Navigation

Por primera vez las mujeres son mayoría en un parlamento cantonal en Suiza

Un gran día para las mujeres: el cantón de Neuchâtel tiene ahora un Parlamento de mayoría femeninaminine. Keystone / Jean-christophe Bott

Desde las elecciones del pasado domingo, 58 mujeres y 42 hombres representan al electorado cantonal en el Parlamento de Neuchâtel. Un hecho inédito en la historia de Suiza. El politólogo Claude Longchamp analiza cómo se llegó a este resultado.

Este contenido fue publicado el 23 abril 2021 - 08:46
Claude Longchamp, politólogo

La revolución de Neuchâtel no era previsible. En 2013, en el Parlamento cantonal había solo un 23% de mujeres. En 2017, eran un 34%. Estos valores corresponden a la media suiza. Desde el pasado domingo y contra todo pronóstico, esta proporción ha subido 24 puntos porcentuales.   

¿Qué ha ocurrido en Neuchâtel?

El nuevo récord en Suiza

Desde 2019, las estadísticas electoralesEnlace externo en Suiza reflejan una nueva y recurrente ola de mayor representación de las mujeres en la política.

Contenido externo

En el Parlamento federal, las mujeres ocupan el 42% de los escaños en el Consejo Nacional (cámara baja) y el 26% en el Consejo de los Estados (cámara alta). La diferencia de la proporción de mujeres en las dos cámaras tiene que ver con la ley electoral. Los miembros del Consejo Nacional se eligen por sistema proporcional, lo que facilita que las mujeres puedan conseguir un escaño parlamentario. Así lo demuestra un estudio del Centro para la DemocraciaEnlace externo publicado la semana pasada.

Hasta ahora, los cantones con la mayor representación de mujeres en sus Legislativos eran Basilea-Ciudad (42%, 2020), Zúrich (40,6%, 2019) y Basilea-Campo (40%, 2019).

Contenido externo

También se han registrado cifras récord de representación femenina en los parlamentos de algunas ciudades. Entre ellas, Berna, la capital del país, que sentó un precedente en noviembre de 2020 con un 70% de mujeres elegidas. A esta tendencia se han sumado Lausana y Friburgo, en cuyos parlamentos las mujeres son mayoría.

La nueva ola de la participación femenina

Esta dinámica se remonta a 2019, cuando se convocó la segunda huelga de mujeres en Suiza. Desde entonces, la discriminación de la mujer en la economía, la sociedad y la política ha centrado cada vez más el debate público. No se ha desatado un vendaval político, pero sí se observan cambios significativos.

Huelga de mujeres el 14 de junio de 2019, una imagen de Zúrich. Keystone

La llamada de Helvetia es escuchada

"Helvetia ruft!"Enlace externo  (Helvetia llama) forma parte de este nuevo movimiento feminista. La organización realiza una labor de sensibilización no partidista y está volcada en cuerpo y alma en hacer lobbying a favor de las mujeres. Gracias a este trabajo, la proporción de mujeres en las listas electorales aumentó notablemente en 2019. Hasta las elecciones legislativas de ese año, el número de mujeres en el Consejo Nacional estaba estancada en un tercio, pero en octubre de 2019 dio un salto y superó el 40%.

El resultado de estos esfuerzos se ve prácticamente en todos los partidos. Los socialistas fueron la formación política con el mayor número de mujeres en las listas electorales en 2019, delante de los Verdes y los Verdes Liberales.

Pero también se observan cambios en el electorado. En 2019, por primera vez las mujeres obtuvieron una media de votos mayor que los hombres. Y esto dio alas a las activistas. Desde hace un año, el movimiento “Helvetia ruft!” ha extendido su labor del ámbito municipal al cantonal.

Neuchâtel se ha convertido así en una historia de éxito. Un factor determinante ha sido la configuración de las listas electorales. En promedio, el 40% de los candidatos eran mujeres – con la consabida diferencia entre la izquierda y la derecha: más mujeres en los partidos de izquierda, menos en los de derecha.

El otro factor ha sido el comportamiento electoralEnlace externo. El 78% de los representantes elegidos de los Verdes y el 75% de los Verdes Liberales son mujeres. En el caso de los socialistas y del Partido Suizo del Trabajo (PST), las mujeres representan el 71% y el 63%, respectivamente. Esto significa que una gran parte del electorado ha votado deliberadamente candidaturas femeninas.

Comparación internacional

Tras las dificultades iniciales, Suiza ha avanzado considerablemente en materia de representación de las mujeres. Según las estadísticas de la ONUEnlace externo, desde 2021 se sitúa en el 20º puesto de la lista mundial en términos de representación nacional.

Contenido externo

Tres factores explican estos buenos resultados.

  • Fracturas en la sociedad masculina debido a guerras como en Ruanda (puesto 1)
  • Estados como Cuba con un solo partido (puesto 2)
  • y sociedades que apuestan conscientemente por la diversidad para fortalecerse, como el caso de Nueva Zelanda (puesto 5).

Una o dos de estas explicaciones son válidas para Suiza: el cambio climático ha alterado la política nacional. En cien años, la volatilidad electoral nunca ha sido tan grande como en los comicios legislativos de octubre de 2019.

Y los esfuerzos emprendidos por varios partidos para aumentar la representación de las mujeres son indudablemente parte de su programa por la “diversidad”.

Feminización del electorado a la izquierda del centro

Los estudios muestran cómo influye un entorno cambiante en el comportamiento electoral.

En 2019, según una encuesta nacional realizada por la Universidad de Lausana, el electorado femenino en Suiza se desplazó hacia la izquierda. El 46% de las mujeres –pero solo un tercio de los hombres – votaron al Partido Socialista, los Verdes o los Verdes Liberales. Con la feminización del electorado hacia la izquierda del centro también está cambiando el comportamiento electoral de los hombres en este espectro político.

Efecto colateral de la nueva ley electoral

Sin embargo, hay un elemento específico que explica el espectacular aumento de la representación femenina en el Parlamento de Neuchâtel. Para los comicios de 2021, el cantón cambió la ley electoral. Hasta entonces, esta se caracterizaba por la idea de la representación regional y establecía seis circunscripciones para tener representantes elegidos que estuvieran cerca del electorado local.

Ahora los electores y electoras de Neuchâtel ya no están sujetos a estas circunscripciones. Por esa razón y para facilitar la identificación, se buscaron candidaturas de personalidades cantonales.

Vista de la ciudad de Neuchâtel. © Keystone / Gaetan Bally

¿Pero qué pasó? Se produjo un efecto colateral. Lo que se pretendía en Neuchâtel era conseguir un equilibrio entre regiones con intereses a veces opuestos. Y el nuevo sistema electoral ha tenido visiblemente un impacto en la representación de género en la política.

La política local está dominada por los hombres. Cuanto más determina la política cantonal, más peso tienen los factores tradicionales de representación: la gente vota a los hombres que destacan en la región.

Cuanto más se busque una representación supralocal, mayor será la probabilidad de que las mujeres estén igual o mejor representadas que los hombres. Y esto no es del todo sorprendente en esta nueva era.

Traducción del alemán: Belén Couceiro

Los comentarios de este artículo han sido desactivados. Puede encontrar una visión general de los debates en curso con nuestros periodistas aquí. Por favor, únase a nosotros!

Si quiere iniciar una conversación sobre un tema planteado en este artículo o quiere informar de errores factuales, envíenos un correo electrónico a spanish@swissinfo.ch.

Compartir este artículo

Únase a la conversación

Con una cuenta de SWI, tiene la oportunidad de contribuir con comentarios en nuestro sitio web.

Conéctese o regístrese aquí.