Navigation

Embarazo: los 'antojos' de los hombres

¿Bebé en camino? Los padres también tienen antojos: de chocolate, por ejemplo. Keystone

El embarazo 'por simpatía' de la pareja masculina tiene una amplia base psicológica y biológica, según investigadores suizos.

Este contenido fue publicado el 25 febrero 2008 - 11:25

Señalan que es muy común que los hombres compartan los cambios bruscos de humor de su compañera encinta, las náuseas matutinas o los antojos, por ejemplo, de cantidades industriales de chocolate.

"Tanto en uno como en otra se trata de un elemento biológico y psicológico", explica a swissinfo Tiziana Perini, psicoterapeuta e investigadora de la Universidad de Zúrich.

Perini dirige un estudio sobre el fenómeno del 'embarazo por simpatía' entre 37 parejas.

Centra su trabajo en los niveles de hormona masculina y en la comparación de muestras de dos grupos, un primero sin hijos y otro en espera del primero.

Perini ha notado diferencias físicas y conductuales entre ambos.

Dice que el 50% de las personas en estudio ha manifestado oscilaciones de humor. Un menor porcentaje, fluctuaciones en el peso y el apetito. Raymond Oswald sabe de lo que hablamos:

"Mi consumo de chocolate aumentó enormemente", dijo el nuevo padre de familia a la televisión suiza.

Reveladoras observaciones

Johannes Bitzer, ginecólogo-obstetra de la Universidad de Basilea, recuerda que también "sintió" el embarazo de su esposa. Precisó que sus propias síntomas – incluidos trastornos gastrointestinales- despertaron su interés en el tema.

Bitzer - a cuya formación en Obstetricia añade su experiencia en psicoterapia y medicina de la conducta- efectúa ahora observaciones clínicas de sus propios pacientes.

Señala que aun cuando las observaciones no son tan rigurosas como un estudio sistemático, también son valiosas y han aportado informaciones interesantes sobre el fenómeno.

Su investigación, basada en el comportamiento, condujo a Blazer a preguntarse cómo un padre subconscientemente puede sentir los síntomas de la madre. Dice que le gustaría ver si esto podría ser reproducido dentro de un mayor grupo social.

Cambios hormonales

Otra pregunta interesante en torno al embarazo por simpatía en los hombres, según Bitzer, es la relación entre los cambios físicos y emocionales y el bienestar de una pareja.

"Advertimos que el embarazo y el período post-parto son no sólo buenos períodos para la unión de la pareja, sino también de mucho estrés, lo que puede generar dificultades de relación y una situación en la que ambos necesitan atención", añadió Bitzer a swissinfo.

Perini, quien ha atendido los servicios de psicoterapia en la sala de maternidad del hospital universitario de Zúrich, considera que se han producido equívocos en materia de orientación.

"¿Dónde están los padres? Los padres están siempre fuera de este proceso. Tenemos que mirar más a los padres", dijo. "Los cambios hormonales incrementan la sensación de ser padre y la motivación para involucrarse".

Perini dice que las experiencias de los hombres no sólo están arraigadas en la evolución humana, sino que también son reflejadas en la naturaleza. Cuanto menos se reproduce una especie, mayor es el incentivo para asegurar que cada descendiente sobreviva, asegura.

Por consiguiente, un cambio de cantidad a calidad presenta la paradoja en el moderno "hacer el amor": menos "hacer", pero más "amor". Los índices de natalidad han decrecido desde mediados de los años 1960 y los expertos dicen que hay pocas esperanzas de que aumenten en el corto plazo.

swissinfo, Justin Häne
(Traducción, Marcela Águila Rubín)

¿Hombres embarazados?

Recientemente, un equipo del Hospital St George, de la Universidad de Londres, divulgó un estudio que apoya investigaciones suizas sobre los síntomas de los hombres en espera de convertirse en padres

Los síntomas del "embarazo" en los hombres son involuntarios, aseguró Arthur Brennan, responsable del estudio. "A menudo los hombres no tienen idea de lo que les sucede".

Brennan no es el primer europeo en recoger experiencias de las parejas de mujeres embarazadas. Durante el medioevo, padres de la región vasca (actualmente en Francia y España) hablaban del padecimiento de esos síntomas.

Los hombres permanecían en la cama quejándose de dolores, hasta el nacimiento del niño. Algunos, habían sufrido incluso de 'pseudocyesis' (inflamación del abdomen).

Es lo que se conoce como 'couvade', derivado de la palabra francesa 'couver' (incubar).

End of insertion

Este artículo ha sido importado automáticamente del antiguo sito web al nuevo. Si observa algún problema de visualización, le pedimos disculpas y le rogamos que nos lo indique a esta dirección: community-feedback@swissinfo.ch

Los comentarios de este artículo han sido desactivados. Puede encontrar una visión general de los debates en curso con nuestros periodistas aquí. Por favor, únase a nosotros!

Si quiere iniciar una conversación sobre un tema planteado en este artículo o quiere informar de errores factuales, envíenos un correo electrónico a spanish@swissinfo.ch.

Compartir este artículo

Únase a la conversación

Con una cuenta de SWI, tiene la oportunidad de contribuir con comentarios en nuestro sitio web.

Conéctese o regístrese aquí.