Your browser is out of date. It has known security flaws and may not display all features of this websites. Learn how to update your browser[Cerrar]

Más de 700 presuntas violaciones al DIH en Colombia


Por swissinfo.ch


El Comité Internacional de la Cruz Roja (CICR) presentó su informe anual de actividades en Colombia, donde indica que en 2010 documentó 768 presuntas violaciones al derecho internacional humanitario, incluidos casos de homicidio, amenazas, desapariciones y ocupación de bienes civiles.

Más de 180.000 personas afectadas por el conflicto armado y otras formas de violencia en Colombia recibieron, en 2010, un apoyo directo del CICR, según se señala en el informe presentado hoy en Colombia.

"Todas las víctimas, sin distinción, deben recibir una atención oportuna. Nos preocupan las consecuencias humanitarias no solo de la acción de las partes en conflicto, sino también de la consolidación de nuevos grupos armados", dijo el jefe de la delegación del CICR en Colombia, Christophe Beney.  

"Si bien la situación mejoró en algunas zonas, la población de varios departamentos del país sigue sufriendo las consecuencias de las acciones y los enfrentamientos armados", añadió.

  

En 2010, el CICR documentó 768 presuntas violaciones al derecho internacional humanitario, incluidos casos de homicidio, amenazas, desapariciones y ocupación de bienes civiles, registró 35 casos de desplazamiento masivo y atendió a 38.000 personas desplazadas.

Además, se presentaron casos de violencia sexual, reclutamiento de menores, infracciones contra la misión médica y contaminación por armas. Algunos habitantes de zonas rurales apartadas se vieron también afectados por el difícil acceso a los servicios de salud, y la falta de infraestructura y de recursos para la subsistencia.

"Nos tocó huir del pueblo porque estaban exterminando a nuestra familia", cuenta José, una de las víctimas atendidas por el CICR en 2010. "Hace 10 meses mataron a uno de mis hijos y hace un mes al mayor, mientras estaba sacando oro del río. Unos familiares nos dijeron que si nos quedábamos aquí, nos iban a matar a todos", indica en su testimonio.

En 2011 el CICR seguirá prestando protección y asistencia a los habitantes de zonas rurales apartadas donde goza de un acceso privilegiado gracias al reconocimiento como organización neutral, imparcial e independiente. Desarrollará también, junto con la Cruz Roja Colombiana, proyectos de índole humanitaria para atender las consecuencias de la violencia en entornos urbanos, indica la organización internacional en un comunicado.

swissinfo.ch



Enlaces

×