Navigation

El 'abuelo del Sudoku' es suizo

Lúdica, la muestra incentiva a los niños a vivir la ciencia. swissinfo.ch

Los festejos por el tricentenario del natalicio del matemático y científico suizo, Leonhard Euler, se extienden hasta el rincón más austral del mundo.

Este contenido fue publicado el 30 octubre 2007 - 16:24

Chile acoge una exposición interactiva que destaca la aplicación práctica de sus descubrimientos en las finanzas, el Sudoku, el electromagnetismo y la planificación de rutas aéreas.

¿Qué probabilidades tenemos de ganar la lotería? ¿Cómo se realiza una llamada telefónica? ¿Cómo encontrar el camino más corto que pase por todas las tiendas de la ciudad y volver al punto de partida? Son algunas de las preguntas que encuentran respuesta en esta exposición.

El lugar escogido para dar a conocer su obra en Chile no pudo ser más 'ad hoc' a los propósitos de Euler: demostrar que las matemáticas forman parte de la vida cotidiana.

Y es que el Museo Interactivo Mirador (MIM) -el más moderno en su tipo en Sudamérica- busca, precisamente, acercar las ciencias a las personas comunes y corrientes, especialmente a los niños, incentivándolos a través de experiencias lúdicas e interactivas a "vivir la ciencia".

"En la utilización de un teléfono, de una tarjeta de crédito, un medio de transporte o en el pronóstico del tiempo se esconden las matemáticas que Euler se esforzó en difundir", recalcó Jacqueline Weinstein, directora del museo.

Euler, un suizo del extranjero

El embajador de Suiza en Chile, André Regli, alabó el evento como una primera muestra del mayor acercamiento que la Confederación busca alcanzar con Chile en materia de colaboración científica.

Además, recordó que durante la visita oficial de la presidenta chilena a Suiza, Michelle Bachelet y su homóloga Micheline Calmy-Rey firmaron una carta de intenciones para promover el intercambio en este ámbito, "que esperamos concretar a través de un plan de acción para los próximos tres años", precisó.

A juicio del diplomático, Euler encarna tres grandes aspectos helvéticos muy actuales.

"Recibió su educación en la Universidad de Basilea, la más antigua del país, un antecedente que nos señala cómo Suiza, tempranamente, se dio cuenta que -al no tener recursos naturales propios que explotar- debía focalizarse en otras áreas, como el conocimiento y los servicios de calidad. Hoy somos el país que tiene mayor número de Premios Nobel per cápita", apuntó.

Asimismo, lo destacó como uno de los matemáticos más prolíficos de la humanidad. Y es que su obra completa supera 90 volúmenes de grandes dimensiones, con un promedio de producción de ¡unas 800 páginas por año!, superior a la de cualquier otro matemático de la historia.

Finalmente, el embajador Regli recordó que Euler vivió gran parte de su vida fuera de su tierra natal, como "un suizo del extranjero", aprovechando las oportunidades que Rusia y Alemania le ofrecieron para desarrollar su labor.

Durante la inauguración de la muestra, el físico matemático chileno Rafael Benguria, Premio Nacional de Ciencias 2005, ofreció una charla sobre su vida y obra, en la que calificó a Euler "no sólo como uno de los científicos más famosos de todos los tiempos, sino también como un gran hombre; todos destacan su gran humanidad".

"Es tremendamente positivo transmitirle a la gente la vida de un personaje tan importante como Euler. Fue uno de los pocos científicos que trascendió a la academia, al mismo nivel de Newton. Lamentablemente eso se ha perdido en el tiempo, y ésta es una hermosa oportunidad de tratar de recuperarlo. Por fortuna, lo hemos podido hacer en un lugar tan remoto como Chile", agregó.

Si hubiese estado en Chile...

Y como muestra de la vigencia que tienen los trabajos de Euler, Benguria explicó el problema de los 7 puentes de Koenigsberg- ciudad prusiana donde vivía Kant- dando origen a la Geometría Algebraica.

"Allí había 7 puentes que comunicaban una isla con tierra firme y otra isla. El desafío era trazar un trayecto que cruzara todos una sola vez. Euler demostró que era imposible, y ése fue el punto de partida para la teoría de Grafos que hoy se usa para programar los itinerarios de aviones en forma óptima o para designar salas en una universidad".

Este principio se pudo haber usado para el diseño del TranSantiago, la red interconectada de transporte público implementado por el actual gobierno. "Pero, definitivamente, por los problemas que se han generado, parece que aquí en Santiago el problema de los 7 puentes no se utilizó", recalcó en tono irónico el especialista.

swissinfo, Mariel Jara, Santiago de Chile

¿Por qué las matemáticas?

La exposición en honor a Euler en el Museo Interactivo Mirador (MIM) incluye paneles explicativos, experiencias interactivas, juegos, videos, simulaciones numéricas y demostraciones, con el objeto de demostrar que las matemáticas son asombrosas, interesantes y útiles.

Se trata de una muestra impulsada por la UNESCO y diseñada por el Centro de Ciencias de Orléans (Francia) con motivo del tricentenario del nacimiento de Euler que, antes de llegar Sudamérica, recorrió Asia, África y Europa.

La muestra estará en Chile hasta el 15 de diciembre, fecha en que proseguirá rumbo a Argentina, Paraguay, Colombia y México, en julio de 2008.

End of insertion

Leonhard Euler

Nació el 15 de abril de 1707 en Basilea. Fue el matemático más brillante de su tiempo, aunque sus aportaciones innovadoras abarcan también otros campos, como la física, la astronomía, la mecánica, la balística y la acústica. A sus múltiples intereses y agudeza crítica, se suman una memoria extraordinaria.

Fue tal su pasión por la ciencia que perdió un ojo en un experimento de óptica, lo cual no le impidió seguir investigando.

Sus estudios más famosos los realizó en el campo de las matemáticas puras. La sistematización y reformulación del análisis constituyen la base de las matemáticas modernas y de la teoría de las funciones. El desarrollo del chip y de sistemas cifrados, la óptica y la balística también se basan en sus estudios.

Euler creó también los llamados cuadrados latinos para realizar cálculos de probabilidades, considerados los precursores del hoy popular juego Sudoku. Por ello, algunos especialistas han bautizado a Euler como 'el abuelo' de este rompecabezas numérico.

Al morir investigaba las perturbaciones de la órbita de Urano. Especialistas sostienen que si hubiese vivido un poco más seguramente habría determinado que la razón de ellas es que más allá había otro planeta: Neptuno.

End of insertion

Este artículo ha sido importado automáticamente del antiguo sito web al nuevo. Si observa algún problema de visualización, le pedimos disculpas y le rogamos que nos lo indique a esta dirección: community-feedback@swissinfo.ch

Compartir este artículo