Navigation

Charlotte Perriand, diseñadora, fotógrafa y activista

Charlotte Perriand: exposición en Zúrich dedicada a la diseñadora y fotógrafa francesa. Betty Fleck © ZHdK

El Museo de Diseño de Zúrich presenta una exhibición dedicada a esta diseñadora, fotógrafa y activista francesa, quien pugnaba no sólo por cambiar el mundo a través de las formas, sino también por mejorar sus condiciones sociales de vida.

Este contenido fue publicado el 05 octubre 2010 - 13:12
Araceli Rico, Zúrich, swissinfo.ch

Egresada de la Escuela de Artes decorativas de París, a los 24 años de edad Charlotte Perriand ya formaba parte en 1927 del reconocido estudio parisino de Le Corbusier y Pierre Jeanneret.

Con estos dos grandes arquitectos colaboró durante 10 años en el diseño de muebles hechos de metal o muebles tubulares.

Perriand lograba dar un toque humano en sus creaciones que contrastaba con el racionalismo un tanto frío de los diseños del suizo Le Corbusier. Así, en 1929 lanza su famosa ‘Chaisse longue basculante’, el ‘Fauteuil grand confort’ y el ‘Fauteuil dossier basculant’, que la colocarán en un sitio privilegiado en el mundo de la arquitectura interior.

El interés de la artista por emplear nuevos materiales en sus trabajos, más su estancia de 1940 a 1946 en Extremo Oriente, la llevarán a reinterpretar el modo de habitar el espacio creando muebles de madera en los cuales lo tradicional se combina con lo moderno.

Es así que diseña mesas, estanterías, sillas, sillones y sofás, a precios accesibles, lo cual le proporciona una merecida reputación internacional, ya que incluso hoy varios de sus modelos siguen produciéndose gracias a la famosa empresa italiana Cassina.

La fotografía es como tomar apuntes

Hacia los años 1930 Charlotte Perriand es una joven independiente, atractiva y atlética, que descubre la fotografía de manera autodidacta usando la cámara como otros artistas toman nota en su libreta.

Por esos años se interesa en las innovaciones de los constructivistas rusos como los hermanos Vesnin y Lissitzky, a quienes conoce en uno de sus viajes a Moscú, así como a Lazlo Moholy-Nagy, quien influye en la creadora francesa en particular en sus fotografías de grandiosos espacios, o bien, edificios sin perspectivas clásicas ni ornamentos.

Asimismo, durante las excursiones que amaba hacer por los bosques o playas en compañía de Pierre Jeanneret y, raras veces, de Fernand Léger, Perriand recogía huesos o cráneos de animales, espinas de peces, piedras o rocas para fotografiarlos después en su estudio.

Esos ‘objetos mágicos’ dotados de estructuras simples, poéticas y libres que la naturaleza ha sabido moldear, servían a la artista como apuntes o bosquejos previos en el diseño de su mobiliario moderno.

Más adelante, se interesa también por tomar fotos de restos de metales
encontrados en los depósitos de basura de su ciudad. Todos esos elementos eran en cierto modo un ‘arte bruto’, cuyas formas elementales inspiraban en buena medida la creatividad de Perriand.

Fotografías con una dimensión humana

Más allá de la elaboración de muebles o de tomas artísticas, la diseñadora francesa utiliza la cámara fotográfica como un medio para abogar por el mejoramiento de las condiciones sociales en su país.

De este modo, las fotos de esta mujer adquieren una nueva dimensión humana al revelar a personas marginadas o sumamente modestas, tan frecuentes en los barrios populares de los alrededores de París.

En ellas aparecen las madres con sus hijos, los jóvenes, los viejos y los obreros, deambulando por los suburbios humildes e insalubres, lo cual daba una imagen crítica de la vida en Francia en aquella década de los 30.

El compromiso con la realidad social

Desde muy temprano Charlotte Perriand destacó por sus ideas liberales y su convicción por contribuir a un futuro más prometedor.

En 1931 descubre la Unión Soviética a la que considera un lugar de esperanzas para las generaciones venideras; en 1932 se convierte en miembro fundador de la Asociación de Escritores y Artistas Revolucionarios (AEAR), momento a partir del cual va a transmitir en sus obras una visión vanguardista de la época en la que ella era sin duda un bastión indiscutible.

Siguiendo la tradición rusa, Perriand va a hacer fotografías de gran formato utilizadas a manera de ‘collages’, acompañados con cierto tipo de textos para provocar confrontación entre el público. En estas imponentes composiciones asocia tanto sus propias fotos como las de otros autores, a fin de exponer libremente sus preocupaciones sociales.

Uno de sus gigantescos proyectos fue el expuesto en el ‘Salon des arts ménagers’ de París en 1936. Se trataba de un amplio conjunto de imágenes sobrepuestas llamado ‘La Grande Misère de Paris’, en cual se representan los antagonismos propios de esta sociedad europea.

Asimismo, en 1937 Charlotte Perriand, en colaboración con el pintor Fernand Léger, diseña para el Pabellón de la Agricultura el fotomontaje ‘La France agricole’. En él se contrapone el paisaje rural y el urbano señalando a su vez la oposición de los privilegiados y los no privilegiados.

La exposición ‘Charlotte Perriand, diseñadora, fotógrafa y activista’ en el Museo de Diseño de Zúrich (Museum für Gestaltung) cerrará sus puertas el 24 de octubre de 2010.

Charlotte Perriand

Charlotte Perriand (1903-1999), diseñadora de muebles, fotógrafa experimentada y mujer activa en la lucha por una sociedad más justa y organizada, está considerada actualmente una de las grandes innovadoras francesas del arte del siglo XX.

Con sus diseños de muebles hechos de metal y madera logró una profunda transformación no sólo en el ámbito de los valores estéticos, sino que dio origen a una sensibilidad propiamente moderna en el modo de vida cotidiano.

El rasgo que caracteriza la personalidad de esta artista, tanto como diseñadora o fotógrafa comprometida, es su honesta filiación a los principios de un racionalismo humano e innovador.

El Museo de Diseño de Zúrich (Museum für Gestaltung) presenta hasta el 24 de octubre de 2010 la exposición ‘Charlotte Perriand, diseñadora, fotógrafa y activista’.

End of insertion

Este artículo ha sido importado automáticamente del antiguo sito web al nuevo. Si observa algún problema de visualización, le pedimos disculpas y le rogamos que nos lo indique a esta dirección: community-feedback@swissinfo.ch

Los comentarios de este artículo han sido desactivados. Puede encontrar una visión general de los debates en curso con nuestros periodistas aquí. Por favor, únase a nosotros!

Si quiere iniciar una conversación sobre un tema planteado en este artículo o quiere informar de errores factuales, envíenos un correo electrónico a spanish@swissinfo.ch.

Compartir este artículo

Únase a la conversación

Con una cuenta de SWI, tiene la oportunidad de contribuir con comentarios en nuestro sitio web.

Conéctese o regístrese aquí.