Amenazado el proceso de paz en Sri Lanka

El primer ministro Mahinda Rajapakse recibió a Micheline Calmy-Rey. Keystone

Al término de su visita de cinco días a ese país, la ministra suiza de Asuntos Exteriores hizo un llamamiento para que gobierno y guerrilla reanuden las negociaciones.

Este contenido fue publicado el 12 octubre 2004 - 19:38

Micheline Calmy-Rey se mostró preocupada por el estancado proceso de paz y teme que el país reviva una guerra civil.

Más que dubitativa, Micheline Calmy-Rey se mostró preocupada. La titular de Exteriores abandona la isla situada al sur del subcontinente índico con la sensación de que el gobierno y los miembros de la guerrilla Tigres Tamiles no confían suficientemente los unos en los otros.

“Tengo la impresión de que el armisticio podría estar en peligro”, declaró la jefa de la diplomacia helvética. Concretamente significa que existe un riesgo de que se reanude la guerra civil.

El conflicto se cobró más de 65.000 víctimas mortales y 800.000 personas desplazadas – 35.000 de ellas buscaron refugio en Suiza – entre 1983 y el 2002, año en que se firmó una tregua bajo los auspicios de Noruega.

Negociaciones interrumpidas

También Suiza intentó intervenir para poner fin al conflicto. La semana pasada, sin ir más lejos, una delegación de la guerrilla separatista viajó a Ginebra para relanzar las negociaciones de paz suspendidas desde noviembre del 2003.

Hasta ahora y pese al cambio de gobierno que se produjo en abril pasado en Columbo, no ha habido avances en el proceso de paz. Y las promesas del partido actualmente en el poder no han cambiado la situación.

El contexto que vive Sri Lanka tiende a empeorar. La creciente violencia entre facciones guerrilleras enemigas pone en peligro la tregua. Los Tigres Tamiles, que exigen un estado independiente, acusan al gobierno de respaldar a esas facciones.

Derechos humanos y federalismo

Micheline Calmy-Rey se manifestó preocupada, al término de la entrevista que sostuvo con la presidenta Chandrika Bandaranaike Kumaratunga y el primer ministro Mahinda Rajapakse.

Las conversaciones se centraron en el estado en el que se halla el proceso de paz, así como en las relaciones económicas entre Suiza y Sri Lanka.

Concretamente, Berna quiere seguir enfatizando temas como los derechos humanos y el federalismo, precisó Ivo Sieber, portavoz del Ministerio suizo de Asuntos Exteriores.

La Agencia Suiza para el Desarrollo y la Cooperación (COSUDE) financia, entre otros proyectos, un programa televisado cuyo objetivo es facilitar la convivencia étnica.

El presupuesto que destina COSUDE a Sri Lanka asciende actualmente a cinco millones de francos por año.

swissinfo y agencias

Datos clave

Micheline Calmy-Rey participó en Columbo en la conferencia regional de los embajadores suizos.

Se trataba de hacer un balance de las actividades helvéticas en Sri Lanka.

Entre otras cosas, se habló de reforzar el compromiso suizo en materia de promoción de la paz y los derechos humanos.

End of insertion

Este artículo ha sido importado automáticamente del antiguo sito web al nuevo. Si observa algún problema de visualización, le pedimos disculpas y le rogamos que nos lo indique a esta dirección: community-feedback@swissinfo.ch

Compartir este artículo