o quiere informar de errores factuales, envíenos un correo electrónico a spanish@swissinfo.ch.

Compartir este artículo