Navegación

Enlaces para saltar navegación

Principales funcionalidades

Caso Yukos La gratitud de Jodorkovsky con la justicia suiza

Enflaquecido, Mijail Jodorkovsky, el domingo (22.12), en Berlin.

Enflaquecido, Mijail Jodorkovsky, el domingo (22.12), en Berlin.

(Keystone)

Al expresar su agradecimiento público a la justicia suiza, Mijail Jodorkovsky vuelve a poner el caso Yukos bajo las luces de los reflectores, un asunto que en los años 2000 provocó el pulso de fuerza entre el ex oligarca y el Kremlin. Las especulaciones se refieren ahora al patrimonio real del antiguo multimillonario y a las sumas todavía guardadas en cajas fuertes suizas.

“No conozco todos los detalles de mi liberación, pero estoy agradecido a Suiza porque es ahí donde el asunto Yukos se trató por primera vez a fondo, en el nivel más alto de la justicia, se llegó a la conclusión de que era un asunto político y no se dio curso a la ayuda judicial solicitada por Rusia”. En esos términos respondió Mijail Jodorovsky a swissinfo.ch durante la rueda de prensa en Berlín.

Tras alegrarse por esa liberación “después de diez años de injusticia”, Robert Amsterdam -antiguo responsable (2002-2009) del equipo internacional de abogados defensores del ex oligarca-, escribe en su página blog del domingo: “El arresto de Jodorkovsky en el 2003 puso en marcha una serie de procesos que implican al Kremlin en el negocio de la energía, institucionalizando la corrupción como principio de organización y transformando el sistema judicial en un arma personal. Claro que su salida de la prisión no borra esta historia, pero es una etapa positiva”.

Visa para Suiza

Mijail Jodorkovsky ha solicitado en la Embajada de Suiza en Berlín una visa Schengen por tres meses.

 

La Embajada “está en contacto con la Oficina Federal de Migraciones OFM para tratarla”, ha precisado un portavoz del Ministerio suizo de Exteriores.

Algunos elementos permiten suponer que podría instalarse en Suiza, donde estudian sus hijos gemelos.

Sin embargo, un portavoz de Jodorovsky indicó que “ninguna decisión ha sido tomada sobre algún plan a largo plazo”.

 

(Fuentes: ats y dpa)

Fin del recuadro

La saga suiza de Yukos

La historia sitúa la saga judicial suiza alrededor de la sociedad petrolera Yukos que Mijail Jodorkovsky adquirió en 1995 por 350 millones de dólares. En marzo del 2004, el Ministerio Público de la Confederación Helvética (MPC) anuncia el bloqueo de los bienes depositados en Suiza por los directivos del ex gigante petrolero acusados de fraude y blanqueo de capitales. Según la agencia rusa Interfax, la suma rondaba los 6.200 millones de francos. Tres meses después, el Tribunal Federal (TF) revoca parcialmente la decisión del Ministerio Público por violación del principio de proporcionalidad.

Entre el 2006 y el 2007, el TF acepta el recurso contra las decisiones del MPC en el caso Yukos. La Corte desestima la concesión de ayuda judicial a Rusia debido a la complejidad del dossier, la importancia de las elevadas sumas en tela de juicio y las cuestiones relativas al respeto de los derechos humanos.

En un veredicto del 2007, el TF señala que no puede concederse la ayuda judicial porque todos los elementos del dossier “corroboran claramente la sospecha de que el procedimiento penal abierto en Moscú es instrumentado por el poder”.

Una decisión sensata según algunos especialistas. “En el caso particular, el TF ha tomado una buena decisión. Vio venir el viento, un viento que soplaba muy fuerte con la resolución del Consejo de Europa y la intervención del ministro alemán de Justicia de entonces”, dice una fuente judicial que no desea ser nombrada.

El monto de la fortuna personal que posee el antiguo magnate del petróleo en Suiza es, de momento, tema de varias conjeturas. Los diarios rusos la cifran en 250 millones de francos, pero otras fuentes la sitúan entre 100 y 150 millones.

