Navegación

Enlaces para saltar navegación

Principales funcionalidades

Observadora suiza en referendo boliviano

Los bolivianos se preparan para un referendo sobre su Carta Magna.

(Keystone)

Cineasta y abogada, Pia Gianinazzi observa elecciones y consultas desde aquella de 1994 que cambió la suerte de Sudáfrica de la mano de Mandela. Esta vez será testigo de si Bolivia adopta, este 25 de enero, una nueva Constitución Política.

La experta helvética forma parte de la misión enviada por la Unión Europea para ver si este proceso, -discriminador a juicio de unos y revolucionario, de otros-, se desarrolla en el marco de la transparencia y la corrección.

En el café, el hogar, el trabajo o la calle, un tema polariza diametralmente a los 9,8 millones de bolivianos: el proyecto de la que podría convertirse en la XVIII Carta Magna del país andino, actualmente gobernado por el primer presidente indígena, Evo Morales.

Los encendidos debates televisados y radiales, así como las opiniones de analistas, dibujan, desde su óptica, los rasgos políticos del Estado que existiría a partir del 26 de enero.

"Me impresiona el proceso de luchar, empeñarse por una Constitución que es una manera de fijar cómo vamos a vivir y funcionar como sociedad" señala Pía Gianinazzi, sin omitir que este paso suele causar fricciones, discusiones muy fuertes y es, en sí, un camino largo que evoluciona con el tiempo y las tecnologías.

El grupo de observadores, presidido por la rumana Renata Weber, del Parlamento Europeo, e integrado por siete expertos y 24 personas más, llegó a Bolivia desde el pasado 22 de diciembre para conversar con las autoridades políticas y electorales y evaluar el desarrollo de las campañas y el equilibrio en los medios de comunicación.

Inusitado interés en un marco singular

Además de la misión europea, acuden observadores de la Unión de Naciones Suramericanas (Unasur), Mercado Común del Sur (Mercosur), Grupo de Río, Naciones Unidas (ONU), Organización de Estados Americanos (OEA), Centro Carter y misiones diplomáticas. Es la mayor presencia de observadores extranjeros en la historia reciente de Bolivia.

La situación geográfica del país, que -a semejanza de Suiza en Europa, está en el corazón de América del Sur-, y el futuro funcionamiento de una nación marcada por una notable mayoría campesina e indígena, explica sin duda el interés.

Más aún si en la misma consulta se determinará si los dueños de grandes extensiones de tierras deben conformarse con un máximo de 5.000 o 10.000 hectáreas.

"Yo creo que el discurso sobre la tierra, de quién puede ser dueño de ella es muy actual", precisa Pia Gianinazzi y añade: "15 años después de la elección de Mandela esa discusión continúa", refiriéndose a las nuevas leyes que allí intentan aplicar la mejor manera de distribuir el suelo. Un paralelo válido para Bolivia.

Ciudadanía, Justicia, Dios y la 'Pachamama'

La inclusión preeminente de 36 etnias originarias, entre ellas quechua, aymara y guaraní, despierta en los habitantes de las ciudades el temor de convertirse en ciudadanos de segunda categoría.

Asimismo, la nueva Constitución declara el Estado laico citando empero a la 'Pachamama' (madre tierra) y a Dios. Sobre este párrafo, los adversarios acuden incluso a un spot que dice: "Vote por Dios, vote No".

Otro aspecto de divergencia es el valor constitucional que tendría la justicia comunitaria; es decir, la que practicarían legalmente los indígenas por cuenta propia para resolver problemas de conducta en sus comunidades.

Los argumentos y réplicas de estos y otros artículos del proyecto de Constitución han llenado las pantallas y las páginas de los diarios hasta este miércoles.

Código de conducta

La misión de observación de la UE despliega su labor en La Paz, Cochabamba y Santa Cruz bajo la égida de sus principios fundamentales: imparcialidad, objetividad y no interferencia.

