Navigation

Skiplink navigation

Nuevo cine español, pujante en Locarno

Imagen del documental sobre la vida del ex-oficial germano Paul Hafner, quien vive desde hace 50 años en España.

Varias de las películas de producción española despiertan un especial interés entre el público que asiste al Festival Internacional de Cine de Locarno. En su mayoría son estrenos internacionales.

Este contenido fue publicado el 07 agosto 2007 - 18:52

'El paraíso de Hafner' es una coproducción austriaco-española que no dejó indiferente a la crítica.

Estar en Locarno "es un privilegio enorme. Este Festival constituye la mejor plataforma para lanzar mi película", expresa a swissinfo el director austriaco Günter Schwaiger, quien vive en España desde hace quince años.

Su documental, 'El Paraíso de Hafner', una coproducción austriaco-española, fue seleccionado por la Asociación de Periodistas Cinematográficos Suizos para concursar por el premio de la 'Semana de la Crítica', otorgado por la televisión helvética.

Presenta la vida actual del ex-oficial del Escuadrón de Protección (SS) de la otrora Alemania nazi, Paul Hafner, quien desde hace medio siglo, una vez finalizada la Segunda Guerra Mundial, se radicó en España con el visto bueno del gobierno de Francisco Franco.

Su congelada visión de la historia, la negación sin argumentos del holocausto, su pasión siempre viva hacia Adolf Hitler y la admiración hacia lo actuales grupos neo-nazis constituyen una radiografía casi dramática de un fenómeno histórico procesado sólo a medias.

Un filme que no dejó indiferente a la crítica locarnesa, siendo señalada su calidad en varios de los periódicos locales.

"Lo hice con muy pocos recursos, menos de 50.000 francos, con mucha dedicación y con el apoyo benévolo de una buena parte de mi equipo que casi no percibió salario alguno", indica el director.

Dos años de labor

Para realizar este viaje a la historia europeo-española, Schwaiger necesitó dos años de trabajo, más de cien horas de filmación y una investigación histórica que le asigna a su obra un valor significativo.

"Lo presentaremos dentro de poco en el Festival de Cine de Valladolid, y al mismo tiempo estamos organizando la distribución internacional", enfatiza el joven realizador.

Schwaiger no esconde como principal motivación de su trabajo "la necesidad de reactivar la memoria colectiva y la identificación con el sufrimiento de las víctimas".

Además Günter Schwaigen reitera su interés de "poder presentarlo en otros festivales, incluso en Latinoamérica", continente donde el trabajo de la memoria luego de años de dictaduras sigue siendo una prioridad de los movimientos sociales y de derechos humanos.

Tras el Leopardo de Oro

'Ladrones', primer largometraje del realizador español Jaime Marques Olarreaga, compite con otras 18 películas en esta 60ª edición de Locarno por el Leopardo de Oro, premio máximo en la competición internacional.

Carrera en la que también se inscribe 'Lo mejor de mí' de la joven realizadora catalana Roser Aguilar, programada para el viernes 10 de agosto, la antepenúltima jornada del festival tesinés.

'Ladrones', muy bien acogida por el público, presenta una dramática historia de amor de dos jóvenes, que protagonizan magistralmente Juan José Ballesta y María Valverde, ambas promesas ascendentes de la cinematografía ibérica. Él, carterista desde su infancia, ella estudiante de clase media. Ambos encuentran en el mundo de la "pequeña" delincuencia cotidiana la puerta para una relación amorosa tan intensa, como trágico será su desenlace.

"Entendí a mi película como un cuento, y por eso no hay referencias geográficas ni temporales precisas", explica Marques en entrevista con swissinfo, señalando el gran esfuerzo económico de la producción– en torno a los 3 millones de francos-; el constante aprendizaje que implica rodar un primer largometraje y la importancia de esta "primera internacional en el Festival de Locarno".

Según la crítica especializada, el hecho de ser preseleccionado en un festival de primer orden europeo y mundial constituye ya un reconocimiento de importancia para la carrera de cualquier cineasta.

La "enorme alegría por estar en Locarno" no esconde una cierta preocupación en su reflexión en cuanto al futuro del cine español – y europeo-, "confrontado a nuevos fenómenos y a una gran presión del mercado que va a exigir, sin dudas, cambios muy profundos en los próximos años".

Cineastas del Presente

Segunda más importante en Locarno, la competición de los 'Cineastas del Presente' –en general jóvenes realizadores- constituye el lugar apropiado para 'Lo bueno es llorar'.

Una primicia mundial del realizador chileno residente en España, Matías Bize, quien fuera descubierto exitosamente en Locarno en el 2005 con su corto 'En la cama'.

Por su parte, 'I want to be a pilot', de Diego Quemada-Diez, una coproducción española, mexicana y kenyana, de apenas 11 minutos de duración, no pasa indiferente en la selección especial de 'Cortometrajes de autor'.

Sostenida presencia ibérica en una edición de Locarno muy especial, la de sus 60 años, y, tal vez, la del reencuentro fortalecido entre el cine español y el público suizo.

swissinfo, Sergio Ferrari desde Locarno

Contexto

El Festival Internacional de Cine Locarno, el más importante de las muestras cinematográficas helvéticas, presenta en esta 60ª edición películas de unos cincuenta países. España, con una decena de filmes -la mayoría estrenos internacionales-, está entre los primeros 10 países con más obras presentadas.

Aunque muy detrás de Italia, Francia o Estados Unidos, la decena de filmes de España presentados en esta edición se encuentra, a nivel cuantitativo, cerca de la producción inglesa y germana presente en Locarno.

End of insertion

Datos clave

Esta edición espera llegar a una asistencia de 200.000 espectadores. El año anterior se contabilizaron 190.000.

El gobierno suizo a través de la Oficina Federal de la Cultura, confirmó a Locarno como el más importante festival que se realiza en suelo helvético con base al monto de subvenciones que percibe.

En 11 días, entre el 1° y el 11 de agosto, la programación de Locarno incluye casi dos centenares de filmes.

Se contabilizan unas 50 proyecciones diarias de filmes distribuidos en doce secciones o categorías. Desde los que se proyectan en la "Piazza Grande", hasta los cortos metrajes, pasando por retrospectivas, premios especiales y filmes de los jurados participantes.

End of insertion

Este artículo ha sido importado automáticamente del antiguo sito web al nuevo. Si observa algún problema de visualización, le pedimos disculpas y le rogamos que nos lo indique a esta dirección: community-feedback@swissinfo.ch

Compartir este artículo