Navigation

Presión de UE sobre secreto bancario suizo

La Unión Europea aumenta la presión sobre Suiza. swissinfo.ch

El comisario de la Unión Europea, Frits Bolkestein, critica este lunes la falta de colaboración de Suiza en materia de fiscalidad del ahorro.

Este contenido fue publicado el 07 octubre 2002 - 17:25

Las críticas surgen en vísperas del encuentro que tendrán en Luxemburgo el ministro de Finazas suizo, Kaspar Villiger y sus homólogos de la Unión Europea.

En una nota publicada por el "Financial Times", Bolkenstein señala que le es difícil creer que el gobierno suizo vacile en ayudar a sus vecinos de la Unión Europea, manteniendo sus propias leyes, incluyendo las fiscales.

"Estamos pidiendo a las autoridades suizas lo más normal del mundo, es decir su ayuda para estar seguros de que los ciudadanos europeos paguen sus impuestos...No soporto las estafas ni a los 'llaneros solitarios'. Tampoco a quienes hacen dinero con los engaños fiscales, a menudo lucrativos", sostiene el comisario comunitario.

Intercambio de información

La Unión Europea sigue proyectando la imposición de un sistema para el intercambio automático de informaciones sobre las cuentas bancarias detentadas por sus ciudadanos.

Pero esas nuevas directivas de la UE, que entrarían en vigor a fines de año, dependen de la cooperación de países claves no miembros de la Unión, entre ellos Suiza y Estados Unidos.

Bélgica, Luxemburgo y Austria, cuyos secretos bancarios son similares al suizo, han condicionado su colaboración a que terceros Estados hagan lo propio.

"Estos tres miembros de la UE preferirían mantener su privacidad financiera e imponer una retención fiscal", declaró a swissinfo, James Nason, portavoz de la Asociación Suiza de Banqueros.

Pero ellos han trasferido la batalla (a Suiza) para defender su privacidad bancaria y cada uno de ellos mira desde el margen el probable resultado de la batalla", precisa.

El ministro Villiger ha defendido la renuencia de su país para compartir la información bancaria con la Unión Europea, argumentando que ello comprometería la legislación vigente sobre el secreto bancario.

Los suizos proponen un compromiso gradual consistente en la retención de un impuesto en la fuente sobre las cuentas abiertas por los ciudadanos de la UE en los bancos suizos, compromiso que no ha encontrado apoyo en Bruselas.

La principal oposición proviene de Gran Bretaña, que viene desde hace tiempo oponiéndose a toda retención o impuesto sobre los ahorros, ya que esto dañaría el mercado libre de impuestos del Eurobono, de Londres".

Villiger bajo presión

En la reunión del este martes, Villiger afrontará probablemente la presión renovada de los ministros de finanzas de la UE - incluyendo la amenaza de sanciones contra Suiza si sigue rechazando los llamados a compartir la información bancaria con Bruselas.

Pero el portavoz de Asociación Suiza de Banqueros, James Nason, declaró a Swissinfo que la UE debería estar agradecida por la oferta de Berna de aplicar en el futuro un impuesto deducido de la fuente.

"Es importante recodar que la UE llamó a la puerta de Suiza solicitando ayuda". Suiza ha sido muy cooperativa y ha hecho una oferta sustancial para ayudar a la Unión Europea a solucionar su problema. Los suizos no ven porqué deberían deberían cambiar su sistema legal para justificar las necesidades de sus vecinos económicos", recalcó Nason.

En última instancia, la cuestión puede ser decidida por Washington, pues Bruselas también intenta persuadir a los Estados Unidos a cooperar con estas directivas sobre la fiscalidad del ahorro. Pero hay signos de que Washington no prestará atención.

Bolkestein teme que la intransigencia suiza, unida a la estadounidense, pueda estancar los proyectos sobre la fiscalidad del ahorro de la Unión Europea. "Si los enemigos de esta iniciativa logran arruinarlos, estará claro quiénes son los amigos de los tramposos fiscales y quienes no", concluyó el comisario de la UE.

swissinfo

La UE aumenta presión sobre el secreto bancario suizo

La Unión Europea pide a Berna compartir información sobre cuentas bancarias abiertas por ciudadanos comunitarios

End of insertion

Este artículo ha sido importado automáticamente del antiguo sito web al nuevo. Si observa algún problema de visualización, le pedimos disculpas y le rogamos que nos lo indique a esta dirección: community-feedback@swissinfo.ch

Los comentarios de este artículo han sido desactivados. Puede encontrar una visión general de los debates en curso con nuestros periodistas aquí. Por favor, únase a nosotros!

Si quiere iniciar una conversación sobre un tema planteado en este artículo o quiere informar de errores factuales, envíenos un correo electrónico a spanish@swissinfo.ch.

Compartir este artículo

Únase a la conversación

Con una cuenta de SWI, tiene la oportunidad de contribuir con comentarios en nuestro sitio web.

Conéctese o regístrese aquí.