La suiza Pía Gianinazzi cubrirá una decena de mesas representativas en Santa Cruz, el departamento que, junto a los de Chuquisaca, Tarija y Beni, reclama la autonomía plena y se opone al gobierno de Evo Morales.

Tras las vivencias y anécdotas que ha recogido en una decena de países, entre ellos Mozambique, Tanzanía, Bosnia Herzegovina, Montenegro, Albania, Georgia y recientemente en Nepal, sostiene que "le han cambiado mucho como persona" y su forma de ver a Suiza, donde las consultas son frecuentes.

Inquirida sobre alguna similitud entre Sudáfrica y Bolivia, a la que llega por primera vez, señala: "Tal vez el pasado colonial sea una cosa común y la arrogancia de los colonizadores".

Afirma que nunca se sintió amenazada ni tuvo miedo en sus tareas de observadora.

"Las dificultades se presentan mayormente donde hubo guerra o guerras civiles o donde hay problemas de corrupción", dice a swissinfo y contrasta la situación al recordar que la gente suele decirles: "Os agradecemos mucho que hayan venido, porque si no hay fraude nos sentimos más fuertes".

Una situación similar vive estos días Bolivia.

swissinfo, Félix Espinoza R., Santa Cruz

Bolivia

Algo más del 60% de sus 9,8 millones de habitantes son campesinos indígenas.

Desde enero de 2006 gobierna el país el primer presidente indígena Evo Morales Ayma.

Los departamentos de Santa Cruz, Tarija, Chuquisaca y Beni insisten en la aplicación de una autonomía plena.

El país andino somete por primera vez a un referendo el texto de una Constitución Política. De aprobarse, sería la XVIII Carta Magna en la vida republicana del país, marcada por numerosos golpes militares de Estado.

En Bolivia viven y trabajan algo más de 900 suizos y doble nacionales, y es un país de concentración de la cooperación suiza al desarrollo.

Fin del recuadro

Suiza y las misiones de observación

La Confederación envía desde hace varias décadas observadores en el marco de la ONU y de la Organización para la Seguridad y la Cooperación de Europa (OSCE).

Desde el envío de 100 observadores a las primeras elecciones en Sudáfrica, en 1994, la organización de esta actividad es más profesional y los observadores deben tener un perfil acorde. Suelen ser personas con experiencia en la Cruz Roja, cooperantes al desarrollo, periodistas o de otras profesiones afines.

Pia Gianinazzi participa desde entoncesa en estas tareas. Nació el 14.11.60 en Sorengo, Tesino. Habla italiano, alemán, inglés y español.

Estudió cine en Bruselas y laboró en el rubro durante 15 años. Estudió Leyes de la Universidad de Zürich, en vista de sus funciones de observadora electoral.

Entre 1994 y 2008 ha estado en una decena de países. El más reciente, Nepal, en abril. Actualmente integra la misión enviada por la Unión Europea a Bolivia.

Es un grupo de 32 personas de diversas nacionalidades, al que se sumará una veintena de observadores de corto plazo.

Es la segunda vez que la UE destaca veedores a solicitud del gobierno boliviano. Para esta ocasión ha dispuesto un presupuesto de 1,9 millones de dólares de la Iniciativa Europea para la Democracia y la Protección de los Derechos Humanos.

Además de evaluar la corrección en el procedimiento previo y posterior al referendo, analizan la labor cuantitativa y cualitativa de 14 medios de comunicación: seis cadenas nacionales de TV, cuatro periódicos y cuatro emisoras de radio.

Fin del recuadro


Enlaces

Neuer Inhalt

Horizontal Line


swissinfo en español en Facebook

Únete a la nueva página de SWISSINFO EN ESPAÑOL en Facebook

Únete a la nueva página de SWISSINFO EN ESPAÑOL en Facebook

subscription form

Formulario para abonarse al Newsletter de swissinfo

Regístrese para recibir en su correo electrónico nuestro boletín semanal con una selección de los artículos más interesantes