Your browser is out of date. It has known security flaws and may not display all features of this websites. Learn how to update your browser[Cerrar]

Generación del 'baby boom' en proceso de jubilarse

La población suiza continuará su proceso de envejecimiento en las próximas seis décadas y desde el año 2035 uno de cada cuatro habitantes tendrá 65 años o más.

En opinión del vicedirector de la Oficina Federal de Estadísticas (OFS), Werner Haug, esa perturbación de las relaciones generacionales es una primicia en la historia de la humanidad.

De acuerdo con información de la OFS difundida este viernes, de mantenerse las tendencias actuales del rubro la población total suiza pasará de 7.2 millones de habitantes en la actualidad a 7.4 millones en 2028 para volver a 7.1 millones en 2060.

En una rueda de prensa, la institución presentó asimismo los resultados previsibles en materia demográfica con base en otros dos escenarios. El primero, que parte de un eventual crecimiento continuo de la población, elevaría a 8.7 millones el número de habitantes para el año 2060.

El caso de una dinámica negativa, arrojaría un total de sólo 5.6 millones. Las dos hipótesis coinciden sin embargo en que el envejecimiento de la población es ineluctable.

La proporción de jubilados, que es ahora de 15.4%, va a aumentar en forma progresiva hasta el año 2030 para estabilizarse en 25%. Según el escenario de base, Suiza contará con 1.7 millones de personas de la tercera edad en 2060, contra 1.1 millón en 2000.

La más fuerte alza se concentrará en aquellos de más de 80 años cuyo número aumentará en 93% con un total de 547.000. Ese sector de la población representará entonces el 8% de la población.

Durante ese tiempo, los efectivos de todas las edades de menos de 65 años disminuirán para pasar en forma global, de 6.1 millones a 5.4 millones.

La baja será más enfática (-16%) en el sector poblacional de entre 20 y 39 años. El número de los jóvenes de menos de 20 años disminuirá en 11% y aquel de los adultos de entre 40 y 64 años, en 7%.

Por supuesto, esa evolución dejará huella en el mercado de trabajo y el financiamiento de prestaciones sociales. En 60 años, el número de activos pasará de 4 a 3.7 millones de personas. En el horizonte de 2035, Suiza no contará más que con dos personas en edad de trabajar contra un jubilado. La proporción es de uno a cuatro en la actualidad.

En 2060 la población de nacionalidad suiza contará entre 61 y 68 jubilados por cada cien activos, según los diferentes escenarios. Esa proporción es ahora de 36 contra 100.

Pero el envejecimiento de la población no será el único fenómeno que marcará la evolución del mercado de trabajo. Las mujeres tendrán una mayor presencia. Su tasa de actividad pasará de 74% a 79%.

Los escenarios dependen de las hipótesis consideradas en materia de fecundidad, mortandad y migración. Las proyecciones se basan sobre un saldo migratorio a la baja como consecuencia de un más amplio flujo hacia la Unión Europea hasta 2015, tras la entrada en vigor de los acuerdos bilaterales.

Empero, las estimaciones son delicadas toda vez que la inmigración puede variar fuertemente de un año a otro, amén de que la salud de la economía y las decisiones políticas juegan un papel muy importante, según comentó Stéphane Cotter, jefe de sección de la OFS.

swissinfo



Enlaces

×