Navigation

La politización del cuerpo de la mujer

Boushra Almutawakel

El 7 de marzo, Suiza siguió el ejemplo de Francia y Austria y aprobó la prohibición de ocultar el rostro. El debate previo sobre la libertad religiosa y el islam politizado solo reflejó de manera parcial la complejidad de la cuestión. Con frecuencia, el cuerpo de la mujer se convierte en objeto de determinación ajena, lo que deja huella en sus vidas. Tres mujeres musulmanas cuentan sus historias.

Este contenido fue publicado el 21 abril 2021 - 08:56

Elham Manea fue probablemente la voz islámica más destacada de Suiza que hizo campaña a favor de la prohibición del burka y el niqab. Para la profesora y activista de los derechos humanos son símbolos de un islam politizado que oprime a las mujeres y las priva de sus derechos y libertades.

Kai Reusser / swissinfo.ch

La propia Manea llevó en el pasado velo y chador y aún recuerda con toda claridad el momento liberador en que se deshizo de ambas prendas en el baño de un aeropuerto en Alemania.

La fotógrafa Bushra Al-Mutawakel, por su parte, asocia el recuerdo de la etapa en que se cubría el rostro a una sensación de empoderamiento. Con el niqab, afirma, tiene un poder sobrenatural que la hace invisible, mientras que al mismo tiempo puede ver todo y a todos. En su obra, la fotógrafa deconstruye supuestas certezas en torno a la mujer. En Oriente la mujer es objeto de una comunidad tribal autoritaria, pero en Occidente tampoco es libre, porque aquí el capitalismo se aprovecha de su imagen y trata de codificarla.

De alguna manera, siempre hay un entramado de factores que afecta al cuerpo y a la apariencia de las mujeres – esta es la conclusión a la que llega Safa Karman. Esta analista política, que estudió en Harvard, se hizo mundialmente famosa con un vídeo en YouTube en el que explicaba sus razones para no cubrirse el rostro. Sus experiencias muestran también el modo obstinado en que se manifiesta la imagen exterior de las mujeres en el debate público, como si existiera un derecho internacional a juzgar a las mujeres por su vestimenta y apariencia.

Las obras fotográficas de Bushra Al-Mutawakel, de las que mostramos aquí una selección, juegan con estas y otras expectativas. Las imágenes quieren plantear cuestiones sobre normas y patrones de pensamiento alternativos. Muestran gráficamente cómo el cuerpo y la apariencia de las mujeres están dominados inconscientemente por la política, más allá de los límites de las diferentes culturas y religiones.

Traducción del alemán: Carla Wolff

Los comentarios de este artículo han sido desactivados. Puede encontrar una visión general de los debates en curso con nuestros periodistas aquí. Por favor, únase a nosotros!

Si quiere iniciar una conversación sobre un tema planteado en este artículo o quiere informar de errores factuales, envíenos un correo electrónico a spanish@swissinfo.ch.

Compartir este artículo

Únase a la conversación

Con una cuenta de SWI, tiene la oportunidad de contribuir con comentarios en nuestro sitio web.

Conéctese o regístrese aquí.