Navigation

Ventana n° 2: cantón de Zug

Thomas Wistener
Este contenido fue publicado el 02 diciembre 2020 - 00:00


Este 2 de diciembre nuestro calendario de adviento nos lleva al cantón de Zug para conocer a una artista onírica.

Annelies Štrba descubrió la fotografía a la edad de quince años y desde entonces nunca la ha dejado. De forma natural se decantó por una formación en este campo. Cada día sacaba fotos de su vida cotidiana, principalmente de sus tres hijos, pero también de los lugares por los que sentía devoción.

Fue en 1990 cuando Annelies Štrba atrajo por primera vez la atención del público en una exposición en la Kunsthalle de Zúrich. En aquella ocasión presentó fotografías reveladas en lienzos de gran formato. “Imágenes de ambiente intemporales y densas que recuerdan simultáneamente los sueños y los misterios de los cuentos de hada, pero que al mismo tiempo también denotan una ironía apacible”, escribió el diario NZZEnlace externo. “Las fotografías, que se caracterizan por su borrosidad y granulado, despliegan en su imperfección técnica una calidad pictórica en el mejor sentido del término.”

Tras esta exposición, muy aplaudida, la artista nacida en 1947 en Zug hizo varios viajes a Alemania del Este, Polonia y Japón que marcaron su obra. Las hermanas Brontë (novelistas y poetisas inglesas del siglo XIX) son otra de sus fuentes de inspiración, en particular la novela de Emily, Cumbres borrascosas. En 1997, Annelies Štrba realizó su primera obra de vídeo, Max, a la que seguirían más tarde varios cortometrajes. Tras el cambio de milenio empezó a exponer cada vez más obras de vídeo, a las que la extrema desaceleración del flujo de imágenes confiere una atmósfera meditativa, ya presente de manera latente en sus fotografías.

Desde mediados de los años 2000, el tema de la chica joven o de la mujer dormida, que aparece en repetidas ocasiones en la obra de la artista, ha adquirido una importancia renovada.

Fuente: SIKARTEnlace externo

El arte en todas sus expresiones

Este año, SWI swissinfo.ch ha decidido dedicar su calendario de adviento al mundo de la cultura, más concretamente al mundo de la cultura suiza. Conciertos anulados, museos cerrados, representaciones prohibidas… la crisis del coronavirus ha golpeado duramente a los artistas, en todos los ámbitos.

A fin de brindarles apoyo a nuestra manera y de permitir que ustedes descubran sus universos tan mágicos como variados, les invitamos a abrir cada día una ventana para conocer a una personalidad nueva. Algunas son más populares que otras, pero todas ellas son contemporáneas y reconocidas internacionalmente en su respectivo arte.

Sígannos a lo largo del mes de diciembre y descubran a una rapera del Valais, un bailarín de Basilea, un escritor de Turgovia, un trompetista de Friburgo, entre otros…

End of insertion

Traducción del francés: Antonio Suárez Varela

Compartir este artículo

Únase a la conversación

Con una cuenta de SWI, tiene la oportunidad de contribuir con comentarios en nuestro sitio web.

Conéctese o regístrese aquí.