Nuevo instituto para entender el mundo en mutación

Actual responsable del IUHEI, Philippe Burrin, llevará las riendas de la nueva institución. swissinfo.ch

La Ginebra internacional se dota de un centro de estudios y de investigación que une las relaciones internacionales y el desarrollo. Un perfil único en el mundo, según su director. Entrevista.

Este contenido fue publicado el 27 noviembre 2007 - 16:11

Philippe Burrin pretende inscribir el Instituto de estudios superiores internacionales y del desarrollo en una red suiza de investigación con conexiones internacionales.

El Instituto de estudios superiores internacionales y del desarrollo (IHEID) de Ginebra iniciará plenamente sus actividades en enero de 2008. Este lunes (26.11) sus responsables firmaron un convenio de objetivos con el cantón de Ginebra y el Consejo Federal (Gobierno).

Se necesitaron poco más de 2 años para fusionar el Instituto universitario de estudios superiores internacionales (IUHEI) y el Instituto universitario de estudios del desarrollo (IUED), dos instituciones ginebrinas con culturas de empresa muy diferentes.

El nuevo lugar de estudios y de investigación apuesta por el futuro, tanto por su organización, nivel de excelencia entre las escuelas suizas de estudios superiores - con una dirección fuerte y autónoma (sin representante político en el seno de su Consejo)-, como por su campo de estudios en sintonía con un mundo en plena recomposición.

Philippe Burrin, director del nuevo instituto, subraya los puntos fuertes de este centro de estudios y de investigación del 3er. ciclo.

swissinfo: La fusión de ambos institutos está formalmente constituida. ¿Es el caso de ambas culturas de empresa representadas por sus dos antiguas escuelas?

Philippe Burrin: No hacemos simplemente una yuxtaposición de los dos antiguos institutos. Con esta fusión dimos a equipos con culturas diferentes un marco de trabajo común, con un mismo reglamento, condiciones idénticas de trabajo y una sola administración.

Esta fusión está hecha. Pero habrá dificultades y fricciones, ya que estamos colocando en un solo molde a personas nacidas de tradiciones diferentes.

Eso significa que toda esta transición ha sido negociada y realizada en común. Preguntamos por escrito al conjunto de colaboradores concernidos si aceptaban estas nuevas condiciones de trabajo: el 99% respondió afirmativamente.

Las personas egresadas de ambos institutos deben aprender ahora a trabajar juntas. Algunos se desanimarán o escogerán otras vías.

Sea lo que sea, en los próximos años deberemos reemplazar una parte de los profesores que habrán llegado a la edad de la jubilación. Dentro de 4 años, la mitad de los profesores serán nuevos.

La realidad demográfica es la que permitirá el éxito de esta apuesta.

swissinfo: ¿Qué campos de estudio y de investigación va a privilegiar?

P.B.: Propondremos una serie de temas interdisciplinarios como las migraciones, el comercio internacional, la seguridad, la política internacional de salud o el desarrollo sustentable.

También vamos a desarrollar áreas que están sub-representadas o mal dotadas, como África, un continente cada vez más interesante por diversas razones.

swissinfo: ¿Dónde sitúa este nuevo instituto en el plano mundial?

P.B.: La competencia se sitúa claramente en el espacio atlántico, en América del Norte y en Europa. Mantendremos nuestra posición y mejoraremos nuestra imagen si somos capaces de responder mejor que otras instituciones a los grandes problemas del mundo contemporáneo. Si identificamos a tiempo estos problemas, si desarrollamos una habilidad suficiente, estaremos bien colocados entre los institutos de relaciones internacionales.

Desde ese punto de vista, nuestra localización en Ginebra es esencial, por lo menos mientras acoja numerosas organizaciones internacionales. Apoyándonos en las habilidades de esas organizaciones y desarrollando las nuestras, vamos a reforzarnos recíprocamente.

Sobre asuntos que nos interesan a todos, como la evolución del clima, la conclusión de las guerras o las migraciones forzadas y voluntarias, tenemos conocimientos que aportar.

swissinfo: Usted cuenta también con desarrollar una red de investigación en Suiza.

P.B.: La idea es reforzar los estudios internacionales, un campo poco presente en Suiza. Entre nuestros compañeros tenemos al Instituto de Medicina Tropical de Basilea, el Instituto de Comercio Mundial en Berna, el Centro de Estudios de Seguridad de Zúrich.

swissinfo: Usted quiere atraer a estudiantes y profesores del mundo entero. ¿El endurecimiento de la legislación suiza con respecto a los extranjeros le plantea un problema?

P.B.: Es un problema que preocupa a todos los responsables universitarios de Suiza. Cada otoño admitimos a buenos estudiantes de numerosas regiones del mundo. Pero algunos nos escriben para informarnos que no pueden venir a estudiar en Suiza porque les niegan la visa.

Entonces, hay que organizar una mesa redonda sobre este problema. Es escandaloso prohibirle a alguien, elegido por sus capacidades universitarias, venir a pasar algunos años en nuestro país.

Entrevista swissinfo: Frédéric Burnand, Ginebra
(Traducción, Marcela Águila Rubín)

Contexto

El Instituto de estudios superiores internacionales y del desarrollo (IHEID) de Ginebra dispondrá de un presupuesto anual de 50 millones de francos.

De ese total, 13,75 millones procederán del cantón de Ginebra. El gobierno suizo va a reforzar su participación con un monto de 19 millones para los próximos cuatro años.

Este importe representa un aumento de 50% con relación a lo que Berna destinaba a los dos institutos que se fusionaron para crear el IHEID; es decir, el Instituto universitario de estudios superiores internacionales (IUHEI) y el Instituto universitario de estudios del desarrollo (IUED).

El instituto abrirá oficialmente en enero próximo. Podrá acoger a cerca de un millar de estudiantes. El importe de las tasas ha sido fijado por el consejo de fundación en 3.000 francos por año para los estudiantes que residen en Suiza y de 5.000 francos para los que vienen del extranjero.

El nuevo instituto deberá instalarse, en 2.012, en la futura Casa de la Paz que será edificada cerca de la Plaza de las Naciones. Un concurso de arquitectura será lanzado a principios de 2008. El proyecto será pilotado por Charles Kleiber, arquitecto de formación y actual secretario de Estado para la educación y la investigación.

La administración y la biblioteca del IHEID se instalaron de manera provisional en un edificio cerca de la Plaza de las Naciones. Las bibliotecas del IUHEI y del IUED, que totalizan 300.000 documentos, han sido reunidas allí.

End of insertion

Este artículo ha sido importado automáticamente del antiguo sito web al nuevo. Si observa algún problema de visualización, le pedimos disculpas y le rogamos que nos lo indique a esta dirección: community-feedback@swissinfo.ch

Compartir este artículo