Navigation

Skiplink navigation

Coronavirus: la situación en Suiza

Keystone / Laurent Gillieron


El número diario de nuevos casos de coronavirus en Suiza ha alcanzado un pico de más de 10 000 contagios a principios de noviembre. Desde entonces, la propagación del virus se ralentiza, pero la sobrecarga hospitalaria sigue alta.

Este contenido fue publicado el 27 noviembre 2020 - 13:43
Contenido externo
  • En noviembre ha disminuido el número de nuevos contagios. La media de siete días de nuevos casos que han dado positivo ha descendido a 3 982 – un 22% menos que la semana anterior. Gracias a las restricciones, las autoridades han conseguido reducir a la mitad el número de nuevas infecciones durante las últimas dos semanas. El número de reproducción se sitúa actualmente en 0,78 en toda Suiza. Los descensos más pronunciados se observan en las regiones francófonas del país.
  • En general, la ocupación de camas en las unidades de cuidados intensivos (UCI) es estable, pero la situación sigue siendo tensa en algunos cantones.
  • El número de muertos ha aumentado en Suiza, pero es comparable al de Francia e Italia, según las autoridades sanitarias.
  • Los médicos advierten de que no se están realizando suficientes test. La tasa de personas que dan positivo (21%) apunta a que hay muchos casos no detectados.
  • Suiza ha reservado hasta alrededor de 13 millones de dosis la vacuna de dos proveedores y un programa internacional de la Organización Mundial de la Salud (OMS).
  • Las nuevas restricciones (véase enlace) vigentes desde el 29 de octubre incluyen el uso obligatorio de mascarillas en todos los espacios públicos cerrados de todo el país. Otras medidas varían de un cantón a otro, ya que la salud pública es competencia de los cantones.
  • Está permitido viajar entre Suiza y los países miembros de la Unión Europea (UE), la EFTA (Noruega, Islandia, Liechtenstein), y Reino Unido.
  • Los ciudadanos que llegan a Suiza procedentes de países que no son miembros del espacio Schengen y Estados Unidos solo pueden entrar en Suiza en casos excepcionales. Puede consultar la lista de países no Schengen que no están afectados por esta medida aquí. Los ciudadanos con nacionalidad o con residencia en Suiza siempre podrán entrar en el país.
  • Las personas que llegan a Suiza procedentes de uno de los países o regiones considerados de “alto riesgo” tienen que guardar cuarentena durante diez días. Las autoridades actualizan regularmente la lista.
  • Puede consultar los datos actualizados sobre la pandemia en Suiza aquí o en el artículo a continuación.
Contenido externo
Contenido externo

¿Por qué la segunda ola ha golpeado duramente a Suiza?

End of insertion

En general, la población en Suiza se ha sometido a menos pruebas que en los países vecinos. ¿Por qué? Puede leerlo aquí.

Las medidas adoptadas en Suiza siguen siendo leves comparadas con las que se han tomado en otros países.

Según la epidemióloga Emma Hodcroft, Suiza ha aprendido poco de los errores de otros países.

Hospitales

End of insertion

A pesar de la disminución de nuevos contagios, la carga sigue siendo muy alta en los hospitales. Alrededor del 80% de las camas de cuidados intensivos están ocupadas, y las cifras siguen aumentando. Varios cantones están llegando a sus límites, especialmente en la región del Lago Lemán, la planicie helvética y el noroeste.

La situación se dirige a la estabilización, pero la prensa hace eco del aumento del número de cuerpos en los nosocomios. 

Vacunas

End of insertion

Suiza ha anunciado que su presupuesto destinado para la compra de vacunas anticoronavirus una vez que estas hayan sido desarrolladas es de 400 millones.

El monto procede de los créditos COVID-19 aprobados e inscritos en el presupuesto del ejército. Se estima que las primeras vacunas podrían estar disponibles en el primer semestre del 2021.

Suiza ha firmado contratos con el grupo farmacéutico Moderna, socio del grupo de Basilea Lonza para la entrega de 4,5 millones de dosis, y con la firma anglosueca AstraZeneca, por 5,3 millones de dosis. Además, participa en la iniciativa internacional COVAX, un programa mundial de compra de vacunas para alrededor de 20% de la población, lo que idealmente representaría 3,2 millones de dosis suplementarias.

Asimismo, firmó un contrato de reservación con la empresa estadounidense Pfizer que el pasado lunes anunció el desarrollo, con su socio alemán BioNTech, de un producto “eficaz al 90%”. El contrato final está en negociación.

Restricciones

End of insertion

En un intento por contener la contaminación y evitar la sobrecarga de los hospitales, el Gobierno ha tomado nuevas medidas que entraron en vigor el 29 de octubre.

Las discotecas cerraron sus puertas, los bares y restaurantes solamente pueden acomodar a cuatro personas por mesa y deben cerrar entre las 23:00  y las 06:00. Los clientes solamente pueden consumir sentados.

Se prohíben los actos públicos con más de 50 personas, así como las reuniones privadas con más de 10. Las asambleas parlamentarias y comunales, las manifestaciones políticas y la recogida de firmas para referendos o iniciativas siguen permitidas.

Se mantienen los deportes y las actividades culturales no profesionales de interior con un máximo de 15 personas, siempre que se puedan mantener las distancias y se garantice el uso de mascarillas.