Mijail Jodorkovsky y Yukos

Nace el 26 de junio de 1963 en una familia judía, de padres químicos. Ingresa en las Juventudes comunistas para formar parte del Instituto Mendeleyev.

1989: tras recibirse de ingeniero químico funda el Centro de creación científico-técnica que vende literatura científica e importa ordenadores. La estructura se transforma después, en 1988, en la banca Menatep con sede en Ginebra.

1995: compra el 78% de la sociedad petrolera Yukos por un monto de 350 millones de dólares.

2002: Yukos revela la estructura de su capital cuyo 60% posee Menatep. Jodorkovsky controla entonces casi 60% de la citada entidad bancaria.

2003: es arrestado y condenado en 2005 a 8 años de cárcel por “evasión fiscal”, así como su asociado Platon Lebedev. Según la revista estadounidense Forbes su fortuna ronda los 15.000 millones de dólares, suma que tras el desmantelamiento de su imperio baja a 2.000 millones.

2010: ya cerca de su liberación, un segundo juicio lo condena a 6 años suplementarios. Mientras tanto, Yukos fue absorbida por RosNef, empresa dirigida por un fiel al Kremlin.

2011: la Corte Europea de Derechos Humanos admite que “han sido violados los derechos fundamentales del hombre de negocios”, pero rechaza los lazos políticos con el asunto.

20.12. 2013: es liberado gracias a la amnistía dictada por el presidente Vladimir Putin. No obstante, sigue bajo el peso de una condena civil por la que debe pagar 550 millones de dólares al fisco ruso.


(Fuentes: Forbes et Le Monde)

Fin del recuadro

Otros lazos con Suiza

Mijail Jodorovsky manifestó  también su reconocimiento al diputado socialista suizo Andreas Gross, quien en su condición de relator de la Asamblea parlamentaria del Consejo de Europa pudo visitarle en la prisión hace tres años, una visita que “que permitió evitar el empeoramiento de mis condiciones de detención”.

Cabe señalar que el propio Andreas Gross dijo a la radio pública suiza RTS que el antiguo oligarca podría instalarse en Suiza. Su esposa Inna ya vive en este país y su hija Anastasia estudió entre 2009 y 2011 en el Liceo alpino privado de Zuoz, cantón de los Grisones, informa el diario Der Bund. Su ex profesor de alemán, Ulrich Schweizer  precisa en una declaración al rotativo bernés que la joven de 23 años estudió psicología en Moscú. Y añade que Inna Jodorkovskaya le había confiado hace tres años que “si Mijail hubiera nacido en un país normal, como Suiza, nada de lo que ha pasado hubiera ocurrido”.

“Demasiado orgulloso” para dejar Rusia

Una de las últimas apariciones públicas de Mijail Jodorkovsky fue el 1 de agosto del 2003 en la recepción organizada por la Embajada de Suiza en Moscú con motivo de la Fiesta nacional. El embajador de entonces, Walter Fetscherin, recuerda en el dominical NZZ am Sonntag que él y otros tres representantes oficiales le advirtieron del “gran peligro” que corría en aquel momento y que debía dejar Rusia, pero que “su orgullo no le permitió obedecer”.

Al manifestar su beneplácito por “ese bello momento a disfrutar en familia”, el abogado Robert Amsterdam añade: “Jodorovsky es el único que puede definir lo que hará en el futuro, pero por el futuro de Rusia, sería una vergüenza impedirle abrazar los principios sólidos y los valores que le han guiado hasta donde está”.

Sin embargo el héroe del día ha precisado que no quiere intervenir en política contra el Kremlin. De momento no piensa volver a Rusia, porque aún está bajo una condena civil que le obliga a pagar 500 millones de dólares al fisco ruso. Por otra parte, ha insistido en reafirmar que no hubo condición alguna para ponerlo en libertad y que el aceptar la gracia presidencial no implica reconocer ninguna culpabilidad.


Traducción, Juan Espinoza, swissinfo.ch


Enlaces

×