Navegación

Enlaces para saltar navegación

Principales funcionalidades

Federer y Robredo en octavos en Melbourne

Roger Federer se deshizo el viernes del belga Xavier Malisse por 6-3, 6-3 y 6-1 bajo un sol brillante, alcanzando así la cuarta ronda del Abierto de Australia y situándose de nuevo como firme aspirante al título.

Roger Federer se deshizo el viernes del belga Xavier Malisse por 6-3, 6-3 y 6-1 bajo un sol brillante, alcanzando así la cuarta ronda del Abierto de Australia y situándose de nuevo como firme aspirante al título.



El actual campeón del torneo de Melbourne, que estuvo a punto de salir de forma inesperada en la anterior ronda, mostró todo su potencial frente a Melisse, al que se impuso en una hora y 45 minutos. Federer se medirá ahora al español Tommy Robredo, que se deshizo del ucraniano Sergiy Stajosvky por 5-7, 6-2, 6-4 y 6-2.

Otro español, Nicolas Almagro, pasó a octavos de final al ganar al croata Ivan Ljubicic por 6-4, 7-6 y 6-3.

Almagro se enfrentará ahora con el serbio Novak Djokovic, que avanzó el viernes sin problemas después de que su amigo y compatriota Viktor Troicki se retirara lesionado después de perder el primer set por 6-2.

"No es fácil jugar después de un partido de cinco sets pero lo logré", dijo Federer a los periodistas tras sacudirse el polvo de una difícil victoria ante el francés Gilles Simon.

"Hoy fue muy intenso. Los dos primeros sets casi no reflejaron lo difícil que fue", añadió.

"Iba por delante 3-1 en el segundo set. Luego pude remontar y gané once juegos consecutivos, lo que obviamente fue una buena racha", añadió el maestro suizo.

"No puedes ganar un grand slam en la primera semana pero puedes perderlo. Estoy contento de cómo está reaccionando mi cuerpo y me estoy moviendo bien".

Con zapatillas nuevas decoradas con cuatro pequeñas banderas suizas que simbolizan el número de Abiertos de Australia que ha ganado, el 16 veces campeón de un grand slam rápidamente recuperó su servicio normal tras los problemas con Gilles.

Roger Federer se deshizo el viernes del belga Xavier Malisse por 6-3, 6-3 y 6-1 bajo un sol brillante, alcanzando así la cuarta ronda del Abierto de Australia y situándose de nuevo como firme aspirante al título.

  

El actual campeón del torneo de Melbourne, que estuvo a punto de salir de forma inesperada en la anterior ronda, mostró todo su potencial frente a Melisse, al que se impuso en una hora y 45 minutos. Federer se medirá ahora al español Tommy Robredo, que se deshizo del ucraniano Sergiy Stajosvky por 5-7, 6-2, 6-4 y 6-2.

agencias


Enlaces

×