Hasta nuevo aviso no habrá trenes ni buses nocturnos. El transporte público cierra a las 23:00 (hora suiza)

El uso de mascarillas es obligatorio en todos los espacios públicos cerrados del país: tiendas, bancos, cines, restaurantes, bares, museos, etc., así como en las zonas exteriores de estos establecimientos públicos, en los mercados y en las zonas peatonales concurridas. También es obligatorio en el transporte público, así como en las estaciones de tren, aeropuertos, paradas de tranvía y de autobús.

La mascarilla también debe ser usada en las escuelas a partir del nivel secundario II. Desde el 2 de noviembre, las universidades  volvieron a los cursos por internet.

También se exige el uso de mascarillas en el trabajo, excepto cuando se pueden respetar las reglas de distancia. Los empleadores deben permitir a sus empleados teletrabajar tanto como posible.

Los cantones de Vaud, Neuchâtel, Ginebra, Friburgo y Jura han declarado el estado de emergencia y han cerrado bares, cafés, restaurantes, gimnasios, cines, teatros, salas de conciertos y otros establecimientos públicos. Las reuniones se limitan a 5 personas en público y en privado.

Hay variaciones según los cantones, pero el objetivo común es volver a una forma de semiconfinamiento para frenar la contaminación y aliviar la carga de los hospitales.

SWI

Suiza recomienda que los habitantes de este país usen la aplicación de rastreo SwissCovid, puesta a disposición el 25 de junio, una herramienta para seguir la cadena de contagios e  informar a los usuarios si han estado en contacto con alguna persona infectada. 

Entradas y salidas país

End of insertion

Los ciudadanos con residencia en Suiza siempre pueden entrar en el país. No obstante, se les aconseja  no viajar salvo que sea imprescindible. Si viajan o se encuentran en alguno de los países o zonas de alto riesgo de la lista que actualiza la Oficina Federal de Salud, deben guardar diez días de cuarentena y anunciarse ante las autoridades cantonales de su lugar de residencia. De lo contrario, pueden ser sancionados.

Para decidir si un estado o zona tiene un alto riesgo de infección, se utilizan como guía, a partir del 28 de octubre, las cifras de nuevas infecciones en Suiza por cada 100 000 personas en los últimos 14 días. Si la incidencia en un país es por lo menos 60 veces mayor que en Suiza, el país se incluye en la lista.

Dado que la situación epidemiológica cambia constantemente, consulte directamente esta lista de zonas y países se adapta regularmente a la incidencia actual. Con este fin, se hace referencia a los datos del Centro Europeo para la Prevención y el Control de las Enfermedades (ECDC).

Las regiones fronterizas con Suiza quedar excluidas de la lista. 

Atención: Suiza solo permite por ahora el acceso de viajeros de la Unión Europea,  de los países de la EFTA (Noruega, Liechtenstein, Islandia) y Reino Unido.  Para personas de otros países es imposible el ingreso a Suiza, con ciertas exceptiones, por ejemplo aquellos nacionales de terceros países no sujetos al requisito de visa que ya se encuentran legalmente en el área Schengen, o aquellos sujetos a visa que ya tienen un permiso de residencia emitido por un Estado Schengen. Para detalles al respecto, consulte directamente este enlace de la Secretaria de Estado para la Migración (SEM).


Impacto en la economía 

End of insertion

Aunque afectada por la pandemia, no se prevé que Suiza se sumerja en una profunda recesión. Tras la caída de este año, se espera que la economía suiza se recupere en 2021 y 2022 gracias a la llegada de las vacunas, según predicen los economistas de la UBS. El grupo bancario de Zúrich espera que la economía suiza se desplome un 4,5% este año, antes de recuperarse el próximo año con un crecimiento del 3,2%. Para 2022, UBS espera que el producto interno bruto crezca un 3,1%.

Suiza sería el cuarto país mejor posicionado para la recuperación económica después de la crisis. Finlandia está a la cabeza, por delante de Noruega y Alemania. Esto es según un estudio del Grupo Horizonte, un grupo de reflexión formado por exalumnos del Foro Económico Mundial y la ONU.

Si bien algunos países sufren más que otros, los sectores también se ven afectados de diferentes maneras. En Suiza, por ejemplo, la industria farmacéutica ha aumentado sus ventas. El sector de los servicios, por otra parte, es el más afectado. La industria hotelera suiza, por ejemplo, ha caído un 41% en los primeros ocho meses del año. El sector turístico está preocupado por la temporada de invierno.

El Gobierno prevé un déficit de 3 100 millones de francos este 2020 en las finanzas de la Confederación. 

El crecimiento de la economía suiza podría caer un 6,7% en 2020, la desaceleración más marcada desde 1975, según las previsiones de la Secretaría de Estado de Economía (SECO).  Incluso en 2021, se espera que la economía se recupere lentamente.

Los fondos de emergencia liberados por el Gobierno para mitigar las consecuencias de la pandemia y ayudar a ciertos sectores ascienden a más de 80 000 millones de francos. 

El Gobierno ha extendido la posibilidad de recibir subsidios por pérdida de ganancias a los trabajadores independientes afectados indirectamente por las restricciones. También decidió incluir nuevas empresas emergentes en su sistema de caución disponible para las PYME.

Y su sistema para el desempleo intenta mitigar los efectos causados por esta crisis. 

Siga SWI swissinfo.ch aquí, en Facebook y en Twitter.

Compartir este artículo